Los Knicks de Nue­va York des­ti­tu­yen a De­rek Fis­her

La Voz de Galicia (Ourense) - - Deportes -

Los Knicks de Nue­va York des­pi­die­ron a su en­tre­na­dor, De­rek Fis­her, des­pués de que el equi­po su­frie­ra la quin­ta de­rro­ta con­se­cu­ti­va (93-101 an­te de Den­ver). Fis­her cum­plía su se­gun­da tem­po­ra­da al fren­te de los Knicks, que lle­van 23 vic­to­rias y 31 de­rro­tas y ocu­pan ac­tual­men­te el duo­dé­ci­mo pues­to de la Con­fe­ren­cia Es­te. El pues­to de De­rek Fis­her lo ocu­pa­rá Kurt Ram­bis.

En su de­fen­sa se po­dría de­cir que no es­ta­ba el par­ti­do pa­ra flo­ri­tu­ras ofen­si­vas. Por eso, los Bron­cos de­vo­ra­ron a las Pan­te­ras de Ca­ro­li­na y de ahí que su ju­ga­dor más des­ta­ca­do (y, por lo tan­to, el MVP del par­ti­do) ha­ya si­do Von Mi­ller. Out­si­de li­ne­bac­ker de Den­ver que hi­zo la vi­da im­po­si­ble al me­jor ju­ga­dor de la tem­po­ra­da: Cam New­ton, en quien Ca­ro­li­na de­po­si­tó to­das sus es­pe­ran­zas y que una y otra vez se iba al sue­lo en el ini­cio de

ca­da in­ten­to de ata­que.

No es ha­bi­tual que un de­fen­sa ob­ten­ga el ga­lar­dón de me­jor ju­ga­dor en la fi­nal de la NFL (de he­cho, es la no­ve­na vez en cin­cuen­ta edi­cio­nes), pe­ro es­te te­jano de 26 años fue cla­ve en la vic­to­ria de su equi­po. Con­tri­bu­yó a bue­na par­te de los pun­tos de Den­ver y con el

tro­feo en la mano reivin­di­có: «Sa­bía­mos que no ha­bía que dar­le a New­ton un se­gun­do de res­pi­ro y mu­cho me­nos es­pa­cios pa­ra co­rrer. El tra­ba­jo de­fen­si­vo es muy im­por­tan­te, aunque no es tan bri­llan­te y es­pec­ta­cu­lar como el que ha­cen los pa­sa­do­res y los que par­ti­ci­pan en la ofen­si­va».

Cam New­ton (Atlan­ta, 1989), por su par­te, lle­gó a la fi­nal de la NFL como el ju­ga­dor sen­sa­ción y, ofi­cial­men­te, como MVP de la Li­ga. El quar­ter­back de Ca­ro­li­na en­tró en la his­to­ria gra­cias a sus es­ta­dís­ti­cas a pe­sar de te­ner so­lo cin­co años de ex­pe­rien­cia.

Con­ta­ba con ga­nar ayer de un mo­do hol­ga­do, tal y como ha­bía he­cho en ron­das pre­ce­den­tes. No lo hi­zo y a cam­bio em­bo­rro­nó su ex­ce­len­te hoja de ser­vi­cios con un com­por­ta­mien­to an­ti­de­por­ti­vo tras la fi­nal. Qui­zás Von Mi­ller le ha­ya sa­ca­do de sus ca­si­llas.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.