Los sin­di­ca­tos apo­yan a Sán­chez pa­ra un pac­to que in­clu­ya a Ciu­da­da­nos

Los em­pre­sa­rios cri­ti­can que el PSOE no con­cre­te el cos­te de sus pro­pues­tas

La Voz de Galicia (Ourense) - - España - PAULA DE LAS HERAS

Los sin­di­ca­tos ma­yo­ri­ta­rios, UGT y CC OO, quie­ren un cam­bio de Go­bierno y un cam­bio de po­lí­ti­cas, pe­ro tam­bién de­ja­ron cla­ro ayer, tras una reunión con Pe­dro Sán­chez, que no ven en la pro­pues­ta de Pa­blo Igle­sias la me­jor de las op­cio­nes po­si­bles. Tan­to Cán­di­do Mén­dez como Ig­na­cio Fer­nán­dez To­xo echa­ron un ca­po­te al se­cre­ta­rio ge­ne­ral del PSOE, em­pe­ña­do en fra­guar un acuer­do que in­clu­ya a Po­de­mos pe­ro tam­bién a Ciu­da­da­nos, y de­fen­die­ron que ese ti­po de en­ten­di­mien­to es el que pa­re­cen ha­ber de­man­da­do los es­pa­ño­les con su vo­to en las ge­ne­ra­les.

Los so­cia­lis­tas re­ci­bie­ron sus pa­la­bras con sa­tis­fac­ción. Tie­nen la es­pe­ran­za de que pue­dan ejer­cer cier­ta pre­sión so­bre Po­de­mos que, has­ta aho­ra, se ha ne­ga­do a sen­tar­se a ne­go­ciar mien­tras Sán­chez no re­nun­cie de ma­ne­ra ex­plí­ci­ta a pac­tar con Al­bert Ri­ve­ra. De mo­men­to, sin em­bar­go, no ha si­do así. Ni Igle­sias ni na­die de su eje­cu­ti­va res­pon­die­ron a los ve­te­ra­nos lí­de­res sin­di­ca­les, pe­ro el por­ta­voz de En Co­mú-Po­dem, Xavier Do­mè­nech, ad­vir­tió de que «nun­ca» po­drá es­tar de acuer­do con al­gu­nos de los prin­ci­pa­les plan­tea­mien­tos de Ciu­da­da­nos.

Do­mè­nech in­sis­tió en que, en al­gún mo­men­to, el PSOE va a te­ner que de­ci­dir y se mos­tró con­ven­ci­do de que lo ha­rá a fa­vor de una coa­li­ción de Go­bierno jun­to a Po­de­mos, sus con­fluen­cias e Iz­quier­da Uni­da. «Aca­ba­rá es­cu­chan­do a su co­ra­zón y a sus vo­tan­tes», di­jo. A su jui­cio, ade­más, la en­tra­da de los su­yos en las ne­go­cia­cio­nes con los so­cia­lis­tas so­lo ser­vi­ría pa­ra ayu­dar a Ri­ve­ra a lo­grar su ob­je­ti­vo de un acuer­do a tres con el par­ti­do de Ma­riano Ra­joy. «No vamos a ejer­cer de con­tra­pe­so pa­ra que se obli­gue al PP a que vo­te a PSOE y Ciu­da­da­nos por te­mor a que go­ber­ne­mos no­so­tros», adu­jo.

Que hay mie­do a un Go­bierno del que for­me par­te Po­de­mos en sec­to­res de la de­re­cha, no ya po­lí­ti­ca sino tam­bién ins­ti­tu­cio­nal y em­pre­sa­rial, es cier­to. Los pro­pios po­pu­la­res, que no obs­tan­te se nie­gan a fa­ci­li­tar las co­sas a Sán­chez pa­ra im­pe­dir­lo, lo ali­men­tan con fuer­za ca­da día pe­ro con la idea pues­ta en una re­pe­ti­ción de elec­cio­nes o, en el me­jor de los ca­sos, en una even­tual in­ves­ti­du­ra de Ra­joy a lo lar­go de los me­ses de mar­zo o abril. Los lí­de­res de la patronal, Joan Ro­sell, de la CEOE, y An­to­nio Ga­ra­men­di, de Cepy­me, se cui­da­ron mu­cho, sin em­bar­go, de ex­pre­sar nin­gu­na re­ti­cen­cia en pú­bli­co.

