El fu­tu­ro de Ga­li­cia pa­sa por Ma­drid

Si Pe­dro Sán­chez se alía con Po­de­mos y los in­de­pen­den­tis­tas, las ma­reas aca­ba­rían go­ber­nan­do en la Xun­ta, pe­ro si hay gran coa­li­ción en Es­pa­ña, PP­deG y PS­deG es­ta­rían abo­ca­dos a en­ten­der­se

La Voz de Galicia (Ourense) - - Galicia - GON­ZA­LO BAREÑO

Un ejér­ci­to de en­cues­ta­do­res re­co­rre es­tos días Es­pa­ña pre­gun­tan­do a los ciu­da­da­nos cuál se­ría su op­ción en ca­so de que se re­pi­tie­ran las elec­cio­nes. Unos son­deos que se que­dan ob­so­le­tos a las po­cas ho­ras por lo in­cier­to de las ne­go­cia­cio­nes, pe­ro que arro­jan al­gu­nos da­tos de fon­do in­cues­tio­na­bles. La iz­quier­da es­pa­ño­la, has­ta aho­ra re­pre­sen­ta­da por un par­ti­do ca­si he­ge­mó­ni­co, el PSOE, y una fuer­za ca­si tes­ti­mo­nial, IU, se ha par­ti­do en dos mi­ta­des prác­ti­ca­men­te idén­ti­cas. Y, con sor­pas­so de Po­de­mos al PSOE o sin él, esas dos mi­ta­des no su­man ma­yo­ría ab­so­lu­ta ni la van a su­mar a me­dio pla­zo, por­que lo que su­be uno lo ba­ja el otro. Es de­cir, que cual­quier pac­to en­tre PSOE y Po­de­mos, aho­ra o con otras elec­cio­nes, im­pli­ca­rá un pac­to con el in­de­pen­den­tis­mo pa­ra al­can­zar el Go­bierno.

El otro dato ob­vio es que el PP no al­can­za­rá nun­ca la ma­yo­ría ab­so­lu­ta mien­tras exis­ta Ciu­da­da­nos. Y que ni al PSOE ni al PP les bas­ta­rá pac­tar con los de Al­bert Ri­ve­ra pa­ra go­ber­nar. Sán- chez ne­ce­si­ta­ría pac­tar con Ra­joy la abs­ten­ción del PP, y Ra­joy ne­ce­si­ta­ría pac­tar con Sán­chez la del PSOE. Y eso no se­ría gra­tis. Por lo que, se di­ga lo que se di­ga, cual­quier pac­to de Go­bierno de so­cia­lis­tas o po­pu­la­res con Ciu­da­da­nos im­pli­ca­ría en reali­dad una gran coa­li­ción en­cu­bier­ta.

La con­se­cuen­cia es que, aunque las elec­cio­nes se re­pi­tie­ran diez ve­ces, so­lo hay dos po­si­bi­li- da­des. Acuer­do en­tre PP y PSOE o acuer­do de los so­cia­lis­tas con Po­de­mos y con los in­de­pen­den­tis­tas ca­ta­la­nes. El la­do del que cai­ga esa mo­ne­da no so­lo va a de­ter­mi­nar el fu­tu­ro de Es­pa­ña, sino tam­bién el de la gran ma­yo­ría de las co­mu­ni­da­des, in­clui­da Ga­li­cia. Aunque el re­sul­ta­do del PP­deG en las au­to­nó­mi­cas se­rá pre­vi­si­ble­men­te me­jor que el del PP en las ge­ne­ra­les, la ma­yo- ría ab­so­lu­ta pa­re­ce tam­bién des­car­ta­da, in­clu­so su­man­do lo po­co que con­si­ga Ciu­da­da­nos, que no aca­ba de des­pe­gar en Ga­li­cia. Y, por tan­to, lo que ocu­rra en Ma­drid se­rá de­ter­mi­nan­te pa­ra sa­ber quién go­ber­na­rá en la Xun­ta. Si Pe­dro Sán­chez cru­za el Ru­bi­cón y de­ci­de asu­mir el ele­va­dí­si­mo ries­go de aliar­se con Po­de­mos y con los in­de­pen­den­tis­tas, ese mo­de­lo se re­pe­ti­ría por ló­gi­ca des­pués en Ga­li­cia. Al­go que po­dría con­ver­tir a es­ta co­mu­ni­dad en la pri­me­ra en ser go­ber­na­da por Po­de­mos y sus con­fluen­cias si, como au­gu­ran todos los son­deos, En Ma­rea su­pera a los so­cia­lis­tas en las elec­cio­nes ga­lle­gas. Si en Ma­drid gobierna Sán­chez gra­cias a Po­de­mos, en Ga­li­cia go­ber­na­ría la alianza tri­par­ti­ta gra­cias al PS­deG.

Por el con­tra­rio, si en Es­pa­ña se abre pa­so la gran coa­li­ción por la vía in­di­rec­ta de un Go­bierno de PSOE o PP con Ciu­da­da­nos con­sen­ti­do por el gran­de que se que­de fue­ra, o por la de la gran alianza de los tres par­ti­dos, Po­de­mos rom­pe­ría todos los puen­tes con el PSOE y el acuer­do del PS­deG y las ma­reas pa­ra go­ber­nar en Ga­li­cia se­ría im­po­si­ble. En esas con­di­cio­nes, se aca­ba­ría abrien­do pa­so la po­si­bi­li­dad de que el PP­deG go­bier­ne en mi­no­ría gra­cias a la abs­ten­ción del PS­deG e in­clu­so, aunque aho­ra pa­rez­ca im­po­si­ble, la de la gran coa­li­ción a la ga­lle­ga. Un acuer­do de am­plí­si­ma ma­yo­ría que po­dría po­ner en mar­cha re­for­mas in­elu­di­bles pa­ra Ga­li­cia, in­clui­da la del Es­ta­tu­to, eter­na­men­te apla­za­da por la des­con­fian­za mu­tua.

ILUS­TRA­CIÓN PI­LAR CA­NI­CO­BA

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.