Hor­ni­llos ga­ran­ti­za «con­tun­den­cia» contra el do­pa­je

La Voz de Galicia (Lugo) - - Deportes -

Isi­do­ro Hor­ni­llos, can­di­da­to a la pre­si­den­cia de la Fe­de­ra­ción Es­pa­ño­la de Atle­tis­mo pa­ra su­ce­der a Jo­sé Ma­ría Odrio­zo­la, má­xi­mo res­pon­sa­ble des­de ha­ce 27 años y que no se pre­sen­ta a la re­elec­ción, garantizó «con­tun­den­cia» en la lu­cha contra el do­pa­je, des­ta­ca el pa­pel de las fe­de­ra­cio­nes au­to­nó­mi­cas y pro­pu­so a los otros as­pi­ran­tes, Raúl Cha­pa­do y Ma­nel Gon­zá­lez, un de­ba­te pú­bli­co. «La se­lec­ción es­pa­ño­la es la éli­te de nues­tro atle­tis­mo y te­ne­mos que de­fen­der su ima­gen. Va­mos a pro­po­ner que nin­gún atle­ta que ha­ya co­me­ti­do una fal­ta gra­ve de do­pa­je pue­da ves­tir la ca­mi­se­ta na­cio­nal. To­dos te­ne­mos que tra­ba­jar pa­ra erra­di­car es­ta la­cra», sub­ra­yó du­ran­te la pre­sen­ta­ción de su can­di­da­tu­ra en Ma­drid.

El pre­si­den­te de la Fe­de­ra­ción Ga­lle­ga de Atle­tis­mo y que fue olím­pi­co en Moscú 1980 en 400 y 4x400 me­tros, ob­ser­vó que «a cual­quier pre­si­den­te le pue­den sur­gir ca­sos de do­pa­je du­ran­te su man­da­to», pe­ro se­ña­ló que lo im­por­tan­te es com­ba­tir­los efi­caz­men­te, y a es­te res­pec­to garantizó «con­tun­den­cia».

Con res­pec­to a las bol­sas de san­gre de la Ope­ra­ción Puer­to, reite­ró su in­ten­ción de im­pe­dir el ac­ce­so a la se­lec­ción a los do­pa­dos. «Hay quien di­ce que es­to no es po­si­ble, por­que se­ría cas­ti­gar dos ve­ces el mis­mo de­li­to, pe­ro yo creo que las fe­de­ra­cio­nes na­cio­na­les te­ne­mos fun­cio­nes pú­bli­cas de­le­ga­das y ca­pa­ci­dad pa­ra es­ta­ble­cer nues­tra nor­ma­ti­va. Igual que se prohí­be a Ben­ze­ma ir a la se­lec­ción fran­ce­sa de fút­bol, po­de­mos es­ta­ble­cer co­mo cri­te­rio de se­lec­ción no ha­ber co­me­ti­do una in­frac­ción gra­ve de do­pa­je», ex­pli­có.

Hor­ni­llos, pro­fe­sor en la Uni­ver­si­da­de da Co­ru­ña, fue pre­sen­ta­do por el atle­ta ma­dri­le­ño Víc­tor García, me­da­llis­ta de bron­ce eu­ro­peo en 3.000 me­tros obs­tácu­los y pro­pug­nó un acer­ca­mien­to a los or­ga­ni­za­do­res de las ca­rre­ras po­pu­la­res, al tiem­po que se com­pro­me­tió a tí­tu­lo per­so­nal a no es­tar más de ocho años, si soy ele­gi­do, y a tras­la­dar mi re­si­den­cia a Ma­drid, mi se­gun­da ciu­dad».

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.