La de­sigual­dad fis­cal en Es­pa­ña

La Voz de Galicia (Lugo) - - Opinión - FER­NAN­DO GON­ZÁ­LEZ LA­XE

El puz­le au­to­nó­mi­co en lo que se re­fie­re a la fis­ca­li­dad te­rri­to­rial en Es­pa­ña se va a agra­var pró­xi­ma­men­te. A par­tir del 1 de enero de 2019, el Go­bierno fran­cés eli­mi­na­rá el gra­va­men so­bre la ri­que­za per­so­nal del con­tri­bu­yen­te, con­for­me a lo anun­cia­do en la cam­pa­ña elec­to­ral por Em­ma­nuel Ma­cron. Tal ini­cia­ti­va se su­ma­ría a las ya pues­tas en prác­ti­ca en otros paí­ses, co­mo Aus­tria (1994); Ir­lan­da, Di­na­mar­ca y Ale­ma­nia (1977); Lu­xem­bur­go y Fin­lan­dia (2006); Sue­cia (2007); Gre­cia (2009); y Hun­gría (2010). Las razones de di­cha de­ci­sión se cen­tran en: me­jo­rar las con­di­cio­nes pa­ra atraer in­ver­sio­nes y fa­ci­li­tar la re­lo­ca­li­za­ción; y pa­ra apro­ve­char la si­tua­ción de­ri­va­da del bre­xit.

En Es­pa­ña he­mos du­da­do mu­cho so­bre el te­ma. De cons­ti­tuir un paradigma en la apues­ta por una so­cie­dad más so­li­da­ria y don­de pri­ma­ran los prin­ci­pios de igual­dad de oportunidades, se ha pa­sa­do a su eli­mi­na­ción gra­dual por las de­sigua­les cir­cuns­tan­cias que pe­sa­ban so­bre los pro­pie­ta­rios. El Go­bierno de Ro­drí­guez Za­pa­te­ro anun­ció su eli­mi­na­ción en el 2007, con efec­tos des­de pri­me­ros de enero del 2008 (pa­ra reac­ti­var la eco­no­mía al co­mien­zo de la re­ce­sión); y, sin em­bar­go, se vol­vió a ins­tau­rar en los ejer­ci­cios del 2011 y el 2012, aun­que con mí­ni­mos exen­tos de 700.000 eu­ros. Lo cier­to es que la re­cau­da­ción por di­cho im­pues­to es­tá sien­do muy pe­que­ña; des­de el 2011 a la ac­tua­li­dad no so­bre­pa­sa los mil mi­llo­nes de eu­ros.

Los de­ba­tes en torno al men­cio­na­do im­pues­to son muy apa­sio­na­dos. De una par­te, el gru­po de ex­per­tos de­sig­na­dos por el Go­bierno de Ra­joy apues­ta por su de­ro­ga­ción por en­ten­der que po­seen efec­tos ne­ga­ti­vos so­bre el aho­rro; por sus re­du­ci­dos im­pac­tos re­cau­da­to­rios; y por­que su­po­nen una do­ble im­po­si­ción. Al­gu­nos em­pre­sa­rios lo ven co­mo un tri­bu­to ideo­ló­gi­co y ob­so­le­to. De otra par­te, re­sul­ta fá­cil ar­gu­men­tar que quien tie­ne, de­be con­tri­buir; y quien po­see, de­be ser so­li­da­rio con los de­más; ya ten­gas ideo­lo­gía liberal o sim­ple­men­te, cris­tia­na.

La si­tua­ción se com­pli­ca en la me­di­da que las dis­tin­tas co­mu­ni­da­des es­tán ha­cien­do dum­ping fis­cal uti­li­zan­do di­cho im­pues­to co­mo he­rra­mien­ta pa­ra cap­tar y des­viar pa­tri­mo­nios des­de una re­gión a otra. Ma­drid, por ejem­plo, ha bo­ni­fi­ca­do en su to­ta­li­dad el im­pues­to, lo que sig­ni­fi­ca que estás exen­to, en su ca­si to­ta­li­dad, de abo­nar­lo. De ahí, los tras­la­dos de pa­tri­mo­nios, la cons­ti­tu­ción de em­pre­sas, o el em­pa­dro­na­mien­to de per­so­nas ha­cia di­cha lo­ca­li­za­ción. Es de­cir, asis­ti­mos a una com­pe­ten­cia de­sigual den­tro de un mis­mo Es­ta­do. Los in­gre­sos de las co­mu­ni­da­des au­tó­no­mas que lo apli­can con­ti­núan sien­do ba­jos; y ade­más se da la cir­cuns­tan­cia de que aque­llas re­gio­nes con dé­fi­cit más ele­va­dos, son las que man­tie­nen los ti­pos mar­gi­na­les más des­pro­por­cio­na­dos.

¿Qué ha­cer? Tres ideas. Pri­me­ro, evi­tar ser un ra­ra avis den­tro de Es­pa­ña y en Eu­ro­pa. Se­gun­do, sos­te­ner el im­pues­to, aun­que sea a efec­tos cen­sa­les; que los ti­pos sean igua­les en to­da Es­pa­ña; con­tar con nue­vos mí­ni­mos exen­tos; y ser más efec­ti­vos en la re­cau­da­ción. Fi­nal­men­te, en­mar­car el im­pues­to so­bre una par­te del pa­tri­mo­nio, de­jan­do fue­ra aque­llo que per­mi­ta fo­men­tar la in­ver­sión, ya sea per­so­nal o em­pre­sa­rial. Es de­cir, eli­mi­nar lo que sig­ni­fi­ca el ca­rác­ter an­ti­eco­nó­mi­co del gra­va­men y evi­tar la hui­da de con­tri­bu­yen­tes y em­pren­de­do­res de una co­mu­ni­dad a otra.

La si­tua­ción se com­pli­ca en la me­di­da en que las dis­tin­tas co­mu­ni­da­des es­tán ha­cien­do «dum­ping» fis­cal, uti­li­zan­do los im­pues­tos co­mo he­rra­mien­ta pa­ra cap­tar pa­tri­mo­nios

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.