El úl­ti­mo ser­vi­cio del ca­pi­tán Noé

«He ju­ga­do 10 de las 11 fa­ses del Cer­ce­da y si as­cen­de­mos me pue­do ir tran­qui­lo»

La Voz de Galicia (Lugo) - - Deportes - IVÁN ANTELO

Lle­va die­cio­cho tem­po­ra­das en el Cer­ce­da y na­die sa­be me­jor que él có­mo la­te el co­ra­zón de O Ro­xo. El fis­te­rrán Ce­les­tino Noé Ló­pez cum­pli­rá el vier­nes 39 años y ha su­fri­do en sus car­nes las he­ri­das de nue­ve de las diez fa­ses de as­cen­so per­di­das por el cua­dro co­ru­ñés. Por eso, na­die se ale­gra­rá más que él si a la un­dé­ci­ma va la ven­ci­da. Si por fin el cua­dro ro­ji­blan­co con­si­gue el as­cen­so a una categoría de bron­ce que me­re­ce des­de 1996.

«Ten­go en men­te re­ti­rar­me y me iría tran­qui­lo de­jan­do al equi­po en Se­gun­da Di­vi­sión B. Es lo úni­co que me fal­ta en una ca­rre­ra lar­ga, en la que he con­se­gui­do mu­chas co­sas con el Cer­ce­da. La de­ci­sión no es­tá al cien por cien to­ma­da, pe­ro si el equi­po as­cien­de de categoría pa­re­ce cla­ro que sí que lo de­ja­ré por mi tra­ba­jo y mi edad. In­clu­so aun­que nos que­dá­ra­mos en Ter­ce­ra po­si­ble­men­te tam­bién lo de­ja­ría. Co­noz­co muy bien es­te club, to­das las de­cep­cio­nes que la gen­te ha ido acu­mu­lan­do al ver que no da­mos con­se­gui­do el as­cen­so. Y por eso lo­grar­lo aho­ra se­ría sa­car­me esa es­pi­ni­ta cla­va­da. Me iría muy tran­qui­lo a mi ca­sa», ex­pli­ca el la­te­ral de­re­cho, cons­cien­te de que a su equi­po ya so­lo le que­da una eli­mi­na­to­ria pa­ra lo­grar el ob­je­ti­vo.

Noé sa­be de lo que ha­bla. «He es­ta­do en diez de las on­ce fa­ses de as­cen­so que ha ju­ga­do el Cer­ce­da. So­lo me per­dí la pri­me­ra. Otros años he­mos te­ni­do, por nom­bres, gran­dí­si­mos equi­pos y he­mos ga­na­do in­clu­so li­gas re­gu­la­res a gran­des equi­pos de ciu­da­des co­mo Compostela o Ra­cing de Fe­rrol. Pe­ro el play off es muy di­fe­ren­te. Hay mu­chos con­di­cio­nan­tes. Cual­quier de­ta­lle pue­de trun­car tus op­cio­nes y a no­so­tros nun­ca se nos ha da­do bien», ana­li­za.

«En cam­bio, es­te año la gen­te no nos da­ba en­tre los fa­vo­ri­tos a prin­ci­pio de tem­po­ra­da. Sa­li­mos sin esa pre­sión y a ba­se de tra­ba­jar bien fui­mos ga­nan­do par­ti­dos has­ta lle­gar con op­cio­nes de tí­tu­lo a la úl­ti­ma jor­na­da de la li­ga re­gu­lar. Lue­go, en es­tas dos eli­mi­na­to­rias he­mos he­cho un ma­nual de có­mo afron­tar el play off de as­cen­so. He­mos mi­ni­mi­za­do al má­xi­mo nues­tros erro­res y ade­más he­mos he­cho bue­nos par­ti­dos fue­ra de ca­sa, que es al­go muy im­por­tan­te en es­tas eli­mi­na­to­rias», aña­de.

La mal­di­ción de Bem­bi­bre

En los úl­ti­mos vein­te años, el Cer­ce­da ha ga­na­do cua­tro tí­tu­los de Ter­ce­ra y ade­más ha co­se­cha­do dos sub­cam­peo­na­tos. Un pal­ma­rés re­ple­to de lau­re­les que arran­có en la cam­pa­ña 1995/1996, cuan­do el cua­dro ro­ji­blan­co ga­nó la li­ga re­gu­lar con sol­ven­cia y lle­gó a la úl­ti­ma jor­na­da de la li­gui­lla de as­cen­so co­mo lí­der des­ta­ca­do. Al cua­dro de O Ro­xo le va­lía con pun­tuar en Bem­bi­bre an­te un ri­val que so­lo ha­bía su­ma­do un pun­to en cin­co jor­na­das. Y ca­yó go­lea­do de for­ma sor­pren­den­te por 5-0, re­ga­lán­do­le el as­cen­so al Ovie­do B.

Ahí arran­có el ga­fe. La mal­di­ción de Bem­bi­bre. El Cer­ce­da pa­só a con­ver­tir­se en una tri­tu­ra­do­ra de en­tre­na­do­res, a pe­sar de que si­guie­ron ju­gan­do fa­ses de as­cen­so con más pe­na que glo­ria. «Des­de el cam­bio de for­ma­to, so­lo una vez lle­ga­mos a la úl­ti­ma eli­mi­na­to­ria. Fue en el 2010 y per­di­mos con­tra La Mue­la», re­cuer­da Noé.

«Al año si­guien­te que­da­mos cam­peo­nes con el me­jor equi­po en el que he ju­ga­do. Los de­lan­te­ros eran Ma­nu Ba­rrei­ro y Jo­se­lu, ima­gí­na­te... Pe­ro per­di­mos con­tra la Lla­gos­te­ra la eli­mi­na­to­ria de cam­peo­nes y lue­go con el San­se», aña­de. Fuen­la­bra­da (2012), Te­ne­ri­fe B (2014) y SD Lo­gro­ñés (2015) fue­ron los úl­ti­mos en su­mar­se a una lar­ga lis­ta de ver­du­gos. Has­ta es­te año, cla­ro, en el que el fút­bol le de­be un as­cen­so a Noé y a su Cer­ce­da.

«Es­te año no nos da­ban co­mo fa­vo­ri­tos y sin pre­sión he­mos lle­ga­do has­ta aquí» «En el 2012 nues­tra de­lan­te­ra era Jo­se­lu-Ma­nu Ba­rrei­ro, y ni así as­cen­di­mos»

JO­SÉ M. CASAL

Noé afron­ta su de­ci­moc­ta­va tem­po­ra­da en el Cer­ce­da.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.