Ope­rar­se de ca­ta­ra­tas au­men­ta no­ta­ble­men­te la ca­li­dad de vi­da

La Voz de Galicia (A Coruña) - Salud - - Oftalmología -

LAS CA­TA­RA­TAS son uno de los pro­ble­mas of­tal­mo­ló­gi­cos más co­mu­nes en Es­pa­ña, muy li­ga­do a la edad de los pa­cien­tes y al en­ve­je­ci­mien­to de la po­bla­ción, por eso se pre­vé que si­ga au­men­tan­do. El Dr. Ser­gio Ares, of­tal­mó­lo­go de Clí­ni­ca Ba­vie­ra de A Co­ru­ña, nos ex­pli­ca qué son las ca­ta­ra­tas y có­mo tra­tar­las.

Ca­da año se rea­li­zan en Es­pa­ña unas 400.000 ope­ra­cio­nes de ca­ta­ra­tas.

—¿Las ca­ta­ra­tas son un de­fec­to vi­sual que solo apa­re­ce en pa­cien­tes de edad avan­za­da?

—Las ca­ta­ra­tas sur­gen cuan­do el cris­ta­lino, la len­te na­tu­ral del ojo que per­mi­te el pa­so de la luz y el en­fo­que de los ob­je­tos cer­ca­nos, va per­dien­do trans­pa­ren­cia. La apa­ri­ción de las ca­ta­ra­tas for­ma par­te del pro­ce­so nor­mal de en­ve­je­ci­mien­to del ser hu­mano, por lo que las ca­ta­ra­tas re­la­cio­na­das con la edad son las más fre­cuen­tes. No obs­tan­te, tam­bién exis­ten otros fac­to­res que pro­pi­cian su apa­ri­ción, co­mo la dia­be­tes, las in­fec­cio­nes, los trau­ma­tis­mos ocu­la­res, o in­clu­so la ge­né­ti­ca (exis­ten ca­ta­ra­tas con­gé­ni­tas, pre­sen­tes ya des­de el na­ci­mien­to), pe­ro en la ma­yo­ría de los ca­sos es­tán oca­sio­na­das por la edad avan­za­da del pa­cien­te.

—¿Cuál es el prin­ci­pal sín­to­ma que ma­ni­fies­tan los pa­cien­tes con ca­ta­ra­tas?

—El prin­ci­pal sín­to­ma de las ca­ta­ra­tas es la pér­di­da de la agu­de­za vi­sual. El pa­cien­te ve nu­bla­do, bo­rro­so por uno o am­bos ojos; ve peor por la no­che o en con­di­cio­nes de po­ca luz; se ha­ce más sen­si­ble a los res­plan­do­res y per­ci­be los co­lo­res con me­nos ni­ti­dez. En de­fi­ni­ti­va, las ca­ta­ra­tas pro­vo­can im­por­tan­tes di­fi­cul­ta­des vi­sua­les y, con ello, un de­te­rio­ro de la ca­li­dad de vi­da.

—Có­mo se pue­de co­rre­gir el pro­ble­ma?

—La úni­ca al­ter­na­ti­va de tra­ta­mien­to pa­ra las ca­ta­ra­tas es la ci­ru­gía. La téc­ni­ca qui­rúr­gi­ca que se uti­li­za es la fa­coe­mul­si­fi­ca­ción, que con­sis­te en la uti­li­za­ción de ul­tra­so­ni­dos pa­ra di­sol­ver y ex­traer el cris­ta­lino y sus­ti­tuir­lo por una len­te in­tra­ocu­lar ar­ti­fi­cial que ha­ce una fun­ción si­mi­lar sin pér­di­da de trans­pa­ren­cia y que du­ra to­da la vi­da.

—¿Qué ti­po de len­tes se em­plean en es­te ti­po de in­ter­ven­cio­nes y qué be- ne­fi­cios su­po­nen pa­ra el pa­cien­te?

—En mu­chos ca­sos se uti­li­za una len­te mo­no­fo­cal, es de­cir, que en­fo­ca solo a una dis­tan­cia, con lo que el pa­cien­te sue­le ne­ce­si­tar co­rrec­ción con ga­fas pa­ra ver de cer­ca. Sin em­bar­go hoy día es ca­da vez más fre­cuen­te el implante de len­tes mul­ti­fo­ca­les de última ge­ne­ra­ción, un ám­bi­to en el que Clí­ni­ca Ba­vie­ra es un cen­tro pio­ne­ro gra­cias a la uti­li­za­ción de len­tes tri­fo­ca­les. El pa­cien­te, a la vez que so­lu­cio­na su pro­ble­ma de ca­ta­ra­tas, pue­de mi­ni­mi­zar otros de­fec­tos vi­sua­les, co­mo la vis­ta can­sa­da, la mio­pía o la hi­per­me­tro­pía y lo­grar un ran­go de vi­sión útil a to­das las dis­tan­cias (cer­ca­na, in­ter­me­dia y le­ja­na).

—¿Cuál es el me­jor mo­men­to pa­ra ope­rar las ca­ta­ra­tas?

—Ha­ce al­gu­nos años, se re­co­men­da­ba al pa­cien­te es­pe­rar a te­ner una ca­ta­ra­ta muy avan­za­da ya que la téc­ni­ca qui­rúr­gi­ca em­plea­da era más agre­si­va.

Hoy en día la ci­ru­gía de ca­ta­ra­tas es mí­ni­ma­men­te in­va­si­va, in­do­lo­ra y con unas ta­sas de com­pli­ca­cio­nes muy ba­jas, con lo cual he­mos ade­lan­ta­do la edad de in­di­ca­ción de ci­ru­gía al mo­men­to en el que el pa­cien­te ne­ce­si­te me­jo­rar su ca­li­dad de vi­sión. Aque­llo de «de­jar que ma­du­ren» que­da ya en el pa­sa­do. Las ne­ce­si­da­des vi­sua­les ac­tua­les de una per­so­na por en­ci­ma de 60 años po­co tie­nen que ver con las de ha­ce 20 años, lo cual ha­ce que se es­té ade­lan­tan­do mu­cho la edad me­dia de la in­ter­ven­ción. Ade­más, cuan­to an­tes se reali­ce la ope­ra­ción, más fá­cil se­rá la in­ter­ven­ción y más rá­pi­da la re­cu­pe­ra­ción del pa­cien­te.

—¿Es un pro­ce­di­mien­to se­gu­ro?

—La ci­ru­gía de ca­ta­ra­tas es la in­ter­ven­ción más fre­cuen­te en el ám­bi­to de la of­tal­mo­lo­gía. Se cal­cu­la que ca­da año se rea­li­zan en Es­pa­ña una me­dia de 400.000 ope­ra­cio­nes de es­te ti­po por lo que es una ci­ru­gía muy pro­ba­da y se­gu­ra.

—¿Qué me­jo­ras su­po­ne pa­ra la ca­li­dad de vi­da de los pa­cien­tes?

—La ope­ra­ción de ca­ta­ra­tas es el pro­ce­di­mien­to con ma­yor im­pac­to glo­bal en la ca­li­dad de vi­da de la po­bla­ción. Es­ta in­ter­ven­ción su­po­ne un cam­bio en la vi­da de los pa­cien­tes, ya que gra­cias a ella re­cu­pe­ran la vis­ta que ha­bían per­di­do.

El ex­per­to. El Dr. Ser­gio Ares es of­tal­mó­lo­go en la Clí­ni­ca Ba­vie­ra de A Co­ru­ña.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.