VE­RANO DE RE­FLE­XIÓN

Coin­ci­dien­do con el 11 aniver­sa­rio de su bo­da, PAU­LA Y DA­VID nie­gan que ha­yan ini­cia­do el di­vor­cio.

La Voz de Galicia (A Coruña) - Hoy Corazón - - SUMARIO - POR AU­RE­LIO MAN­ZANO

Es­ta se­ma­na al­gu­nos me­dios afir­ma­ban que Da­vid Bus­ta­man­te ha­bría con­ta­do a su círcu­lo de ami­gos es­tar im­pa­cien­te –pues­to que es él quien se ha mar­cha­do de la ca­sa fa­mi­liar– en fi­ni­qui­tar su ma­tri­mo­nio y que pre­sen­ta­ría los pa­pe­les del di­vor­cio el pró­xi­mo mes de septiembre. In­clu­so, son va­rias las vo­ces que han ido más allá de­ta­llan­do al­gu­nos de los pun­tos que ten­dría es­te su­pues­to acuer­do: cus­to­dia com­par­ti­da de Da­nie­lla; que el do­mi­ci­lio fa­mi­liar se lo quede su hi­ja y que

sean los pa­dres quie­nes en­tren y sal­gan; que pi­de re­ci­bir vi­si­tas de sus pa­dres y que to­do quede es­cri­to en un do­cu­men­to… Pues bien, to­do es­to, se­gún la ac­triz y el can­tan­te es fal­so. Co­ra­zón se pu­so en con­tac­to con am­bos pa­ra sa­ber de pri­me­ra mano en qué pun­to es­tá su re­la­ción y qué hay de cier­to en que el cán­ta­bro ten­dría la de­man­da de di­vor­cio pre­pa­ra­da pa­ra pre­sen­tar­la a la vuel­ta del ve­rano. «Es ab­so­lu­ta­men­te fal­so. No te­ne­mos na­da de­ci­di­do. Cuan­do lo se­pa­mos lo co­mu­ni­ca­re­mos no­so­tros mis­mos, y no a tra­vés de su­pues­tos ami­gos o fuen­tes cer­ca­nas». Así de ta­jan­te se ex­pre­sa Bus­ta­man­te al ser pre­gun­ta­do por es­te te­ma.

NIE­GAN LA MA­YOR

En la misma lí­nea Pau­la, quien des­de el prin­ci­pio ha de­cla­ra­do que «no hay una de­ci­sión to­ma­da; las co­sas es­tán ocu­rrien­do co­mo de­ben ser y que hay que de­jar fluir to­do», va más allá cuan­do le pre­gun­ta­mos si co­no­ce la su­pues­ta de­ci­sión de Da­vid: «To­do lo que se es­tá pu­bli­can­do es fal­so. Ni si­quie­ra he­mos ha­bla­do de es­te te­ma», co­men­ta. Se­gún la ac­triz, su re­la­ción con Da­vid es­tá muy bien. Se ven con fre­cuen­cia y ha­blan a me­nu­do. De he­cho, en las úl­ti­mas se­ma­nas han sido fre­cuen­tes los in­ter­cam­bios de li­kes y co­men­ta­rios en sus re­des sociales. Pa­ra Da­vid y Pau­la es­te es­tá sien­do el ve­rano más com­pli­ca­do. Y no so­lo por su ce­se tem­po­ral co­mo pa­re­ja, sino por­que es el pri­me­ro en el que tie­nen que pa­sar al­gu­nos días se­pa­ra­dos de su hi­ja. Has­ta aho­ra, no ha­bían per­noc­ta­do más de una se­ma­na, y siem­pre por tra­ba­jo, sin la com­pa­ñía de la rei­na de la ca­sa. Así pues, mien­tras Pau­la dis­fru­ta de unas va­ca­cio­nes en va­rios ho­te­les de la ca­de­na Me­liá, pri­me­ro

en com­pa­ñía de sus ami­gas y en es­tos úl­ti­mos días con su hi­ja, Da­nie­lla, Bus­ta­man­te si­gue con su gi­ra de con­cier­tos y dis­fru­tan­do de su pe­que­ña cuan­do su agen­da se lo per­mi­te. Se­gún ha po­di­do sa­ber es­te me­dio, en nin­gún mo­men­to ha exis­ti­do un pro­ble­ma pa­ra que am­bos dis­fru­ten de la ni­ña. Su re­la­ción es flui­da y ja­más dis­cu­ti­rían por es­te te­ma.

