El ni­ño que sue­ña con ser Alon­so

Con ocho años, el tu­den­se ga­nó dos ve­ces la Co­pa Ro­tax de kar­ting en Por­tu­gal y quie­re ir al Mun­dial

La Voz de Galicia (Ourense) - - Deportes - JUAN ARES

Sus com­pa­ñe­ros quie­ren ser como Mes­si o Cris­tiano. Pe­ro, con so­lo ocho años, Adrián Malheiro tie­nen unas as­pi­ra­cio­nes de­por­ti­vas muy di­fe­ren­tes. Es­te pe­que­ño tu­den­se pre­fie­re en­fun­dar­se el mono y el cas­co de com­pe­ti­ción ca­da fin de semana pa­ra de­mos­trar que es un dia­man­te en bru­to ma­ne­jan­do su pe­que­ño kart de 125. El ído­lo al que él quie­re pa­re­cer­se se lla­ma Fer­nan­do Alon­so.

El res­pon­sa­ble de que la afi­ción por el au­to­mo­vi­lis­mo ha­ya sur­gi­do de ma­ne­ra tan tem­pra­na en Adrián en una co­mu­ni­dad don­de ape­nas hay tra­di­ción de es­te de­por­te ni ins­ta­la­cio­nes pú­bli­cas pa­ra prac­ti­car­lo es su pa­dre. Al ha­ber si­do pi­lo­to de mo­tos, le me­tió el gu­sa­ni­llo de la com­pe­ti­ción al ni­ño y él apun­tó ma­ne­ras des­de que a los tres años tu­vo la opor­tu­ni­dad de dar sus pri­me­ras vuel­tas en un cir­cui­to de O Po­rri­ño.

En­se­gui­da lle­ga­ron los éxi­tos. Su pre­co­ci­dad le lle­vó a ga­nar el cam­peo­na­to na­cio­nal Ro­tax de Por­tu­gal en el 2014 con sie­te años, lo que le su­po­nía con­ver­tir­se en el pi­lo­to más jo­ven en ha­cer­lo. No se tra­ta de un triun­fo cual­quie­ra, ya no so­lo por la edad en la que lo lo­gró, sino tam­bién por el ni­vel de pi­lo­tos de kart del que pue­de pre­su­mir Por­tu­gal, con mul­ti­tud de cir­cui­tos que son es­ce­na­rio de cam­peo­na­tos in­ter­na­cio­na­les.

El pa­sa­do año, ya con los ocho cum­pli­dos, re­pe­tía triun­fo en esa mis­ma com­pe­ti­ción, sien­do to­da­vía de los de­por­tis­tas más jó­ve­nes en lo­grar­lo. Es­tas dos vic­to­rias le per­mi­tie­ron ac­ce­der a las fi­na­les eu­ro­peas de Ro­tex, ce­le- bra­das en Va­len­cia y Por­ti­mao, don­de se mi­dió a los me­jo­res con bue­nas ac­tua­cio­nes pe­se a no dis­po­ner del me­jor ma­te­rial.

Su ad­mi­ra­ción por Fer­nan­do Alon­so —a la que aña­de la que sien­te tam­bién por Va­len­tino Ros­si— le ha lle­va­do a imi­tar el di­se­ño de su cas­co, don­de lu­ce su nú­me­ro, el 77 y la ima­gen de un to­ro, como él mis­mo ex­pli­ca: «Cuan­do em­pe­cé a co­rrer me pu­sie­ron ese nú­me­ro en el kart y como me gus­tan los to­ros le pu­se una fi­gu­ra de uno y des­pués cuan­do ga­na­ba me lla­ma­ban ‘el maes­tro’, como a los to­re­ros».

El au­to­mo­vi­lis­mo no es el úni­co de­por­te que prac­ti­ca, sino que tam­bién se apun­ta a te­nis y re­mo, apar­te de asis­tir a cla­ses de mú­si­ca en el con­ser­va­to­rio. El res­to del tiem­po li­bre que le de­ja el co­le­gio lo pa­sa en su ma­yor par­te en­tre­nan­do con la vi­deo­con­so­la en si­mu­la­do­res de con­duc­ción. Es la al­ter­na­ti­va de la que dis­po­ne al no ha­ber cir­cui­tos en Ga­li­cia y te­ner la ma­yo­ría de los ho­mo­lo­ga­dos a dis­tan­cias de en­tre 600 y 900 ki­ló­me­tros. Na­da que sea su­fi­cien­te pa­ra ha­cer­le re­nun­ciar a su sue­ño. «Cuan­do sea ma­yor quie­ro ser pi­lo­to de avión y tam­bién, si pue­do, ma­ne­jar un cohe­te pa­ra ir más rá­pi­do que na­die».

En bus­ca de ayu­das

Mien­tras lle­ga el mo­men­to de cum­plir esos sue­ños, sus pa­dres , Pa­blo y Ol­ga, bus­can ayu­das pa­ra que Adrián pue­da com­pe­tir con su nue­vo kart Pra­ga Pic­co­lo Ro­tax 125 en el cam­peo­na­to de Es­pa­ña y tam­bién en el lu­so. Es­tán con­ven­ci­dos de que con apo­yo pue­de lle­gar muy le­jos. Pe­ro sa­ben que no se­rá fá­cil: «He­mos en­via­do do­sie­res a mu­chas em­pre­sas im­por­tan­tes de Ga­li­cia, pe­ro de mo­men­to no te­ne­mos res­pues­ta de nin­gu­na. Lle­ga­re­mos has­ta don­de po­da­mos, al me­nos re­pe­tir lo del año pa­sa­do, pe­ro ir al Mun­dial de Ita­lia es­tá muy di­fí­cil».

Adrián, un cha­val tran­qui­lo que se trans­for­ma ba­jo la llu­via pa­ra vol­ver­se im­ba­ti­ble, es­pe­ra es­tos días que se alla­ne el ca­mino que le lle­ve has­ta los mo­no­pla­zas. Ro­dea­do de ni­ños que sue­ñan con com­prar­se la ca­mi­se­ta de su equi­po de fút­bol pre­fe­ri­do, Adri 77 pre­fie­re un jue­go de neu­má­ti­cos nue­vos.

«Cuan­do sea ma­yor quie­ro ser pi­lo­to de avión y tam­bién ma­ne­jar un cohe­te pa­ra ir más rá­pi­do que na­die»

Adrián Malheiro

Pio­to tu­den­se de ocho años

A Adrián Malheiro le lla­ma «el maes­tro» por su afi­ción a los to­ros. Tam­bién prac­ti­ca te­nis y re­mo.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.