Los ani­ma­les con pa­tas ro­tas ya no son un pro­ble­ma pa­ra los tra­tan­tes de ga­na­do

El transporte de bo­vino ge­ne­ra múl­ti­ples ac­ci­den­tes, que aho­ra ya ten­drán una so­lu­ción in­me­dia­ta

La Voz de Galicia (Lugo) - - Lugo -

La aso­cia­ción de ope­ra­do­res de ga­na­do que pre­si­de En­ri­que Ote­ro es­tá sa­tis­fe­cha de ha­ber ga­na­do la pri­me­ra ba­ta­lla en su lu­cha con­tra la ad­mi­nis­tra­ción pa­ra que les re­co­no­cie­ra una de las reivin­di­ca­cio­nes que man­tie­nen ac­ti­vas des­de ha­ce dé­ca­das. Es­ta or­ga­ni­za­ción pre­ten­día que se pu­sie­ra en mar­cha un pro­to­co­lo pa­ra que los ani­ma­les que re­co­gen en las gran­jas y que se rom­pen una pa­ta en el transporte pue­dan ser sa­cri­fi­ca­dos na­da más lle­gar al ma­ta­de­ro y en au­sen­cia del ve­te­ri­na­rio de la in­dus­tria. El tiem­po es cla­ve no so­lo en el bie­nes­tar del ani­mal, que no tie­ne por­que no es ne­ce­sa­rio pro­lon­gar su su­fri­mien­to, a la es­pe­ra de que se in­cor­po­re el pro­fe­sio­nal a su pues­to en ho­ra­rio la­bo­ral, sino tam­bién a la ho­ra de apro­ve­char su car­ne.

Ins­truc­cio­nes in­ter­nas

Fuen­tes de Age­ga, la aso­cia­ción que pre­si­de En­ri­que Ote­ro, se­ña­la­ron que la Di­rec­ción Xe­ral de Saú­de Pú­bli­ca trans­mi­tió una ins­truc­ción in­ter­na a los ma­ta­de­ros pa­ra que apli­quen el mis­mo pro­to­co­lo que si los ac­ci­den­tes son en las gran­jas. En es­tas, es­tá per­mi­ti­do sa­cri­fi­car y san­grar el ani­mal des­pués de que un ve­te­ri­na­rio clí­ni­co cer­ti­fi­que su es­ta­do y trans­por­tar rá­pi­da­men­te al ani­mal al ma­ta­de­ro.

Los tra­tan­tes, se­gún se­ña­ló Ote­ro, lle­van años re­cla­man­do una so­lu­ción pa­ra un pro­ble­ma que, se­gún ase­gu­ran es bas­tan­te fre­cuen­te y que sue­le afec­tar a los me­jo­res ejem­pla­res de va­cuno. «Ca­da ma­ta­doi­ro ten un co­rreo coas ins­truc­cións den­de hai tres ou ca­tro días e con­fia­mos —aña­dió— en que non ha­xa nin­gún pro­ble­ma na apli­ca­ción do pro­to­co­lo». «Den­de a aso­cia­ción —aña­dió— es­ta­re­mos aten­tos».

Si la res te­nía el ac­ci­den­te en el transporte era tras­la­da­da al ma­ta­de­ro, se­gún el pre­si­den­te de Age­ga, y si te­nía la suer­te de que fue­ra en ho­ra­rio del ve­te­ri­na­rio de la in­dus­tria, los pro­ble­mas eran mí­ni­mos. En ca­so con­tra­rio te­nían que es­pe­rar a que lle­ga­ra el pro­fe­sio­nal y au­to­ri­za­ra el sa­cri­fi­cio y la es­pe­ra po­dría ser de dos días e in­clu­so más, si coin­ci­día en un fin de se­ma­na.

Ins­truc­cio­nes cla­ras

«A ins­truc­ción cós­ta­nos que es­tá da­da —in­sis­tió— ha­be­rá que ver co­mo a apli­can nos ma­ta­doi­ros e se non apa­re­cen pro­ble­mas po­lo me­dio». «O pro­to­co­lo es­tá cla­ro —ex­pli­có— non ten vol­tas e da­lle pro­ta­go­nis­mo o ve­te­ri­na­rio clí­ni­co, fren­te o ofi­cial e con­fia­mos en que non se cum­plan al­gu­nas ad­ver­ten­cias so­bre po­si­bles de­co­mi­sos por­que non te­ñen sen­ti­do coas ins­truc­cións da­das po­la di­rec­ción xe­ral».

Fuen­tes del sec­tor se­ña­la­ron que es­ta­ban muy sa­tis­fe­chos con el pa­so da­do, que con­si­de­ran un lo­gro, des­pués de tan­tos años de de­man­das fren­te a la ad­mi­nis­tra­ción, sin re­sul­ta­dos has­ta el mo­men­to.

Bus­car­le una so­lu­ción a es­te pro­ble­ma, se­gún re­co­no­cie­ron fuen­tes de la aso­cia­ción de tra­tan­tes, su­pu­so múl­ti­ples reunio­nes en la Xun­ta. A las úl­ti­mas con­vo­ca­to­rias, en las que se to­mó la de­ci­sión, acu­die­ron re­pre­sen­tan­tes de la dos con­se­lle­rías im­pli­ca­das, Me­dio Ru­ral y Sa­ni­da­de.

Los ani­ma­les he­ri­dos ya no ten­drán que es­pe­rar va­rios días pa­ra ser sa­cri­fi­ca­dos La Xun­ta man­dó una cir­cu­lar a los ma­ta­de­ros con las ins­truc­cio­nes de có­mo ac­tuar

Va­cas su­bien­do a un camión en el que via­ja­rán.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.