Via­je al Me­die­vo, sin ani­ma­les

La Ciu­dad Vie­ja co­ru­ñe­sa se vis­te de épo­ca pa­ra re­crear las tra­di­cio­nes de la Edad Me­dia. Ocu­rre lo mis­mo en Cor­cu­bión

La Voz de Galicia (Lugo) - - Al Sol - A. CHOUCIÑO, P. BLAN­CO

Ar­que­ras, ar­te­sa­nos y gue­rre­ros ya con­tro­lan la Ciu­dad Vie­ja. El me­die­vo se ha ins­ta­la­do en A Coruña has­ta el día 25 de ju­lio. To­dos los que se acer­quen has­ta cas­co his­tó­ri­co po­drán sen­tir­se co­mo una per­so­na de la Edad Me­dia. Sin em­bar­go, es­te año no es co­mo los an­te­rio­res. Es la pri­me­ra edi­ción en la que no hay ni un so­lo ani­mal. Es­ta de­ci­sión está ge­ne­ran­do cier­ta con­tro­ver­sia en­tre los asis­ten­tes. «Yo pre­fie­ro que ha­ya ani­ma­les. Es una co­sa de an­tes. De es­ta ma­ne­ra creo que se pier­de un po­co la tra­di­ción», ar­gu­men­ta Ma­ría Rey. Su ami­ga, Ma­ría San­tos, no pien­sa igual: «Lo veo bien. Es más hi­gié­ni­co y a mí los ani­ma­les no me apor­tan na­da en es­tas fies­tas».

En los pues­tos que hay co­lo­ca­dos en Ma­ría Pi­ta tam­po­co se po­nen de acuer­do. La ar­que­ra Eva Cris­ti­na Ibá­ñez echa en fal­ta la ce­tre­ría: «Yo co­noz­co a los ce­tre­ros, y tie­nen a los pa­ja­ri­tos bien cui­da­dos. Es más, son pá­ja­ros que lue­go van a los ae­ro­puer­tos, es­pan­tan pa­lo­mas, etc...». Mien­tras que la mer­ca­der Ca­ro­li­na Cha­gua­ce­da se mues­tra en­can­ta­da por la de­ci­sión de pres­cin­dir de la pre­sen­cia ani­mal. «Hay otras co­sas, ar­te­sa­nos, ac­ti­vi­da­des y de­más que al pú­bli­co le si­gue gus­tan­do tan­to o más que ver a ani­ma­les tra­ta­dos co­mo una atrac­ción» se­ña­la Ca­ro­li­na.

Las jus­tas es otra de las atrac­cio­nes que al­gu­nas per­so­nas echan de me­nos: «Me fal­tan las jus­tas y me gus­ta­ban mu­cho» sos­tie­ne Lo­re­na Bar­bei­to.

Pe­se a to­do, gran par­te de los vi­si­tan­tes y co­mer­cian­tes se mues­tran con­ten­tos con la di­ver­si­dad que ven es­te año. «Echo un po­co de me­nos los ani­ma­les, pe­ro veo va­rie­dad de pues­tos y de co­sas de ar­te­sa­nía» co­men­ta Ma­ría Car­ba­llo. Al­go más de 200 pues­tos que sir­ven co­mo aperitivo a las fies­tas de Ma­ría Pi­ta.

Fies­tas en Cor­cu­bión

Ha­ce 17 años, por otra par­te, que Cor­cu­bión se vie­ne en­tre­gan­do con mu­chas ga­nas e im­pli­ca­ción ve­ci­nal a su Mer­ca­do Me­die­val, sus­ten­ta­do en un he­cho his­tó­ri­co, el des­em­bar­co de las tro­pas del ar­zo­bis­po Ro­dri­go de Lu­na (1457). Son tres días de ani­ma­ción cons­tan­te que arran­ca­ron ayer por la tar­de y en los que, a ma­yo­res de los pues­tos del mer­ca­do, es la ani­ma­ción tea­tral y mu­si­cal la que da to­da­vía más iden­ti­dad. La lo­ca­li­dad se con­vier­te en un pun­to de en­cuen­tro de gen­tes lle­ga­da de to­da Galicia, que asis­ten a los es­pec­tácu­los más di­ver­sos. Desde los con­cier­tos pro­pia­men­te di­chos has­ta las fun­cio­nes con ma­la­ba­res y fue­go, así co­mo ex­hi­bi­cio­nes de ce­tre­ría y pro­pues­tas pen­sa­das pa­ra los más pe­que­ños. Ma­ña­na y tar­de (de 11 a 14.30 ho­ras y de 17 ho­ras en ade­lan­te) está abier­to el Mer­ca­do Me­die­val Cos­ta da Mor­te de Cor­cu­bión, que tan­to hoy co­mo ma­ña­na vi­vi­rá sus días gran­des. Bien pue­de ser, ade­más, la puer­ta de en­tra­da pa­ra dis­fru­tar del fin de se­ma­na en la Cos­ta da Mor­te y, por su­pues­to, pa­ra co­no­cer los se­cre­tos del cas­co vie­jo cor­cu­bio­nés, que guar­da en sus pie­dras mu­cha his­to­ria.

E.PÉREZ

El am­bien­te se pal­pa en ca­da es­qui­na de la Ciu­dad Vie­ja.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.