La me­jor ver­sión en el mo­men­to más im­por­tan­te

La Voz de Galicia (Lugo) - - DEPORTES - Fernando Rey Tapias

Las ci­fras son es­pec­ta­cu­la­res: 77 mi­nu­tos de par­ti­do; un re­sul­ta­do con­tun­den­te, 7/5-6/0; unas es­ta­dís­ti­cas apa­bu­llan­tes: me­jor por­cen­ta­je de pun­tos ga­na­dos con los dos ser­vi­cios, me­jor por­cen­ta­je de pun­tos ga­na­dos al res­to, me­jor por­cen­ta­je de vo­leas, me­nos de la mi­tad de erro­res no for­za­dos, ca­si igual­dad en los gol­pes ga­na­do­res e in­con­tes­ta­ble efec­ti­vi­dad en con­ver­tir los pun­tos de break (4/7) y en de­fen­der los de la con­tra­ria, (0/3).

To­dos es­tos da­tos, son con­se­cuen­cia de que ayer, so­bre la pis­ta cen­tral de Wim­ble­don, Gar­bi­ñe Mu­gu­ru­za ofre­ció su me­jor ver­sión, y lo hi­zo co­mo las gran­des cam­peo­nas, en el me­jor es­ce­na­rio, en el día más im­por­tan­te y an­te una ri­val con un pal­ma­rés im­pre­sio­nan­te.

La his­pano-ve­ne­zo­la­na ju­gó de for­ma ex­tra­or­di­na­ria de prin­ci­pio a fin. No le im­por­tó co­men­zar sa­can­do con una do­ble fal­ta, ni se in­mu­tó por­que al­gu­nas de sus de­re­chas de ata­que se le es­ca­pa­sen en los primeros jue­gos. En to­do mo­men­to dio la sen­sa­ción de sa­ber lo que te­nía que ha­cer pa­ra ga­nar y si­guió el guion a la per­fec­ción. Sa­can­do bien, res­tan­do me­jor, ju­gan­do a un al­tí­si­mo rit­mo y con una con­cen­tra­ción ex­tra­or­di­na­ria, fue mi­nan­do la mo­ral de la nor­te­ame­ri­ca­na, que no­ta­ba que sus me­jo­res gol­pes no con­se­guían des­ar­bo­lar a la es­pa­ño­la. Gar­bi­ñe eli­gió car­gar mas el jue­go so­bre la de­re­cha de su ri­val, pe­li­gro­sa cuan­do tie­ne tiem­po pa­ra do­mi­nar, pe­ro con erro­res cuan­do la bo­la le vuel­ve va­rias ve­ces y con la po­ten­cia que en to­do mo­men­to im­pri­mió Mu­gu­ru­za.

Con 5-4, Ve­nus dis­pu­so de dos bo­las de set so­bre el sa­que de Gar­bi­ñe, pe­ro la de­ci­sión con que su­peró la di­fí­cil si­tua­ción Mu­gu­ru­za aca­bó con la resistencia de la ma­yor de las Wi­lliams, que ya no ga­nó nin­gún jue­go más en el par­ti­do. Sol­ven­ta­do el pri­mer set, la es­pa­ño­la si­guió ju­gan­do con la mis­ma in­ten­si­dad, efi­ca­cia y re­gu­la­ri­dad, mien­tras que su ri­val, anu­la­dos sus me­jo­res gol­pes, bus­có dar­le la vuel­ta al par­ti­do, ju­gán­do­se ca­da pun­to con gol­pes im­po­si­bles que fa­ci­li­ta­ron el rá­pi­do desa­rro­llo del se­gun­do set.

Vic­to­ria im­por­tan­tí­si­ma de Gar­bi­ñe Mu­gu­ru­za, no so­lo por ga­nar el tí­tu­lo mas codiciado en el mun­do del tenis, sino tam­bién por la for­ma de con­se­guir­lo, por el jue­go desplegado y, so­bre to­do, por la de­ter­mi­na­ción mos­tra­da. Si ella y su en­torno (im­por­tan­tí­si­ma la pre­sen­cia de Con­chi­ta Mar­tí­nez a su la­do) con­si­guen se­guir la lí­nea de con­cen­tra­ción y au­to­con­fian­za mos­tra­das en la ca­te­dral del tenis, Gar­bi­ñe es­ta­rá sin du­da en­tre las ju­ga­do­ras que op­ten a do­mi­nar el cir­cui­to en los pró­xi­mos años. Con­di­cio­nes y jue­go tie­ne de so­bra.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.