IRI­NA SHAYK

LA MO­DE­LO RU­SA, QUE SE EN­CUEN­TRA EN EL SE­GUN­DO TRI­MES­TRE DE GES­TA­CIÓN, SE ES­TÁ SA­CAN­DO EL CAR­NÉ DE CON­DU­CIR EN LOS ÁN­GE­LES, DON­DE RE­SI­DE JUN­TO A BRAD­LEY COO­PER.

La Voz de Galicia (A Coruña) - Hoy Corazón - - SUMARIO -

Be­bé casi a bor­do.

Por muy en se­cre­to que una em­ba­ra­za­da quie­ra lle­var su es­ta­do, lle­ga un mo­men­to en el que la na­tu­ra­le­za le im­pi­de di­si­mu­lar­lo. Ob­ser­ven a Iri­na Shayk (31), a la que, has­ta la fe­cha, ha­bía­mos vis­to tra­tan­do de ta­par la ba­rri­ga y di­si­mu­lar­la con di­fe­ren­tes tác­ti­cas –bien re­cu­rrien­do al ca­mu­fla­je tex­til o co­lo­can­do la mano de ma­ne­ra es­tra­té­gi­ca–. Aho­ra que ha te­ni­do que ba­jar el pis­tón del rit­mo la­bo­ral, ha decidido ta­char de su lis­ta de co­sas pen­dien­tes una de ellas: sa­car­se el car­né de con­du­cir. Las fo­tos que ven co­rres­pon­den a sus cla­ses de conducción en una au­to­es­cue­la de West­wood, Los Án­ge­les. Allí re­si­de jun­to a su chi­co, Brad­ley Coo­per (42), des­de ha­ce apro­xi­ma­da­men­te un año, en la man­sión pro­pie­dad del ac­tor. Una vi­vien­da en la que ya de­ben de es­tar pre­pa­ran­do en ni­do pa­ra el be­bé y que cuen­ta con 135 me­tros cua­dra­dos, tres dor­mi­to­rios y dos cuar­tos de ba­ño.

PRO­YEC­TO DE FU­TU­RO Después de unas se­ma­nas de ru­mo­res, Iri­na con­fir­mó so­bre la pa­sa­re­la del Victoria’S Se­cret Fas­hion Show su em­ba­ra­zo. La top ru­sa se

en­cuen­tra en el se­gun­do tri­mes­tre y, se­gún fuen­tes cer­ca­nas ci­ta­das por me­dios nor­te­ame­ri­ca­nos, la pa­re­ja es­tá en­can­ta­da con es­te pro­yec­to de for­mar una fa­mi­lia. La emo­ción es tal que Brad­ley ha si­do vis­to al la­do de su chi­ca acom­pa­ñán­do­la al gi­ne­có­lo­go y tra­ta de que pa­se el me­nor tiem­po po­si­ble so­la. Pero ahí no que­da la co­sa: des­de fi­na­les de di­ciem­bre, la mo­de­lo sue­le lu­cir un lla­ma­ti­vo ani­llo que ha­bla de com­pro­mi­so. Muy po­co da­dos a ai­rear su vi­da pri­va­da, su­po­ne­mos que nos que­da­re­mos sin co­no­cer más de­ta­lles. Lo que sí es más que evi­den­te es que Shayk ha en­con­tra­do al la­do de Brad­ley lo que no le dio Cris­tiano: una es­ta­bi­li­dad pa­ra tra­zar un plan a lar­go pla­zo.

Iri­na de­mos­tró ser una ave­za­da alum­na.

Shayk ya no pue­de di­si­mu­lar su avan­za­do es­ta­do.

Ade­más de la pa­ter­ni­dad, el ac­tor y la mo­de­lo pa­re­cen te­ner pla­nes de bo­da no de­ma­sia­do le­ja­nos.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.