Una re­ba­ja de deu­da de 70 mi­llo­nes

El Dé­por zan­jó el dé­bi­to pri­vi­le­gia­do con Ha­cien­da que ame­na­za­ba su su­per­vi­ven­cia

La Voz de Galicia (Lugo) - - Deportes - JO­SÉ M. FER­NÁN­DEZ

El Dé­por ha acla­ra­do su fu­tu­ro o al me­nos ha sol­ta­do un las­tre que po­nía en ries­go su con­ti­nui­dad ante cual­quier con­tra­tiem­po ines­pe­ra­do. El cré­di­to de 45 mi­llo­nes con­ce­di­do por Abanca no aca­ba de­fi­ni­ti­va­men­te con la pe­sa­da mo­chi­la acu­mu­la­da du­ran­te la ges­tión de Lendoiro, pe­ro sí ali­via la car­ga. Por lo pron­to, des­apa­re­ce la deu­da pri­vi­le­gia­da con la Agen­cia Tri­bu­ta­ria, el au­tén­ti­co nu­do gor­diano de un con­cur­so de acree­do­res de 160 mi­llo­nes de eu­ros de deu­da y que tres años y me­dio des­pués se re­du­ce a po­co más de 90, en pla­zos bas­tan­te más có­mo­dos que los acor­da­dos en su día con una Ha­cien­da in­fle­xi­ble tras años de in­cum­pli­mien­tos. Así ha si­do el ca­mino del De­por­ti­vo des­de que a fi­na­les del 2012 en­tró en pre­con­cur­so de acree­do­res.

CON­CUR­SO DE ACREE­DO­RES El fi­nal de la es­ca­pa­da de Lendoiro

La deu­da con Ha­cien­da ha si­do la cla­ve de to­do el pro­ce­so con­cur­sal del De­por­ti­vo, tan­to por su vo­lu­men —nin­gún otro club se ha acer­ca­do a las can­ti­da­des que acu­mu­ló la ges­tión de Lendoiro— co­mo por su im­por­tan­cia, ya que la ma­yor par­te del mon­tan­te ha si­do de­cla­ra­da pri­vi­le­gia­da. Fue el em­bar­go de Ha­cien­da el que pu­so so­bre la me­sa la crí­ti­ca si­tua­ción eco­nó­mi­ca a la que Lendoiro con­du­jo al De­por­ti­vo. Así, el 8 de no­viem­bre del 2012, el De­por­ti­vo se aco­gía al ar­tícu­lo 5bis de la Ley Con­cur­sal o, lo que es lo mis­mo, al pre­con­cur­so. Dos me­ses des­pués, el 10 de enero del 2013, sus­pen­día pa­gos y en­tra­ba en con­cur­so de acree­do­res. Sin cre­di­bi­li­dad y em­pe­ci­na­do en unas cuen­tas cla­ra­men­te irrea­les, Lendoiro aún ca­li­fi­ca­ba su ges­tión co­mo «no­ta­ble» y pre­sen­ta­ba una lis­ta de acree­do­res de 93 mi­llo­nes, de los que 40 co­rres­pon­dían a Ha­cien­da. Ci­fras que pron­to los ad­mi­nis­tra­do­res con­cur­sa­les se en­car­ga­ron de co­rre­gir.

DEU­DA CON­CUR­SAL Una lo­sa de 160 mi­llo­nes

El 8 de oc­tu­bre del 2013, una vez re­suel­tos los prin­ci­pa­les in­ci­den­tes con­cur­sa­les, la deu­da que­dó es­ta­ble­ci­da en 160 mi­llo­nes de eu­ros, de los que 99 co­rres­pon­dían a pri­vi­le­gia­da, 29,8 a or­di­na­ria y 31 a su­bor­di­na­da. La úni­ca mo­di­fi­ca­ción im­por­tan­te de es­tas can­ti­da­des —no en el to­tal— se pro­du­jo con la pos­te­rior sen­ten­cia del Su­pre­mo que cla­si­fi­có co­mo pri­vi­le­gia­da 20,7 mi­llo­nes de eu­ros de dé­bi­to con Ha­cien­da has­ta en­ton­ces con­si­de­ra­da co­mo deu­da su­bor­di­na­da.

CON­VE­NIO Be­ne­fi­cio­so pa­ra Lendoiro, per­ju­di­cial pa­ra el Dé­por

Em­pe­ña­do en elu­dir su res­pon­sa­bi­li­dad, Lendoiro ne­go­cia los cré­di­tos or­di­na­rios (29,8 mi­llo­nes) con una qui­ta del 33 % y a pa­gar en 17 años con dos ini­cia­les de ca­ren­cia. El con­ve­nio se apro­bó el 11 de enero del 2014. Es­ta deu­da, de la que se pa­gó un pri­mer pla­zo de apro­xi­ma­da­men­te 1,5 mi­llo­nes —que­dan, por tan­to, 18,5— es­ta­rá sal­da­da en el 2031 y co­rres­pon­de a acree­do­res va­rios, co­mo en­tre­na­do­res, pro­vee­do­res, El Man­jar... Ha­cien­da —fun­da­men­tal en el res­to del con­cur­so— no par­ti­ci­pó.

