Tu te­ra­pia no, gra­cias

La Voz de Galicia (A Coruña) - Mujer de Hoy - - La Imperfecta - POR LU­CÍA TA­BOA­DA GUIÓN Y RA­QUEL CÓRCOLES ILUS­TRA­CIO­NES Pa­raim­per­fec­tas.com

Cuan­do en De­sa­yuno con dia­man­tes le pre­gun­tan a Holly Go­lightly si es­tá bien, ella res­pon­de: “Si va­mos a ser ami­gos, dé­ja­me acla­rar­te una co­sa de una vez: odio a la gen­te en­tro­me­ti­da”. Exis­te un ti­po de per­so­na que es­tá unos cuan­tos es­ca­lo­nes por en­ci­ma: es esa que no te pre­gun­ta si es­tás bien, di­rec­ta­men­te lo sa­be. Sa­be có­mo es­tás aními­ca­men­te, qué te preo­cu­pa, có­mo tie­nes que so­lu­cio­nar ese pro­ble­ma que pro­ba­ble­men­te ni si­quie­ra sa­bías que te­nías, en qué de­be­rías in­ver­tir tu di­ne­ro, có­mo de­be­rías lle­var el pe­lo, la crema hi­dra­tan­te que me­jor le va a tu piel y, si le das cin­co mi­nu­tos más de con­ver­sa­ción, es ca­paz de de­du­cir la ve­lo­ci­dad de se­di­men­ta­ción de tu san­gre. No im­por­ta có­mo de­ci­das vi­vir tu vi­da, siem­pre ha­brá al­guien que la cues­tio­ne. Al­guien que te juz­gue si de­jas un tra­ba­jo, si eli­ges otro, si pi­des un au­men­to por am­bi­cio­sa, si no lo pi­des por con­for­mis­ta. Al­guien que opi­ne so­bre tu es­ta­do ci­vil, (“¿Sol­te­ra con más de 30? ¿Có­mo se te ocu­rre? ¿Te crees que vi­ves en el si­glo XXI?”) o so­bre tu elec­ción per­so­nal de no ser ma­dre (ahí siem­pre hay una ex­pec­ta­ti­va de ex­pli­ca­ción). Y si lo eres, tam­bién opi­na­rán so­bre la ma­ne­ra en la que crías a tu hi­jo: “uy, ese ni­ño se sen­ti­ría me­jor en un ca­rri­to“, “lo co­ges de­ma­sia­do”, “lo es­tás mal­crian­do”, “de­ja que llo­re”, “es de­ma­sia­do ma­yor pa­ra lle­var pa­ñal”, “no ca­lien­tas la le­che a la tem­pe­ra­tu­ra ade­cua­da”...

Di­cen los ex­per­tos que exis­ten dos ti­pos de crí­ti­cas: la cons­truc­ti­va y la des­truc­ti­va. La que te ayu­da a me­jo­rar y la que lle­ga de gen­te a la que no le im­por­ta que me­jo­res. Nor­mal­men­te, se dis­tin­guen con fa­ci­li­dad, pe­ro hay ver­da­de­ros pro­fe­sio­na­les en la ma­te­ria. Con­se­je­ros ma­lin­ten­cio­na­dos que de­be­rían po­ner el car­go bien al­to en Lin­ke­din. No pue­des de­jar que am­bas crí­ti­cas te afec­ten por igual. No pue­des de­jar que los jui­cios u opi­nio­nes aje­nas te afli­jan cuan­do pro­vie­nen de aque­llos que ocu­pan gran par­te de su tiem­po juz­gan­do las vi­das de los de­más pa­ra ta­par la in­sa­tis­fac­ción de las su­yas pro­pias. La te­rau­pe­ti­tis y la opi­no­lo­gía han he­cho más da­ño a la hu­ma­ni­dad que el ma­dru­gar.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.