Un pro­gra­ma pa­ra pun­tuar a per­so­nas co­mo en la se­rie «Black Mi­rror»

La Voz de Galicia (A Coruña) - Mercados - - EMPRESAS - S. Ca­bre­ro

Black Mi­rror lo ha vuel­to a ha­cer. La se­rie de Net­flix que mues­tra una so­cie­dad dis­tó­pi­ca do­mi­na­da por la ti­ra­nía de las nue­vas tec­no­lo­gías ha con­se­gui­do tras­pa­sar la fic­ción y de­mos­trar que las ca­tás­tro­fes que nos pue­den traer un uso dis­cri­mi­na­do de los nue­vos apa­ra­tos no es­tán tan le­jos co­mo pen­sa­mos. En su ca­pí­tu­lo No­se­di­ve, la pro­ta­go­nis­ta, La­cie, vi­ve ba­jo el yu­go de las cin­co es­tre­llas. To­da su vi­da de­pen­de de las ca­li­fi­ca­cio­nes que re­ci­be de la gen­te que la ro­dea. Sue­na te­rro­rí­fi­co. Y se ha he­cho reali­dad. Ju­lia Cor­dray y Ni­co­le McCu­llough han bau­ti­za­do su crea­ción co­mo Peeple, una apli­ca­ción pen­sa­da pa­ra que sus usua­rios se va­lo­ren los unos a los otros con un sis­te­ma de es­tre­llas.

La esen­cia es sen­ci­lla. Los con­su­mi­do­res po­de­mos va­lo­rar­nos los unos a los otros co­mo si de un pro­duc­to se tra­ta­ra. Y su uso no exi­ge de­ma­sia­dos re­qui­si­tos. Ser ma­yor de 21 años y te­ner cuen­ta de Fa­ce­book. Eso es to­do.

An­tes de va­lo­rar a una de­ter­mi­na­da per­so­na, el sis­te­ma pi­de al usua­rio que in­di­que cuál es el víncu­lo que le une al in­di­vi­duo al que va a pa­sar exa­men (per­so­nal, pro­fe­sio­nal... e in­clu­so sen­ti­men­tal) y so­li­ci­ta que in­tro­duz­ca el nú­me­ro de te­lé­fono del mis­mo pa­ra cons­ta­tar que no se ha lan­za­do a va­lo­rar a la pri­me­ra po­bre al­ma que se ha en­con­tra­do por la ca­lle.

Una vez pues­tos a po­ner­se es­tre­llas, la apli­ca­ción va pu­bli­can­do de for­ma au­to­má­ti­ca to­das las opi­nio­nes que con­si­de­ra po­si­ti­vas, mien­tras que las ne­ga­ti­vas se las guar­da en un bu­zón pri­va­do pa­ra que la per­so­na afec­ta­da pue­da ges­tio­nar­las co­mo con­si­de­re opor­tuno. Sin em­bar­go, no se pue­de es­ca­par a las no­tas ne­ga­ti­vas, por­que aun­que los co­men­ta­rios más ex­haus­ti­vos y de­ta­lla­dos se que­dan en la par­te más pri­va­da de la app, el cómpu­to glo­bal de las es­tre­llas sí se mues­tra al res­to de usua­rios.

A pe­sar de las nu­me­ro­sas crí­ti­cas que ha re­ci­bi­do es­ta apli­ca­ción, las crea­do­ras se de­fien­den. Su ob­je­ti­vo es crear un nue­vo es­pa­cio di­gi­tal en el que los usua­rios pue­dan «ges­tio­nar su repu­tación on­li­ne» y «to­mar me­jo­res de­ci­sio­nes so­bre quie­nes les ro­dean».

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.