BAR­BA­RI­DA­DES

Ha­ce unos días veía­mos a Pau­la es­ta­llar con la pren­sa. Y es que, des­de que se hi­zo pú­bli­ca la no­ti­cia de su cri­sis, tan­to ella co­mo su to­da­vía ma­ri­do, han te­ni­do que es­cu­char, se­gún sus pro­pias

pa­la­bras «au­tén­ti­cas bar­ba­ri­da­des». En el caso de la ac­triz, se le ad­ju­di­ca­ron has­ta tres re­la­cio­nes con di­fe­ren­tes ve­ne­zo­la­nos: un em­pre­sa­rio de una agen­cia de co­mu­ni­ca­ción, el due­ño de una de las mar­cas de ga­fas que pu­bli­ci­ta e, in­clu­so, un ami­go de es­te úl­ti­mo. To­das ellas to­tal­men­te ca­ren­tes de ve­ra­ci­dad. Con el can­tan­te cán­ta­bro se ha lle­ga­do a ha­blar de su­pues­tos ma­los há­bi­tos e in­clu­so se lle­gó a de­cir que ha­bía unas fo­to­gra­fías su­yas sa­lien­do del ma­le­te­ro de un co­che des­pués de una no­che lo­ca. Fi­nal­men­te, se su­po que esas imá­ge­nes no exis­tían. To­do es­to, co­mo es ló­gi­co, ha to­ca­do a la pa­re­ja a ni­vel per­so­nal. «Nos afec­ta por­que son men­ti­ras. Y no so­lo por no­so­tros, que has­ta nos reí­mos cuan­do es­cu­cha­mos cier­tas co­sas, y en­ten­de­mos que so­mos per­so­na­jes pú­bli­cos, sino por nues­tras fa­mi­lias, que no es­tán acos­tum­bra­das a es­to. No pi­do que no se ha­ble, pe­ro pi­do ve­ra­ci­dad y pru­den­cia, so­bre to­do por­que hay una pe­que­ña en me­dio a la que va­mos a pro­te­ger a to­da cos­ta», ha de­cla­ra­do de for­ma con­tun­den­te Pau­la Eche­va­rría

POR EL BIEN DE DA­NIE­LLA

De­fi­ni­ti­va­men­te, so­lo ellos sa­ben en qué pun­to se en­cuen­tra su re­la­ción aho­ra que se aca­ba de cum­plir su un­dé­ci­mo aniver­sa­rio de bo­da –22 de ju­lio–. Se­gún cuen­tan per­so­nas alle­ga­das a am­bos, en el caso de que se pro­du­je­ra un hi­po­té­ti­co di­vor­cio nin­guno de los dos tie­ne in­ten­ción de ha­cer un es­pec­tácu­lo de to­do es­to. Am­bos tie­nen muy cla­ro que lo más im­por­tan­te es su hi­ja, Da­nie­lla, y que por ella to­ma­rán la me­jor de­ci­sión.

La ver­dad so­lo tie­ne un ca­mino. Y co­mo su­ce­de siem­pre en es­tos ca­sos, la úl­ti­ma pa­la­bra la tie­nen ellos.

No te­ne­mos na­da de­ci­di­do. Cuan­do lo se­pa­mos lo di­re­mos DA­VID BUS­TA­MAN­TE

CON LA FA­MI­LIA En­tre con­cier­to y con­cier­to, Da­vid ha es­ta­do en Can­ta­bria ro­dea­do por su fa­mi­lia: sus her­ma­nos y sus pa­dres son su apo­yo.

reunión fa­mi­liar La úl­ti­ma vez que les vi­mos jun­tos fue ha­ce unas se­ma­nas en la Co­mu­nión de Da­nie­lla.

bai­lan­do al son de da­vid Pau­la col­gó en Ins­ta­gram al ini­cio de sus va­ca­cio­nes un ví­deo bai­lan­do ‘Lo pi­de el al­ma’, el úl­ti­mo éxi­to de Bus­ta­man­te (jun­to a es­tas lí­neas). El día de su aniver­sa­rio de bo­da, 22 de ju­lio, so­lo subió una fo­to su­ya en la pla­ya (iz­da.).

si­len­cio en su aniver­sa­rio En los días que ro­dea­ron a su aniver­sa­rio, Da­vid no pu­bli­có na­da en Ins­ta­gram, don­de ha­bía es­ta­do su­bien­do ví­deos con su fa­mi­lia. Días des­pués pu­bli­có una ima­gen de su en­cuen­tro con su hi­ja.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.