EE.UU. eva­cúa a los fa­mi­lia­res del per­so­nal de la em­ba­ja­da

La Voz de Galicia (Lugo) - - Internacional -

La em­ba­ja­da de Es­ta­dos Uni­dos en Ve­ne­zue­la des­alo­jó a los fa­mi­lia­res de su per­so­nal en pre­vi­sión de un po­si­ble in­cre­men­to de la vio­len­cia por la rea­li­za­ción de la Cons­ti­tu­yen­te, se­gún in­di­có el De­par­ta­men­to de Es­ta­do, que tam­bién per­mi­tió la sa­li­da de los fun­cio­na­rios di­plo­má­ti­cos nor­te­ame­ri­ca­nos que así lo so­li­ci­ta­ran. «La si­tua­ción po­lí­ti­ca y la se­gu­ri­dad en Ve­ne­zue­la es im­pre­de­ci­ble y pue­de cam­biar rá­pi­da­men­te», in­di­có el Go­bierno es­ta­dou­ni­den­se, que agre­ga que los es­ta­dou­ni­den­ses no de­ben via­jar a Ve­ne­zue­la, por «dis­tur­bios so­cia­les, crí­me­nes vio­len­tos y es­ca­sez ge­ne­ra­li­za­da de co­mi­da y me­di­ci­nas». Pa­ra quie­nes de­ci­dan que­dar­se, se­ña­ló el De­par­ta­men­to de Es­ta­do de EE.UU., se han or­de­na­do res­tric­cio­nes de mo­vi­mien­tos y de ho­ra­rios. Res­tric­cio­nes que, en reali­dad, to­do el cuer­po di­plo­má­ti­co tie­ne des­de ha­ce tiem­po en Ve­ne­zue­la, con­fió una fuen­te del con­su­la­do es­pa­ñol en Ca­ra­cas.

Tam­bién en las úl­ti­mas ho­ras, la em­ba­ja­da de la In­dia tras­la­dó su per­so­nal a la ve­ci­na is­la de Aru­ba; y el em­ba­ja­dor de Ca­na­dá, Ben Ros­well (uno de los de­fen­so­res más re­co­no­ci­dos de los de­re­chos hu­ma­nos en Ve­ne­zue­la, más allá de su car­go di­plo­má­ti­co), aban­do­nó su pues­to en Ca­ra­cas, aun­que en es­te ca­so, co­mo re­co­no­ció el pro­pio di­plo­má­ti­co, su sa­li­da ha­bía si­do anun­cia­da des­de ha­ce me­ses, den­tro de las ro­ta­cio­nes pro­pias del ser­vi­cio ex­te­rior.

De la mis­ma for­ma, el mi­nis­te­rio de Ex­te­rio­res de Ca­na­dá emi­tió tam­bién un aler­ta a sus ciu­da­da­nos, pre­vi­nién­do­los de «no rea­li­zar via­jes no esen­cia­les» ha­cia el país sud­ame­ri­cano, en res­pues­ta al «sig­ni­fi­ca­ti­vo ni­vel de de­li­tos vio­len­tos, a la si­tua­ción eco­nó­mi­ca y po­lí­ti­ca ines­ta­ble y al des­cen­so de las con­di­cio­nes de vi­da bá­si­cas en Ve­ne­zue­la», lo que in­clu­ye «re­cor­tes en ali­men­tos y me­di­ca­men­tos».

«Si es­tá ac­tual­men­te en Ve­ne­zue­la y su pre­sen­cia no es esen­cial, de­be­ría pen­sar en sa­lir por me­dios con­ven­cio­na­les», in­di­có el Go­bierno ca­na­dien­se a sus con­ciu­da­da­nos re­si­den­tes en Ve­ne­zue­la ayer mis­mo.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.