Lo que mu­chos pen­sa­mos

La Voz de Galicia (Lugo) - - Opinión -

Es­ta ma­ña­na, al leer el ar­tícu­lo del edi­tor de La Voz de Ga­li­cia, San­tia­go Rey, me he vis­to ple­na­men­te re­fle­ja­da. So­mos mu­chos los que pen­sa­mos co­mo us­ted. ¿A qué se pre­sen­tan los que as­pi­ran a re­pre­sen­tar­nos? Es una pre­gun­ta que to­dos los ciu­da­da­nos de­be­ría­mos ha­cer­nos con nues­tro vo­to en la mano, an­tes de de­po­si­tar­lo en las ur­nas. Yo tam­bién me pre­gun­to có­mo es po­si­ble que quie­nes se han reí­do de to­dos no­so­tros con su in­ca­pa­ci­dad pa­ra pac­tar, su «aver­sión al en­ten­di­mien­to», co­mo se re­co­ge en el ar­tícu­lo, ven­gan de nue­vo a pe­dir­nos nues­tro apo­yo en un es­ce­na­rio que se di­bu­ja muy pa­re­ci­do, por no de­cir idén­ti­co, al que he­mos su­fri­do en los úl­ti­mos seis me­ses. Co­mo ciu­da­da­na y con­tri­bu­yen­te exi­jo una cla- se po­lí­ti­ca re­no­va­da, cohe­ren­te y, por su­pues­to, hon­ra­da en to­dos los ám­bi­tos. Lec­tu­ras co­mo la de hoy en La Voz de Ga­li­cia son un to­que de aten­ción a los vo­tan­tes pa­ra que sea­mos ver­da­de­ra­men­te cons­cien­tes que la res­pon­sa­bi­li­dad úl­ti­ma de to­do lo que ocu­rre re­si­de en lo que ha­ce­mos con nues­tras pa­pe­le­tas. Co­mo lec­to­ra de La Voz, me sien­to or­gu­llo­sa de que mi pe­rió­di­co, y su edi­tor, no se re­fu­gien en los tó­pi­cos y lu­ga­res co­mu­nes de quie­nes an­te­po­nen su cuen­ta de re­sul­ta­dos a los ver­da­de­ros pro­ble­mas del

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.