Dios y el de­mo­nio

La Voz de Galicia (A Coruña) - XL Semanal - - Especial Navidad La Cocina Fácil De… - Ben­ja­mín POR La­na @un­co­mino

Hay ciu­da­da­nos que dis­fru­ta­mos tan­to del vino co­mo de los des­ti­la­dos. Ti­pos que nos acom­pa­ña­mos de un va­so en las cir­cuns­tan­cias bue­nas de la vi­da y tam­bién en al­gu­nas de las ma­las. Gen­tes a las que nos gus­ta la be­bi­da por su sa­bor, no por­que nos ocul­te la reali­dad. No les ha­bla uno de esos pe­rio­dis­tas du­ros que ha­cen épi­ca del al­cohol y las ma­las com­pa­ñías. Soy so­lo al­guien con pa­la­dar que odia los ma­los des­per­ta­res. Por eso hoy les cuen­to una de mis re­ce­tas pa­ra evi­tar las ten­ta­cio­nes del de­mo­nio, esa ca­ra B de no­so­tros mis­mos. Con­sis­te en no ol­vi­dar que la fer­men­ta­ción es un re­ga­lo de Dios y la des­ti­la­ción, del de­mo­nio. El vino es fru­to de la na­tu­ra­le­za, obra de las le­va­du­ras y el tiem­po. Sin in­ter­ven­ción hu­ma­na, po­dría lle­gar a dar­se un buen co­se­che­ro. El des­ti­la­do es otra co­sa. Hay que cons­truir el alam­bi­que y dar­le mu­cho ca­lor pa­ra que sal­ga el agua de fue­go: pu­ro reino de Bel­ce­bú. Así que si uno na­ve­ga por tie­rras del fer­men­ta­do va a sal­vo, co­mo si con­du­je­ra a ve­lo­ci­dad le­gal con el cin­tu­rón pues­to. Pe­ro si de­ci­de pa­sar­se al la­do es­pi­ri­tuo­so de la vi­da la co­sa cam­bia: es co­mo pi­sar el ace­le­ra­dor con chan­clas. No di­go que eso no sea go­zo­so. Hay días pa­ra to­do. So­lo se tra­ta de sa­ber en qué reino que­re­mos acos­tar­nos y, so­bre to­do, en cuál des­per­tar. Pró­xi­mo do­min­go: Car­los Ma­ri­bo­na

Fotos: Jo­sé Luis Ló­pez de Zu­bi­ría

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.