Su­fre una cri­sis car­día­ca y se ave­ría el he­li­cóp­te­ro que lo iba a tras­la­dar

La Voz de Galicia (Ourense) - - Deportes - LUIS CON­DE

El der­bi en­tre la SD Chan­ta­da y el Club Le­mos tu­vo que ser suspendido ayer a cau­sa de la ave­ría de un he­li­cóp­te­ro de emer­gen­cias que ha­bía ate­rri­za­do en el me­dio del cam­po pa­ra eva­cuar a un ju­ga­dor que es­ta­ba su­frien­do una cri­sis car­día­ca. El fut­bo­lis­ta De­nís Ló­pez Fi­lo­me­na —un de­lan­te­ro de 26 años fi­cha­do el ve­rano pa­sa­do por el equi­po chan­ta­dino al Atlé­ti­co Es­cai­rón— se sin­tió mal cuan­do ha­bían trans­cu­rri­do on­ce mi­nu­tos de par­ti­do.

El ju­ga­dor sa­lió a la ban­da y en un prin­ci­pio el jue­go con­ti­nuó. Pe­ro, en cuan­to los mé­di­cos que lo aten­die­ron vie­ron que po­día tra­tar­se de un asun­to gra­ve, ad­vir­tie­ron al ser­vi­cio de emer­gen­cias 112, que en­vió a Chan­ta­da el he­li­cóp­te­ro sa­ni­ta­rio con ba­se en Ou­ren­se. Una vez que el ár­bi­tro fue in­for­ma­do de la si­tua­ción de­tu­vo el par­ti­do en el mi­nu­to 28. Po­co des­pués lle­gó el he­li­cóp­te­ro, que ate­rri­zó en el cen­tro del te­rreno de jue­go de O San­go­ñe­do an­te la ex­pec­ta­ción de los más de tres­cien­tos afi­cio­na­dos que pre­sen­cia­ban el der­bi co­mar­cal del gru­po nor­te de la Pre­fe­ren­te.

De­ci­die­ron eva­cuar­lo

Una vez que De­nís fue aten­di­do en la en­fer­me­ría del es­ta­dio, los mé­di­cos de­ci­die­ron eva­cuar­lo en el he­li­cóp­te­ro. Los sa­ni­ta­rios lo tras­la­da­ron en ca­mi­lla has­ta el cen­tro del cam­po y lo in­tro­du­je­ron en el apa­ra­to. Jus­to an­tes de arran­car, los pi­lo­tos de­tec­ta­ron un problema téc­ni­co que les im­pe­día des­pe­gar, lo que obli­gó a los sa­ni­ta­rios a ba­jar al fut­bo­lis­ta. Lo sa­ca­ron del cam­po y una am­bu­lan­cia lo tras­la­dó a Lu­go.

Los pi­lo­tos del he­li­cóp­te­ro lla­ma­ron por te­lé­fono al ser­vi­cio téc­ni­co del apa­ra­to pa­ra ver si po­dían arre­glar­lo si­guien­do sus ins­truc­cio­nes, pe­ro no fue po­si­ble. Como los es­pe­cia­lis­tas que te­nían que arre­glar la ave­ría no po­dían lle­gar an­tes de que ano­che­cie­se, el ár­bi­tro, Ro­dri­go Gar­cía, de­ci­dió sus­pen­der el par­ti­do. A úl­ti­ma ho­ra de la tar­de la ave­ría es­ta­ba ya re­suel­ta, pe­ro el he­li­cóp­te­ro que­dó cus­to­dia­do to­da la no­che.

Ap­to pa­ra ju­gar al fút­bol

En el Hospital de Lu­go De­nís fue so­me­ti­do a úl­ti­ma ho­ra de la tar­de a va­rias prue­bas mé­di­cas. Su her­mano, Fa­bio ase­gu­ra que no se le de­tec­tó na­da. El de­lan­te­ro de O Sa­vi­ñao y sus fa­mi­lia­res es­pe­ra­ban ano­che la vi­si­ta de un car­dió­lo­go.

Es­ta no es la pri­me­ra vez que el de­lan­te­ro de O Sa­vi­ñao su­fre un epi­so­dio de es­tas ca­rac­te­rís­ti­cas. De he­cho ya fue so­me­ti­do a exá­me­nes mé­di­cos en al­gu­na oca­sión. «Es­to ya le ha ocu­rri­do al­gu­na vez, pe­ro los mé­di­cos que vi­si­ta­mos nos di­je­ron que era ap­to pa­ra ju­gar al fút­bol», co­men­ta su her­mano, Fa­bio, que es en­fer­me­ro de pro­fe­sión.

Por su par­te, el pre­si­den­te de la SD Chan­ta­da, Jo­sé An­to­nio Mén­dez, ad­mi­te que lo pa­só mal cuan­do se dio cuen­ta de lo que ocu­rría en el cam­po. «Nos lle­va­mos un sus­to —ad­mi­tía ayer Mén­dez—, pe­ro lo im­por­tan­te es que De­nís es­tá bien. Fa­bio ya nos ha­bía di­cho que en otras oca­sio­nes su­frió arrit­mias, pe­ro los es­pe­cia­lis­tas siem­pre le ex­pli­ca­ron que es­ta­ba en con­di­cio­nes de ju­gar».

ROI FER­NÁN­DEZ

Denis Ló­pez, en el mo­men­to en que se ma­reó.

ROI FER­NÁN­DEZ

El ju­ga­dor fue in­tro­du­ci­do ini­cial­men­te en el he­li­cóp­te­ro.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.