IKER CA­SI­LLAS Y SA­RA CARBONERO

La fe­li­ci­dad de las pe­que­ñas co­sas.

La Voz de Galicia (A Coruña) - Hoy Corazón - - PORTADA -

En la sa­lud y en la en­fer­me­dad, en la ale­gría y en la tris­te­za… Y en el éxi­to o el ba­che pro­fe­sio­nal, po­dría­mos aña­dir. Iker Ca­si­llas y Sa­ra Carbonero no se en­cuen­tran en el me­jor de sus mo­men­tos la­bo­ra­les. El nue­vo se­lec­cio­na­dor na­cio­nal, Ju­len Lo­pe­te­gui, de­jó fue­ra de su pri­me­ra con­vo­ca­to­ria –pa­ra los par­ti­dos que se han dispu­tado es­tos días– al ca­pi­tán de La Ro­ja. Por su par­te, la pre­sen­ta­do­ra re­gre­só a prin­ci­pios de ve­rano a Te­le­cin­co con Quie­ro ser y, dos días des­pués de su es­treno, Me­dia­set de­ci­dió re­le­gar­lo, por las ba­jas au­dien­cias, a la pa­rri­lla de Di­vi­nity. Pe­ro te­nién­do­se el uno al otro y dos hi­jos co­mo los su­yos, ¿quién ne­ce­si­ta más? El ma­tri­mo­nio co­mien­za su se­gun­do cur­so –se­gun­da tem­po­ra­da qui­zá sea el tér­mino más ade­cua­do– en Opor­to y lo ha­ce con la tran­qui­li­dad de quien ya se ha asen­ta­do. Las imá­ge­nes que les mos­tra­mos, pa­sean­do con tran­qui­li­dad, son la mues­tra evi­den­te de que han de­ci­di­do adop­tar otra postura más na­tu­ral y re­la­ja­da, y to­mar co­mo le­ma el que mos­tra­ba la se­ma­na pa­sa­da la to­le­da­na en Ins­ta­gram im­pre­so en una ca­mi­se­ta: «Bus­ca­ré

la fe­li­ci­dad en las pe­que­ñas co­sas de la vi­da». Tan pe­que­ñas co­mo los dos prin­ci­pa­les mo­to­res que tie­ne en es­tos mo­men­tos.

PAZ Y FA­MI­LIA Aun­que a Sa­ra le qui­te el sue­ño el ma­te­rial es­co­lar de su pe­que­ño Mar­tín –lo ha con­ta­do ella mis­ma, que se re­sis­tió a te­ner re­des so­cia­les, pe­ro aho­ra se ha con­ver­ti­do en una ave­za­da ins­ta­gra­mer– o que Lu­cas, el ben­ja­mín, na­ci­do el pa­sa­do 2 de ju­nio, es­té de­jan­do de ser un be­bé a pa­sos agi­gan­ta­dos. Lo cier­to es que, a pe­sar de que en los pri­me­ros me­ses en Por­tu­gal se lle­gó a de­cir que la pre­sen­ta­do­ra ha­bía te­ni­do pro­ble­mas con los se­gui­do­res del Opor­to, en el país ve­cino han en­con­tra­do una cal­ma com­pli­ca­da de con­se­guir. Ve­re­mos si el rum­bo de sus ca­rre­ras da un gi­ro y, de aquí a unos me­ses, la ac­tua­ción de Iker en el Es­ta­dio Do Dra­gao ha­ce re­ca­pa­ci­tar a Lo­pe­te­gui y si Sa­ra tie­ne una nue­va opor­tu­ni­dad en an­te­na, con el res­pal­do del pú­bli­co, que le per­mi­ta vol­ver a ser aque­lla po­pu­lar chi­ca de los ser­vi­cios in­for­ma­ti­vos.

Sa­ra se es­tá cen­tran­do en su ta­rea co­mo ma­dre, tal y co­mo mues­tra en Ins­ta­gram. Tam­bién lan­zó un men­sa­je, en for­ma de ca­mi­se­ta, que ex­pre­sa el mo­men­to vi­tal en el que se en­cuen­tra.

Sa­ra se en­car­gó de sos­te­ner al pe­que­ño Lu­cas en bra­zos mien­tras que su pri­mo­gé­ni­to, Mar­tín, pa­seó de la mano de su pa­dre, Iker.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.