Los se­ce­sio­nis­tas im­po­nen la re­for­ma pa­ra apro­bar sin de­ba­te la ley de rup­tu­ra

Cam­bian el re­gla­men­to par­la­men­ta­rio en con­tra de to­dos los dic­tá­me­nes ju­rí­di­cos

La Voz de Galicia (Lugo) - - España - RA­MÓN GORRIARÁN

El Par­la­men­to de Ca­ta­lu­ña apro­bó ayer con los úni­cos vo­tos de la ma­yo­ría in­de­pen­den­tis­ta la re­for­ma de su re­gla­men­to pa­ra que las le­yes de rup­tu­ra pue­dan apro­bar­se por el pro­ce­di­mien­to de ur­gen­cia, prác­ti­ca­men­te sin de­ba­te par­la­men­ta­rio. El cam­bio per­si­gue que el Gobierno cen­tral no pue­da im­pug­nar las nor­mas du­ran­te su tra­mi­ta­ción y ten­gan que ha­cer­lo con­tra le­yes que cuen­tan ya con la le­gi­ti­mi­dad de la Cá­ma­ra le­gis­la­ti­va ca­ta­la­na.

Ni las pro­tes­tas de la opo­si­ción ni el avi­so de los le­tra­dos del pro­pio Par­la­men­to au­to­nó­mi­co ni el dic­ta­men del Con­se­jo de Ga­ran­tías Es­ta­tu­ta­rias pu­die­ron im­pe­dir que Junts pel Sí, alian­za de Es­que­rra y PDECat, y la CUP hi­cie­ran va­ler el pe­so de su ma­yo­ría pa­ra sa­car ade­lan­te la re­for­ma re­gla­men­ta­ria. Con es­te cam­bio, le­yes co­mo la del re­fe­ren­do o la de tran­si­to­rie­dad ju­rí­di­ca po­drán apro­bar­se en un so­lo día me­dian­te lec­tu­ra úni­ca en el Pleno del Par­la­men­to y con res­tric­cio­nes pa­ra la pre­sen­ta­ción de en­mien­das. Has­ta aho­ra el trá­mi­te de ur­gen­cia so­lo se po­día em­plear con el res­pal­do de to­dos los gru­pos par­la­men­ta­rios. Con el cam­bio, bas­ta con que lo plan­tee uno.

Los le­tra­dos de la Cá­ma­ra ca­ta­la­na ad­vir­tie­ron el pa­sa­do 21 de ju­nio que re­for­mas de es­te ca­la- do de­ben ha­cer­se «con el más am­plio con­sen­so po­si­ble», y que de­be apli­car­se en nor­mas que por su «sim­pli­ci­dad» per­mi­tan el acor­ta­mien­to de los trá­mi­tes. Unos días des­pués, el 7 de ju­lio, fue el Con­se­jo de Ga­ran­tías Es­ta­tu­ta­rias el que ad­vir­tió de que la re­for­ma del re­gla­men­to vul­ne­ra­ba la Cons­ti­tu­ción y el Es­ta­tu­to de Au­to­no­mía, y li­mi­ta­ba el de­ba­te y los de­re­chos de las mi­no­rías par­la­men­ta­rias. Tan­to los le­tra­dos co­mo el ór­gano con­sul­ti­vo ad­ver­tían de que le­yes de tan­ta tras­cen­den­cia co­mo las que dan el mar­co le­gal a una hi­po­té­ti­ca in­de­pen­den­cia de Ca­ta­lu­ña no po­dían tra­mi­tar­se en 24 ho­ras.

Unos re­pa­ros que Junts pel Sí y la CUP, y el dipu­tado no ads­cri­to Ger­mà Gor­dó, pa­sa­ron por al­to al im­po­ner su ma­yo­ría de 73 es­ca­ños. La opo­si­ción, con 63 dipu­tados, ca­li­fi­có de «ca­ci­ca­da» la de­ci­sión de las fuer­zas in­de­pen­den­tis­tas por­que «pi­so­tea» sus de­re­chos par­la­men­ta­rios. El PP in­clu­so ha­bló de «su­pre­ma­cis­mo his­pa­no­fó­bi­co».

El dipu­tado de Junts pel Sí Ro­ger To­rrent sos­tu­vo que la opo­si­ción se opo­ne a un cam­bio que es «cons­ti­tu­cio­nal y es­ta­tu­ta­rio», tras los cam­bios in­tro­du­ci­dos a úl­ti­ma ho­ra, por­que so­lo ven en la mo­di­fi­ca­ción una «he­rra­mien­ta» en­fo­ca­da a fa­ci­li­tar el re­fe­ren­do. El Gobierno ca­ta­lán no ha acla­ra­do si pe­di­rá que se apli­que el pro­ce­di­mien­to de ur­gen­cia pa­ra las le­yes de la des­co­ne­xión, pe­ro se da por he­cho. Y si ha­bía al­gu­na du­da, la des­pe­jó la dipu­tada de la CUP An­na Ga­briel, que jus­ti­fi­có el apo­yo de su gru­po por­que «sir­ve pa­ra vo­tar el 1 de oc­tu­bre».

ANDREU DALMAU

Jun­que­ras, en un mo­men­to pre­vio al de­ba­te del cam­bio del re­gla­men­to que per­mi­ti­rá apro­bar le­yes de gran tras­cen­den­cia en lec­tu­ra úni­ca y con res­tric­cio­nes a la pre­sen­ta­ción de en­mien­das.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.