UNA PROS­TI­TU­TA LÚ­CI­DA

La Voz de Galicia (A Coruña) - Mujer de Hoy - - Qué Hay De Nuevo - Mu­jer en pun­to ce­ro Na­dal El Saa­da­wi. Ca­pi­tán Swing.

La ma­dre de la es­cri­to­ra egip­cia Na­dal El Saa­da­wi, edu­ca­da en la es­cue­la fran­ce­sa y de fa­mi­lia aco­mo­da­da, no pu­do evi­tar que a su hi­ja le hi­cie­ran la cli­to­ri­dec­to­mía, co­mo a ella y a la ma­yo­ría de las mu­je­res egip­cias, cuan­do te­nía seis años: “Me la hi­cie­ron con una na­va­ja de afei­tar”. A sus 87 años, Na­dal si­gue sien­do la gran fi­gu­ra del fe­mi­nis­mo ac­ti­vo en el mun­do mu­sul­mán. Se hi­zo psi­quia­tra en la Uni­ver­si­dad de El Cai­ro, prac­ti­có el ac­ti­vis­mo po­lí­ti­co y a día de hoy ha es­cri­to más de 50 li­bros. En la épo­ca lai­ca de Nas­ser lle­gó a ocu­par pues­tos des­ta­ca­dos en la sa­ni­dad de su país, pe­ro en 1972 pu­bli­có Mu­jer y se­xo, que fue in­me­dia­ta­men­te prohi­bi­do. “Per­dí mi tra­ba­jo, me en­car­ce­la­ron, me exi­lia­ron, re­pri­mie­ron a mi fa­mi­lia y a pe­sar de to­do no han lle­ga­do a con­de­nar­me a muer­te co­mo sen­ten­cia­ron a Far­dous”. Na­dal se en­tre­vis­tó con Far­dous, una pros­ti­tu­ta con­de­na­da a mo­rir en la hor­ca por ha­ber ma­ta­do a un pro­xe­ne­ta, en la cár­cel, cuan­do rea­li­za­ba un es­tu­dio so­bre la neu­ro­sis en las mu­je­res egip­cias. En Mu­jer en pun­to ce­ro, con­sa­gra­do des­de su pu­bli­ca­ción co­mo una lec­tu­ra cla­ve del fe­mi­nis­mo, Far­dous, una mu­jer es­pe­cial­men­te inteligente, cuen­ta las hu­mi­lla­cio­nes y abu­sos se­xua­les que pa­de­ce des­de ni­ña. Lo más in­tere­san­te de es­te re­la­to so­bre­co­ge­dor, ade­más de la fuer­za con el que es­tá na­rra­do, son las re­fle­xio­nes de la pro­ta­go­nis­ta, quien fi­nal­men­te lle­ga a la con­clu­sión de que to­das las mu­je­res es­tán opri­mi­das ha­gan lo que ha­gan, lo que la lle­va fi­nal­men­te a con­ver­tir­se en pros­ti­tu­ta: “La vi­da de una mu­jer es siem­pre mi­se­ra­ble, ha­bía com­pren­di­do que la me­nos en­ga­ña­da de to­das era la pros­ti­tu­ta”. Sin em­bar­go, Far­dous no sa­le ade­lan­te y com­prue­ba con su vi­da có­mo, de­trás de esa apa­ren­te li­ber­tad y em­po­de­ra­mien­to que le pro­por­cio­na el tra­ba­jo se­xual, se aga­za­pa el mis­mo po­der pa­triar­cal que la es­cla­vi­zó des­de pe­que­ña. O

Na­dal El Saa­da­wi, la au­to­ra.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.