Plan­tar­le ca­ra a lo es­pec­ta­cu­lar

La Voz de Galicia (A Coruña) - XL Semanal - - Magazine -

«No os han en­se­ña­do a su­frir». La fra­se se me que­dó mar­ca­da se­gún la pro­nun­ció mi abue­lo. No era una ad­ver­ten­cia, sino un anun­cio de una ge­ne­ra­ción a otra. Y era ver­dad. Pen­sé: el con­ti­nuo bom­bar­deo de in­for­ma­ción e imá­ge­nes so­bre mi ge­ne­ra­ción nos con­vier­te en tes­ti­gos de un mun­do en ace­le­ra­ción que no per­mi­te el des­can­so pa­ra el go­ce, el dis­fru­te o el su­fri­mien­to. La au­sen­cia de es­te nos anes­te­sia y nos inmoviliza an­te una so­cie­dad que es­tá desean­do sen­tir­se vi­va, pe­ro que, en cam­bio, se con­vier­te en es­pec­ta­cu­lar. Nues­tras re­des so­cia­les pa­re­cen cóm­pli­ces de una mo­der­ni­dad in­cier­ta so­bre la que el co­no­ci­mien­to ha que­da­do atrás, con­vir­tién­do­nos en tes­ti­gos de un mun­do a la de­ri­va. Es­to pen­sé al prin­ci­pio, pe­ro lue­go ad­ver­tí que mi abue­lo no bus­ca­ba ser pe­si­mis­ta, sino alen­tar­me a una re­sis­ten­cia co­ti­dia­na an­te la des­preo­cu­pa­ción. El su­fri­mien­to pues se con­ver­tía en ins­tru­men­to ca­paz de agi­tar aque­llo que me ro­dea­ba pa­ra plan­tar­le ca­ra a lo es­pec­ta­cu­lar. Él me en­se­ñó a lu­char pa­ra que po­co a po­co en mi día a día el su­fri­mien­to for­ma­ra par­te de mí… pa­ra com­ba­tir­lo. ÍÑI­GO GÓMEZ EGUÍLUZ. VI­TO­RIA

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.