CON­VE­NIO CON HA­CIEN­DA Du­ro e inevi­ta­ble

Diez días des­pués de fir­mar­se el con­ve­nio de acree­do­res, el 21 de enero del 2014, Tino Fer­nán­dez se con­vier­te en pre­si­den­te del De­por­ti­vo, un club en pe­li­gro de des­apa­ri­ción por la inexis­ten­cia de un acuer­do con Ha­cien­da. El 11 de abril del 2014, Tino Fer­nán­dez pre­sen­tó las líneas maes­tras del con­ve­nio con la Agen­cia Tri­bu­ta­ria, que obli­ga­ba al De­por­ti­vo a abo­nar al fis­co 62,2 mi­llo­nes de eu­ros, con un pri­mer pa­go de al­go mas de 19 (em­bar­ga­dos con an­te­rio­ri­dad) y los 42 res­tan­tes en abo­nos se­mes­tra­les de enero del 2015 a enero del 2023. Un acuer­do que Tino Fer­nán­dez ca­li­fi­có co­mo «du­ro, pe­ro inevi­ta­ble». Re­sol­vía así el em­bro­llo prin­ci­pal —la deu­da con Ha­cien­da—, un obli­ga­do pun­to de par­ti­da, Que­da­ba ne­go­ciar con las en­ti­da­des ban­ca­rias (unos 36 mi­llo­nes), re­sol­ver las di­fe­ren­cias en­tre ban­cos y Ha­cien­da so­bre a quien de­bían ir los 19,7 mi­llo­nes em­bar­ga­dos por el fis­co y el in­ci­den­te con­cur­sal so­bre 21,8 mi­llo­nes ca­li­fi­ca­dos ini­cial­men­te co­mo deu­da su­bor­di­na­da.

LOS BAN­COS Con­ve­nio sin­gu­lar

Los ban­cos ga­na­ron en no­viem­bre del 2014 el pul­so a Ha­cien­da en el re­par­to del di­ne­ro em­bar­ga­do. El pac­to en­tre am­bas par­tes acor­dó un re­par­to que su­pu­so un in­cre­men­to de la deu­da pri­vi­le­gia­da con Ha­cien­da — apro­xi­ma­da­men­te otros 10 mi­llo­nes a su­mar en los pa­gos se­mes­tra­les— y la con­si­guien­te re­duc­ción con los ban­cos. El De­por­ti­vo fir­mó en ju­lio del 2015 el con­ve­nio que re­gu­ló el pa­go de los 27 mi­llo­nes que se le adeu­da­ban a los ban­cos, una par­te del cual fi­na­li­za­rá en el 2029 y el res­to en el 2031.

LA SEN­TEN­CIA DEL SU­PRE­MO La deu­da pri­vi­le­gia­da se in­cre­men­ta en 21,8 mi­llo­nes

El pa­sa­do mes de mar­zo, el De­por­ti­vo re­ci­bió un nue­vo gol­pe, el pe­núl­ti­mo eco de la he­ren­cia de Lendoiro. El Tri­bu­nal Su­pre­mo da­ba la ra­zón a la Agen­cia Tri­bu­ta­ria en la dispu­ta por la cla­si­fi­ca­ción de 21,8 mi­llo­nes de eu­ros de deu­da con­cur­sal que aho­ra el De­por­ti­vo se veía obli­ga­do a abo­nar sin qui­ta y an­tes del 2023; es de­cir, se unía al con­ve­nio sin­gu­lar fir­ma­do con Ha­cien­da. El fa­llo com­pli­ca­ba se­ria­men­te la sa­lud eco­nó­mi­ca de una en­ti­dad que, aho­ra sí, cum­plía es­cru­pu­lo­sa­men­te lo fir­ma­do. Ante cual­quier im­pa­go de deu­da pri­vi­le­gia­da, el De­por­ti­vo que­da­ba a ex­pen­sas de lo que de­ci­die­ra Ha­cien­da. Con lo que, al mar­gen de abo­nar más de 9 mi­llo­nes anua­les al fis­co en dos abo­nos se­mes­tra­les, el club es­ta­ba li­mi­ta­do por otros pa­gos (un por­cen­ta­je de las ven­tas y de los de­re­chos de te­le­vi­sión, ade­más del pa­go del con­ve­nio a los ban­cos), lo que con­de­na­ba al De­por­ti­vo al fur­gón de co­la de los to­pes sa­la­ria­les de Pri­me­ra Di­vi­sión.

CRÉ­DI­TO CON ABANCA El es­ce­na­rio ac­tual: de 120 mi­llo­nes, mu­chos de al­to ries­go, a so­lo 66

En fe­bre­ro del 2014, tras la to­ma de po­se­sión de la di­rec­ti­va que pre­si­de Tino Fer­nán­dez, la deu­da pri­vi­le­gia­da del De­por­ti­vo era de 99 mi­llo­nes de eu­ros (62 con Ha­cien­da y 37 con los ban­cos); la sen­ten­cia del Su­pre­mo la ele­vó en otros 21,8 (120,8). Tres años y me­dio des­pués, el ras­tro de esos 120,8 mi­llo­nes se re­du­cen al pa­go de un cré­di­to de 45 mi­llo­nes a Abanca du­ran­te los pró­xi­mos 15 años y al abono has­ta el 2031 de 21 a las en­ti­da­des fi­nan­cie­ras). El res­to, 18,5 mi­llo­nes en pla­zos has­ta el 2031 y el abono a par­tir de ese año de 5,8 mi­llo­nes en 17 ejer­ci­cios. El Dé­por se ha li­bra­do de la es­pa­da de Da­mo­cles de Ha­cien­da, ha reor­de­na­do su deu­da y ha de­ja­do en 90,3 ki­los una mo­chi­la que tres años atrás al­can­zó los 160.

LA VOZ

Fuen­te: Ela­bo­ra­ción pro­pia

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.