El rey ape­la en Lon­dres al diá­lo­go pa­ra su­pe­rar las di­fe­ren­cias so­bre Gi­bral­tar

Des­ta­ca el res­pe­to a la so­be­ra­nía na­cio­nal y a la le­ga­li­dad co­mo ba­se de la de­mo­cra­cia

La Voz de Galicia (Lugo) - - ESPAÑA - RI­TA ÁL­VA­REZ TU­DE­LA

La pri­me­ra jor­na­da del via­je de Es­ta­do de los re­yes Fe­li­pe y Le­ti­zia a Lon­dres es­tu­vo mar­ca­da ayer por el dis­cur­so del mo­nar­ca en el Par­la­men­to bri­tá­ni­co an­te los lo­res y los co­mu­nes lla­man­do a la «de­ter­mi­na­ción pa­ra su­pe­rar las di­fe­ren­cias» so­bre Gi­bral­tar, mien­tras se ne­go­cia la sa­li­da del Reino Uni­do de la Unión Eu­ro­pea. Ade­más, se mos­tró con­fia­do en que el diá­lo­go y el es­fuer­zo de am­bos Go­bier­nos con­se­gui­rán avan­zar en la bús­que­da de fór­mu­las sa­tis­fac­to­rias pa­ra to­dos.

El mo­nar­ca es­pa­ñol re­co­no­cía que, si bien la de­ci­sión de los bri­tá­ni­cos de de­jar el blo­que co­mún «nos pue­da pe­sar», es ple- na­men­te res­pe­ta­da. Así, lla­mó a que Lon­dres y Ma­drid tra­ba­jen in­ten­sa­men­te pa­ra «man­te­ner, e in­clu­so me­jo­rar» el en­tra­ma­do de re­la­cio­nes cons­trui­das den­tro del pro­yec­to eu­ro­peo du­ran­te los úl­ti­mos 30 años y des­ta­có que el plan de in­te­gra­ción eu­ro­pea ha per­mi­ti­do al con­ti­nen­te «una es­ta­bi­li­dad y una pros­pe­ri­dad sin pre­ce­den­tes».

El rey en­fa­ti­zó que se de­be pen­sar es­pe­cial­men­te en los cen­te­na­res de mi­les de bri­tá­ni­cos y es­pa­ño­les re­si­den­tes en am­bos paí­ses. En esa lí­nea, lla­mó a que am­bos Go­bier­nos si­gan tra­ba­jan­do pa­ra que el acuer­do del bre­xit les dé «la ne­ce­sa­ria con­fian­za y cer­ti­dum­bre».

El mo­nar­ca re­cor­dó el via­je de Es­ta­do al Reino Uni­do que reali­zó su pa­dre, el rey Juan Car­los, en abril de 1986, me­ses des­pués de la en­tra­da de Es­pa­ña en la Unión Eu­ro­pea. Unas cir­cuns­tan­cias bien dis­tin­tas de las ac­tua­les, cuan­do el Reino Uni­do ne­go­cia la sa­li­da del blo­que co­mún. En su dis­cur­so, Fe­li­pe VI des­ta­có tam­bién el pa­pel del Par­la­men­to bri­tá­ni­co co­mo ins­ti­tu­ción que en­glo­ba la «li­ber­tad, la de­mo­cra­cia y el Es­ta­do de de­re­cho». Y re­se­ñó que «com­par­ti­mos nues­tro res­pe­to a la so­be­ra­nía na­cio­nal y a la le­ga­li­dad que de­mo­crá­ti­ca­men­te nos he­mos da­do».

En sus pa­la­bras tam­bién hu­bo hue­co pa­ra elo­giar la dig­ni­dad del pue­blo bri­tá­ni­co an­te «la co­bar­de vio­len­cia te­rro­ris­ta» que gol­peó al Reino Uni­do. Tu­vo una men­ción es­pe­cial pa­ra la dipu­tada la­bo­ris­ta Jo Cox, ase­si­na­da ha­ce un año, y pa­ra el po­li­cía Keith Pal­mer, que mu­rió acu­chi­lla­do a las puer­tas del Par­la­men­to. Tam­bién rin­dió ho­me­na­je al ga­lle­go Ig­na­cio Eche­ve­rría, ase­si­na­do en el aten­ta­do del puen­te de Lon­dres. Así, des­ta­có que «ca­da mi­se­ra­ble ata­que te­rro­ris­ta nos ata­ca a to­dos no­so­tros».

Pre­via­men­te, los mo­nar­cas par­ti­ci­pa­ron en el Hor­se Guards Pa­ra­de, don­de es­cu­cha­ron el himno es­pa­ñol y Fe­li­pe VI pa­só re­vis­ta a las tro­pas acom­pa­ña­do del du­que de Edim­bur­go. En el mar­co de la vi­si­ta de Es­ta­do, la rei­na Isa­bel II le con­ce­dió al rey la má­xi­ma dis­tin­ción del Reino Uni­do: la No­bi­lí­si­ma Or­den de la Ja­rre­te­ra.

CH­RIS J RATCLIFFE AFP

Isa­bel II y Fe­li­pe VI com­par­ten ca­rrua­je du­ran­te la re­cep­ción de bien­ve­ni­da en Lon­dres.

H. MACKAY AFP

El rey, du­ran­te su dis­cur­so a los lo­res y los co­mu­nes.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.