GLO­RIA VAN­DER­BILT PO­SA PA­RA ‘VO­GUE’

La Voz de Galicia (A Coruña) - Hoy Corazón - - LO ÚLTIMO -

¿De ver­dad la vi­da de los ri­cos es tan des­gra­cia­da o es­ta idea es so­lo un con­sue­lo pa­ra que no les en­vi­die­mos tan­to? To­me­mos el ejem­plo de Glo­ria Van­der­bilt. Cuan­do te­nía 18 me­ses mu­rió su pa­dre. Se con­vir­tió en mul­ti­mi­llo­na­ria, pe­ro tam­bién la si­tua­ron en me­dio de una du­ra ba­ta­lla en­tre su ma­dre y su tía por la cus­to­dia. Ga­nó la úl­ti­ma y cuan­do Glo­ria tu­vo ac­ce­so al di­ne­ro, de­jó de pa­sar­le a su ma­dre la asig­na­ción que has­ta en­ton­ces re­ci­bía. A los 17, se ca­só con Pat DiCic­co, agen­te ci­ne­ma­to­grá­fi­co, aunque di­cen que tam­bién hom­bre de la ma­fia que la mal­tra­ta­ba. «Gol­pea­ba mi ca­be­za con­tra la pa­red», con­tó ella. Lue­go vino Leo­pold Sto­kows­ki, di­rec­tor de or­ques­ta 42 años ma­yor que Van­der­bilt. La ani­mó a que desa­rro­lla­ra su crea­ti­vi­dad pe­ro la aisló so­cial­men­te. Por fin, a los 30, tu­vo un par de ale­grías: un ro­man­ce con Si­na­tra y un ma­tri­mo­nio fe­liz con el di­rec­tor Sid­ney Lu­met. Aunque no tan­to como el cuar­to. El es­cri­tor Wyatt Coo­per fue el amor de su vi­da. Lás­ti­ma que se mu­rie­ra con 50 años. Tam­bién mu­rió Car­ter, el ter­ce­ro de sus cua­tro hi­jos. Se arro­jó al va­cío de­lan­te de ella. Van­der­bilt, ade­más, fue es­ta­fa­da por su psi­quia­tra y su abo­ga­do. La de­ja­ron ca­si en la rui­na y tu­vo que ven­der sus re­si­den­cias e ins­ta­lar­se en un sen­ci­llo apar­ta­men­to. En 2015 cum­plió 90 años. Lo ce­le­bró con su hi­jo pe­que­ño. To­ma­ron sánd­wi­ches de mer­me­la­da y man­te­qui­lla de ca­cahue­te. Es lo que ella co­me todos los días. A pe­sar de eso y de las tra­ge­dias, se man­tie­ne es­tu­pen­da.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.