Nos co­la­mos en el box de Marc Már­quez

Có­mo se pre­pa­ra men­tal­men­te el ga­na­dor; los me­cá­ni­cos en ple­na ac­ción... Se­gui­mos al campeón del Mun­dial de Mo­togp, Marc Már­quez, en la úl­ti­ma ca­rre­ra de la tem­po­ra­da, en Va­len­cia, des­de una perspectiva úni­ca. Así se vi­ve en el in­te­rior del box.

La Voz de Galicia (A Coruña) - XL Semanal - - Sumario - POR LOUR­DES GÓ­MEZ / FO­TOS: CAR­LOS LU­JÁN Y JAI­ME OLI­VA­RES

HO­GAR, PLEGABLE HO­GAR

Los pi­lo­tos no sa­len del cir­cui­to du­ran­te la com­pe­ti­ción. Duer­men y vi­ven en su mo­tor­ho­me. Unas ca­ra­va­nas de lu­jo –si se tra­ta de los cam­peo­nes– que son su ho­gar ca­si to­do el año. De unos 60 me­tros cua­dra­dos, cuen­tan con va­rias ha­bi­ta­cio­nes y en ellas con­vi­ven va­rias per­so­nas; mu­chas ve­ces, ami­gos de los pi­lo­tos. En el ca­so de Marc, vi­ven con él su her­mano Alex y su pa­dre, Ju­liá. Los mo­tor­ho­mes se en­san­chan y plie­gan por los la­te­ra­les para con­ver­tir­se en ca­mio­nes re­gu­la­res que se des­pla­zan por ca­rre­te­ra de cir­cui­to en cir­cui­to. El de Marc, de he­cho, lo con­du­ce su pa­dre.

ÚL­TI­MAS DE­LI­BE­RA­CIO­NES

El día an­te­rior a la com­pe­ti­ción, Már­quez es­tu­dia ca­da de­ta­lle téc­ni­co y del tra­za­do del cir­cui­to. Aca­ban de dar las vuel­tas de pre­pa­ra­ción y la di­fe­ren­cia en­tre los tres pri­me­ros pi­lo­tos es so­lo de me­dio se­gun­do. Ga­nar un cen­tí­me­tro en una de las cur­vas es de­ter­mi­nan­te.

LOS TO­QUES FI­NA­LES

Las mo­tos son de una enor­me com­ple­ji­dad téc­ni­ca. Los me­cá­ni­cos son ca­si to­dos es­pa­ño­les. Al­gu­nos, co­mo Jor­di Cas­te­llá (a la de­re­cha), son ami­gos de Marc des­de la in­fan­cia. La no­che an­te­rior a la ca­rre­ra pa­san ho­ras ajus­tan­do y lim­pian­do la mo­to, ca­da mi­nús­cu­la pie­za. Jor­di bro­mea so­bre que son el ser­vi­cio de lim­pie­za más ca­ro del mundo… Aun­que no hay ci­fra ofi­cial, los me­jo­res me­cá­ni­cos ga­nan unos 60.000 eu­ros al año. Pe­ro tra­ba­jan so­lo cuan­do hay ca­rre­ra. Es de­cir, una semana sí y otra, no.

129 CÁ­MA­RAS

La re­trans­mi­sión por te­le­vi­sión de las ca­rre­ras es cla­ve en el cam­peo­na­to. Es el grue­so de los in­gre­sos. Se ocu­pa de ello, en to­dos sus as­pec­tos, Dor­na, la em­pre­sa es­pa­ño­la que or­ga­ni­za el Mun­dial. Un to­tal de 300 per­so­nas viaja de cir­cui­to en cir­cui­to. En Va­len­cia ha­bía 129 cá­ma­ras gra­ban­do la ca­rre­ra, pe­ro a ve­ces lle­gan a 200. En las mo­tos de los me­jo­res pi­lo­tos hay 4 cá­ma­ras, desa­rro­lla­das es­pe­cí­fi­ca­men­te por in­ge­nie­ros de Dor­na. En la ca­bi­na de rea­li­za­ción (un ca­mión) se va de­ci­dien­do en di­rec­to qué pla­nos ve­mos los te­le­vi­den­tes de to­do el mundo, a par­tir de una se­lec­ción de los cien­tos de imá­ge­nes que se re­ci­ben en otras ca­bi­nas.

PA­RRI­LLA DE SA­LI­DA Cuan­do lle­gan los pi­lo­tos a la pa­rri­lla de sa­li­da, el si­len­cio es tan lla­ma­ti­vo co­mo el rui­do que ha­rán las mo­tos mi­nu­tos des­pués. Las com­pe­ti­cio­nes del mo­tor van acom­pa­ña­das siem­pre por chi­cas es­pec­ta­cu­la­res que, ade­más de ope­rar co­mo aza­fa­tas, se ha­cen fo­tos con el pú­bli­co. La ma­yo­ría son vo­lun­ta­rias, no co­bran. Es­tar ahí les sir­ve para pro­mo­cio­nar su ima­gen. MU­CHO POR DE­LAN­TE Már­quez se qui­ta el mono, que está he­cho a me­di­da. Pe­sa unos 4,5 ki­los. Es de cue­ro de va­ca, aun­que a ve­ces tam­bién se usa de can­gu­ro y se con­fec­cio­na con hi­los es­pe­cia­les para evi­tar su ro­tu­ra. El ca­ta­lán que­dó se­gun­do en Va­len­cia, pe­ro ya ha­bía ga­na­do el Mun­dial. Es el ter­ce­ro de Mo­togp que gana. La cues­tión aho­ra es si se­rá ca­paz de ga­nar más que Va­len­tino Ros­si, que tie­ne 9. Le que­da mu­cha ca­rre­ra. Va­len­tino tie­ne 37 años; Marc, 23.

MARC MÁR­QUEZ AN­DREA IANNONE JOR­GE LO­REN­ZO VA­LEN­TINO ROS­SI

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.