El fu­tu­ro del club de los 27, has­ta des­pués del ve­rano

La Voz de Galicia (Lugo) - - | | | 30 Internacional - CRIS­TI­NA PORTEIRO

Los 28 lí­de­res de la Unión Eu­ro­pea tie­nen hoy en Bru­se­las su ci­ta más im­por­tan­te con la his­to­ria. Al me­nos, de ca­ra a la ga­le­ría. Por pri­me­ra vez, uno de sus miem­bros afron­ta la du­ra ta­rea de de­cir adiós al club eu­ro­peo. El co­me­ti­do re­cae so­bre el pri­mer mi­nis­tro bri­tá­ni­co, Da­vid Ca­me­ron, prin­ci­pal res­pon­sa­ble del di­vor­cio. Es­ta no­che ten­drá que ex­pli­car a sus so­cios có­mo lo pien­sa ha­cer y cuán­do. Se ave­ci­nan lar­gas dis­cu­sio­nes y du­ros re­pro­ches. En las reunio­nes pre­vias de em­ba­ja­do­res, la ten­sión se apo­de­ró por mo­men­tos del áni­mo ge­ne­ral. «A al­guno se le ha es­ca­pa­do al­gu­na ame­na­za», re­co­no­cen fuen­tes pre­sen­tes en las conversaciones.

Lon­dres no quie­re ac­ti­var por el mo­men­to el ar­tícu­lo 50 del Tra­ta­do de la UE, que abre la cuen­ta atrás de su sa­li­da en dos años. Sus so­cios quie­ren un di­vor­cio rá­pi­do y po­co do­lo­ro­so, pe­ro asu­men que no les to­ca a ellos mar­car los tiem­pos. «No se­rá has­ta des­pués de ve­rano cuan­do las co­sas se pre­ci­pi­ten por­que na­die sa­be qué va a ha­cer el nue­vo Go­bierno bri­tá­ni­co», ad­mi­ten fuen­tes di­plo­má­ti­cas. Hay al­gún em­ba­ja­dor eu­ro­peo que apun­ta in­clu­so a que el Reino Unido no ac­ti­va­rá «ja­más» ese bo­tón.

Lon­dres tam­po­co des­pe­ja las du­das en torno a quién sus­ti­tui­rá al co­mi­sa­rio de Asun­tos Fi­nan­cie­ros, Jo­nat­han Hill. Junc­ker y Ca­me­ron de­be­rán ne­go­ciar­lo si es que el tory en­cuen­tra a al­guien dis­pues­to a ha­cer el tra­ba­jo su­cio. «De­be­ría­mos in­ten­tar bus­car un re­em­pla­zo, por­que el he­cho es que so­mos un miem­bro pleno de la or­ga­ni­za­ción, un miem­bro que con­tri­bu­ye y que pa­ga, has­ta que nos va­ya­mos, y por lo tan­to de­be­ría­mos te­ner un co­mi­sa­rio. Se­rá un re­to», ad­mi­tió Ca­me­ron.

Lá­gri­mas del em­ba­ja­dor

El pe­si­mis­mo ca­la en el cuer­po di­plo­má­ti­co. De­trás de los mi­cros, re­co­no­cen que to­da­vía no han lle­ga­do a com­pren­der el al­can­ce de las con­se­cuen­cias del brexit pa­ra la Unión, al­go que se irá re­ve­lan­do a me­di­da que pa­sen los años. El mie­do se apo­de­ra de los bri­tá­ni­cos que tra­ba­jan en las ins­ti­tu­cio­nes. El em­ba­ja­dor del Reino Unido pa­ra el Co­mi­té Po­lí­ti­co y de Se­gu­ri­dad de la UE lle­gó a sol­tar al­gu­na lá­gri­ma en la úl­ti­ma ci­ta que man­tu­vo con sus co­le­gas eu­ro­peos.

El ho­ri­zon­te se pre­sen­ta muy ne­gro pa­ra el pro­yec­to co­mu­ni­ta­rio. Los lí­de­res se re­uni­rán hoy a 27, sin Ca­me­ron, pa­ra fi­jar una lí­nea de ac­ción co­mún. Di­fí­cil avan­zar en ella. Hay quien cree que la UE de­be­ría ca­mi­nar ha­cia una ma­yor in­te­gra­ción y quien cree que hay que des­ha­cer par­te del ca­mino an­da­do y de­vol­ver so­be­ra­nía a las ca­pi­ta­les. «No es nin­gún se­cre­to que no hay ar­mo­nía en los pun­tos de vis­ta de ca­da país. No hay una vi­sión co­mún del fu­tu­ro de la UE», la­men­ta una al­ta fuen­te di­plo­má­ti­ca.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.