La car­ta de la se­ma­na

La Voz de Galicia (A Coruña) - XL Semanal - - Correo -

Un buen des­per­tar. Ocho y me­dia de la ma­ña­na en una pa­ra­da de au­to­bús. A los la­dos de la mar­que­si­na de es­pe­ra y re­fu­gio, dos gran­des ma­ce­tas cú­bi­cas. So­mos cua­tro per­so­nas las que es­pe­ra­mos cuan­do lle­ga un se­ñor ma­yor, con una pin­ta co­rrec­ta y una li­ge­ra co­je­ra. Se po­ne a co­ger co­li­llas, pri­me­ro de una ma­ce­ta, lue­go de la si­guien­te. Una es­ce­na a la que va­mos acos­tum­brán­do­nos: po­bres des­gra­cia­dos sa­tis­fa­cien­do su vi­cio con los desechos. Mi mi­ra­da se cru­za con la de una se­ño­ra, tam­bién ma­yor, que enar­ca las ce­jas y ele­va las co­mi­su­ras de los la­bios, bus­can­do mi com­pli­ci­dad, pe­ro no me ape­te­ce co­mul­gar con al­guien a quien no sé in­ter­pre­tar qué busca trans­mi­tir. Y des­vío la mi­ra­da. En es­tas es­ta­mos cuan­do lle­ga el au­to­bús y el se­ñor, con las ma­nos lle­nas de co­li­llas, se acer­ca a una pa­pe­le­ra don­de las ti­ra, se sa­cu­de las ma­nos, sube al au­to­bús y se sien­ta en uno de los mu­chos es­pa­cios li­bres sin le­van­tar la mi­ra­da ni bus­car la apro­ba­ción de nadie. Me vuel­vo ha­cia la se­ño­ra y le di­go: «Me­nu­da lec­ción de ci­vis­mo». Y es­ta vez sí que­da cla­ro qué re­fle­ja su ca­ra: la mis­ma sor­pre­sa, re­co­no­ci­mien­to y res­pe­to que quie­nes pre­sen­cia­mos la es­ce­na. Da gus­to em­pe­zar así el día.

RA­MÓN ME­RINO. MA­DRID

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.