Los pi­ni­tos de Juan Car­los I con el ga­lle­go en San­xen­xo: «En Ga­li­cia nun­ca cho­ve»

La Voz de Galicia (Lugo) - - Sociedad - M. GAGO

So­nó a un ga­lle­go con un acen­to al­go ex­tra­ño —la ch so­nó a al­go pa­re­ci­do a una x—, pe­ro ayer por la ma­ña­na el rey emé­ri­to qui­so de­jar cons­tan­cia de su apre­cio por la tie­rra de Breo­gán uti­li­zan­do el ga­lle­go, en una bre­ve com­pa­re­cen­cia an­te la pren­sa. El lu­gar, San­xen­xo, y la oca­sión el apo­yo del rey emé­ri­to al Cen­tro Na­cio­nal de Ve­la Adap­ta­da de Map­fre. Fue al­go sen­ci­llo, un «en Ga­li­cia nun­ca cho­ve», pe­ro fue su­fi­cien­te. «Ya te­ne­mos ti­tu­lar pa­ra es­cri­bir», co­men­ta­ban los pe­rio­dis­tas al re­ma­tar la im­pro­vi­sa­da rue­da de pren­sa.

Las vi­si­tas de don Juan Car­los a la ca­pi­tal tu­rís­ti­ca de las Rías Bai­xas se han mul­ti­pli­ca­do des­de que su ami­go Pe­dro Cam­pos, pre­si­den­te del Náu­ti­co de San­xen­xo y pro­mo­tor de una flo­ta de em­bar­ca­cio­nes his­tó­ri­cas a ve­la, ex­ten­die­se sus reite­ra­das in­vi­ta­cio­nes al mo­nar­ca emé­ri­to pa­ra que na­ve­ga­se por la ría.

Di­cho y he­cho. El rey no se lo pen­só dos ve­ces por­que el mar es una de sus gran­des pa­sio­nes y la ría es una ma­ra­vi­lla pa­ra sur­car­la en unos bar­cos pre­cio­sos, y que des­ta­can por sí so­los en­tre los ya­tes na­da des­pre­cia­bles que atra­can en la ra­da san­xen­xi­na. Ya el oto­ño pa­sa­do Juan Car­los I eli­gió San­xen­xo y la ría pon­te­ve­dre­sa pa­ra vol­ver al mar tras años de for­za­da au­sen­cia, por ra­zo­nes de sa­lud, a bor­do de una em­bar­ca­ción de­por­ti­va.

La vi­si­ta del mo­nar­ca emé­ri­to de es­te vier­nes tu­vo, sin em­bar­go, un ca­rác­ter es­pe­cial y el rey más pró­xi­mo a sus ciu­da­da­nos po­só con los jó­ve­nes dis­ca­pa­ci­ta­dos, mien­tras des­de las ven­ta­nas del Náu­ti­co y el es­pi­gón, cu­rio­sos y tu­ris­tas apro­ve­cha­ban pa­ra in­mor­ta­li­zar el mo­men­to. Des­pués, el rey acep­tó res­pon­der unas breves pre­gun­tas de la pren­sa. Ga­li­cia le en­can­ta. Eso ya lo di­jo des­de el pri­mer mo­men­to, mien­tras la nu­be de fo­tó­gra­fos, cá­ma­ras y mi­cros le pre­gun­ta­ban por San­xen­xo y la ría. ¿Es­te fin de se­ma­na vol­ve­rá a na­ve­gar? Re­pues­ta afir­ma­ti­va. «Si el tiem­po lo per­mi­te», le di­cen. Y en­ton­ces sal­tó la sor­pre­sa: «Que nun­ca cho­ve, en Ga­li­cia nun­ca cho­ve». Con­clu­yó con un men­sa­je so­li­da­rio: «Ve­ni­mos a apo­yar a la Fun­da­ción Map­fre de ayu­da a los dis­ca­pa­ci­ta­dos. Creo que hay que ha­cer to­do lo po­si­ble pa­ra in­te­grar­los so­cial­men­te, y ahí es­ta­mos».

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.