«An­to­nio se bebió to­das las bo­te­llas de al­cohol de la fies­ta»

La Voz de Galicia (Lugo) - - LUGO -

«Uf, An­to­nio se bebió to­das las bo­te­llas de al­cohol de la fies­ta», de­cían dos con­duc­to­res que veían al hom­bre ca­mi­nar por el cam­po si­tua­do al la­do del pun­to de ve­ri­fi­ca­ción de al­coho­le­mia.

Me­dio des­ca­mi­sa­do, pan­ta­lo­nes va­que­ros, cal­ce­ti­nes blan­cos y mo­ca­si­nes ma­rro­nes. Así lle­ga­ba es­te vi­lal­bés, acom­pa­ña­do por un agen­te, a la fur­go­ne­ta de ates­ta­dos pa­ra so­me­ter­se a la prue­ba de al­cohol. Tra­ba­jo le cos­tó su­bir el es­ca­lón del fur­gón pa­ra so­me­ter­se al eti­ló­me­tro evi­den­cial. Vo­ca­li­zar tam­bién le fue com­pli­ca­do. «Co­ja ai­re y so­ple fuer­te has­ta que le di­ga», le or­de­na­ba el guar­dia ar­ma­do de pa­cien­cia y que fi­nal­men­te tu­vo que aca­bar im­pu­tán­do­le dos de­li­tos: uno de ne­ga­ti­va y otro de sín­to­mas de ha­ber be­bi­do. «No sue­lo be­ber y ten­go to­dos los pun­tos pe­ro hoy be­bí cua­tro cu­ba­tas de gi­ne­bra» di­jo es­te pen­sio­nis­ta de 54 años y re­si­den­te en Vi­lal­ba.

Ex tra­ba­ja­dor en una es­ta­ción de ser­vi­cio y dia­bé­ti­co, el hom­bre de­cía que era la pri­me­ra vez que co­gía el co­che des­pués de ha­ber in­ge­ri­do al­cohol. Re­co­no­cía que lo ha­bía he­cho muy mal. «Los agen­tes tie­nen su de­re­cho. Na­die me man­dó be­ber», de­cía el hom­bre. Los guar­dias le pre­gun­ta­ron quien lo po­dría ve­nir a re­co­ger a lo que res­pon­dió un ami­go ta­xis­ta. Bus­có el nú­me­ro de es­te y fue el guar­dia el que lla­mó al ta­xis­ta por te­lé­fono pa­ra que vi­nie­se a re­co­ger­lo.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.