La Jus­ti­cia hún­ga­ra so­lo im­po­ne 25 años a los cul­pa­bles de la muer­te de 71 re­fu­gia­dos por as­fi­xia en un ca­mión

La Voz de Galicia (Monforte) - - INTERNACIONAL -

La sen­ten­cia de un tri­bu­nal hún­ga­ro, que con­de­nó ayer a 25 años de pri­sión a ca­da uno de los cua­tro ca­be­ci­llas de una red cri­mi­nal que cau­só la muer­te por as­fi­xia en agos­to de 2015 a 71 re­fu­gia­dos que via­ja­ban en un ca­mión fri­go­rí­fi­co, no gus­tó a na­die. Se­gún Efe, la fis­ca­lía anun­ció un re­cur­so pa­ra so­li­ci­tar ca­de­na per­pe­tua, mien­tras que la de­fen­sa tam­bién re­cu­rri­rá pa­ra pe­dir la ab­so­lu­ción de los con­de­na­dos, un af­gano y tres búl­ga­ros que tras­la­da­ron a Eu­ro­pa Oc­ci­den­tal a 1.200 per­so­nas an­tes de ser cap­tu­ra­dos.

Los ca­dá­ve­res de 71 re­fu­gia­dos, en­tre ellos ocho mu­je­res y cua­tro ni­ños, se en­con­tra­ron el 26 de agos­to de 2015 en el ar­cén de una au­to­pis­ta del sur de Aus­tria, aun­que el ca­so se juz­gó en la lo­ca­li­dad hún­ga­ra de Kecs­ke­mét, a cien ki­ló­me­tros al sur de Bu­da­pest, por­que las muer­tes se pro­du­je­ron an­tes de cru­zar la fron­te­ra. Los cua­tro acu­sa­dos fue­ron con­de­na­dos por ho­mi­ci­dio con el agra­van­te de per­te­nen­cia a una or­ga­ni­za­ción cri­mi­nal, en el que fue el peor ca­so de muer­tes de in­mi­gran­tes en una ru­ta te­rres­tre en Eu­ro­pa du­ran­te la cri­sis de re­fu­gia­dos.

Se­gún la sen­ten­cia, los tra­fi­can­tes sa­bían que las víc­ti­mas, de na­cio­na­li­dad si­ria, ira­quí y af­ga­na, no po­dían so­bre­vi­vir en un ha­bi­tácu­lo her­mé­ti­ca­men­te ce­rra­do al tra­yec­to des­de la fron­te­ra hún­ga­ra con Ser­bia, don­de fue­ron re­co­gi­dos, has­ta Aus­tria. La in­ves­ti­ga­ción es­ta­ble­ció que el con­duc­tor ha­bía oí­do los gol­pes de los re­fu­gia­dos, que lla­ma­ban así la aten­ción so­bre su si­tua­ción, pe­ro el prin­ci­pal ca­be­ci­lla de la ban­da le prohi­bió de­te­ner­se pa­ra abrir las puer­tas y dar­les agua.

«Que no pres­te aten­ción a los gol­pes, que los de allí aden­tro mue­ran», or­de­nó el af­gano de 30 años al con­duc­tor, que es­ta­ba ca­da vez más ner­vio­so, se­gún el dia­rio elec­tró­ni­co hvg. «Los cua­tro eran cons­cien­tes de que su com­por­ta­mien­to cau­sa­ría la muer­te de la gen­te que es­ta­ba en el es­pa­cio de car­ga, pe­ro lo acep­ta­ron», afir­ma la sen­ten­cia.

La muer­te de es­tos re­fu­gia­dos con­mo­vió a la opi­nión pú­bli­ca in­ter­na­cio­nal días an­tes de que Ale­ma­nia y Aus­tria abrie­ran sus fron­te­ras a re­fu­gia­dos pro­ce­den­tes de Asia y Orien­te Me­dio que ac­ce­die­ron a Eu­ro­pa por la de­no­mi­na­da ru­ta de los Bal­ca­nes. Por esa ru­ta, que lle­va­ba de Tur­quía a las is­las grie­gas y re­co­rría los Bal­ca­nes has­ta Eu­ro­pa Oc­ci­den­tal, tran­si­ta­ron cien­tos de mi­les de re­fu­gia­dos des­de sep­tiem­bre de 2015 has­ta mar­zo de 2016, cuan­do se ce­rró por me­dio de un acuer­do de de­vo­lu­ción de mi­gran­tes en­tre la Unión Eu­ro­pea y Tur­quía.

La in­ves­ti­ga­ción pro­bó que to­dos los re­fu­gia­dos ha­bían muer­to me­nos de dos ho­ras des­pués de co­men­zar el via­je ha­ci­na­dos en un es­pa­cio de 14 me­tros cua­dra­dos, sin ven­ti­la­ción y ce­rra­do des­de fue­ra. Tras dar­se cuen­ta de lo ocu­rri­do, los res­pon­sa­bles de­ci­die­ron de­jar aban­do­na­do el vehícu­lo en un pa­ra­je de la au­to­pis­ta A4 cer­ca de la lo­ca­li­dad aus­tría­ca de Parn­dorf y re­gre­sa­ron a Hun­gría.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.