Am­bos di­ri­gen­tes se vie­ron con Sán­chez po­co des­pués del en­cuen­tro de es­te con Mén­dez y To­xo, pa­ra ana­li­zar el pro­gra­ma de Go­bierno que el PSOE es­tá uti­li­zan­do como ba­se pa­ra las con­ver­sa­cio­nes con sus even­tua­les so­cios, y a la pre­gun­ta de si ven con preo­cu­pa­ción que Igle­sias lle­gue al Eje­cu­ti­vo ti­ra­ron ba­lo­nes fue­ra. «Mie­do a na­da —afir­mó Ro­sell—, pri­me­ro vea­mos el pro­gra­ma; lo que nos da­ría mie­do es ver au­men­tos de dé­fi­cits, de im­pues­tos y del en­deu­da­mien­to».

In­con­cre­ción

Aun así, los em­pre­sa­rios ya mi­ran con cau­te­la los mo­vi­mien­tos del PSOE. De he­cho, Ro­sell y Ga­ra­men­di ad­vir­tie­ron de que, aunque es­té car­ga­do de «bue­nas in­ten­cio­nes», ven mu­chas in­con­cre­cio­nes en el do­cu­men­to ba­se. Un tex­to en el que se in­clu­ye un am­plio pro­gra­ma so­cial cu­yo cos­te los so­cia­lis­tas no han es­pe­ci­fi­ca­do; como tam­po­co pre­sen­ta­ron nun­ca, a pe­sar de ha­ber pro­me­ti­do, la me­mo­ria eco­nó­mi­ca de su pro­gra­ma elec­to­ral.

La patronal no es la úni­ca con du­das. Ciu­da­da­nos ya hi­zo esa ad­ver­ten­cia el pa­sa­do lu­nes y los re­pre­sen­tan­tes de las cen­tra­les sin­di­ca­les die­ron ayer se- rias mues­tras de con­si­de­rar po­co realista la pro­pues­ta en lo que au­men­to de gas­to so­cial y cálcu­lo de ob­je­ti­vo del dé­fi­cit se re­fie­re. Tan­to To­xo como Mén­dez se mos­tra­ron con­ven­ci­dos de que se­rá ne­ce­sa­rio re­cla­mar a la UE una fle­xi­bi­li­dad pre­su­pues­ta­ria ma­yor de la que plan­tea el PSOE (que quie­re retrasar al 2017, un año, el te­cho del 3 %) y de que ha­bría que ga­ran­ti­zar, vía im­pues­tos, ma­yor re­cau­da­ción.

A prio­ri pa­re­ce­ría, pues, que apues­tan por in­cli­nar­se más a la iz­quier­da. No obs­tan­te, am­bos fue­ron cla­ros al de­fen­der la in­cor­po­ra­ción de Ciu­da­da­nos a un acuer­do de go­ber­na­bi­li­dad. El se­cre­ta­rio ge­ne­ral de UGT ale­gó que el 20D, 15 mi­llo­nes de per­so­nas vo­ta­ron «por el cam­bio» y que los par­ti­dos que lo re­pre­sen­tan es­tán obli­ga­dos a bus­car un acuer­do. El lí­der de Co­mi­sio­nes aña­dió que lo que se de­du­ce de las ur­nas es que en la so­cie­dad hay un «gi­ro al cen­tro iz­quier­da».

PA­CO CAM­POS EFE

La pro­pues­ta de Sán­chez so­lo tie­ne «bue­nas in­ten­cio­nes», se­gún Ro­sell y Ga­ra­men­di.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.