A un con­duc­tor re­in­ci­den­te le qui­tan el car­né por una al­coho­le­mia de 1,58

La condena al im­pli­ca­do, un jo­ven por­tu­gués de 30 años, in­clu­ye 1.500 eu­ros de mul­ta

La Voz de Galicia (Ourense) - - Ourense - P. S.

El má­xi­mo per­mi­ti­do pa­ra con­duc­to­res en ge­ne­ral es de 0,25 mi­li­gra­mos de al­cohol por li­tro de ai­re es­pi­ra­do. El Có­di­go Pe­nal si­túa en 0,60 el pun­to en el que pa­sa a ser de­li­to. Vi­tor Ma­nuel T. G. , un ciu­da­dano por­tu­gués de 30 años que re­si­de en Mon­ta­le­gre, lle­gó has­ta 1,58 cuan­do los agen­tes de la Guar­dia Ci­vil de Trá­fi­co lo in­vi­ta­ron a so­me­ter­se a una prue­ba de al­coho­le­mia cuan­do cir­cu­la­ba por la ca­rre­te­ra de Xin­zo a Cua­le­dro a pri­me­ra ho­ra de la ma­dru­ga­da del 30 de abril del 2014. Aca­ba de ser con­de­na­do por un de­li­to con­tra la se­gu­ri­dad del trá­fi­co.

Vein­te mi­nu­tos des­pués de es­tre­nar la bo­qui­lla pa­ra so­plar en el eti­ló­me­tro, ha­bía re­pe­ti­do el acu­sa­do la ope­ra­ción y el re­sul­ta­do tam­po­co de­ja­ba mu­chas du­das so­bre su es­ta­do. En esa se­gun­da oca­sión ba­jó a 1,48 gra­mos. La in­ter­ven­ción de la Guar­dia Ci­vil, aler­ta­da por ve­ci­nos de Cua­le­dro y usua­rios de la ca­rre­te­ra, ha­bía pues­to fin a una si­tua­ción de ries­go que aho­ra es ob­je­to de cas­ti­go. El in­cul­pa­do no asis­tió a la vis­ta, por lo que, como la pro­pia sen­ten­cia re­co­ge, la jue­za no pu­do es­cu­char ni una mí­ni­ma ver­sión ex­cul­pa­to­ria.

Aler­ta del ve­ci­nos y usua­rios

Ve­ci­nos de Cua­le­dro ha­bían ad­ver­ti­do la irre­gu­lar con­duc­ción del acu­sa­do, aler­tan­do de la po­si­bi­li­dad de que es­tu­vie­ra bo­rra­cho. Los agen­tes de la Guar­dia Ci­vil del pues­to de Cua­le­dro re- qui­rie­ron, a su vez, la pre­sen­cia de efec­ti­vos de la Agru­pa­ción de Trá­fi­co de Ve­rín. El ha­bla pas­to­sa, los ojos vi­drio­sos y el fuer­te olor a al­cohol pu­sie­ron so­bre aviso a los pri­me­ros. Los sín­to­mas eran inequí­vo­cos, con as­pec­to can­sa­do, ros­tro su­do­ro­so y con­ges­tio­na­do, ro­je­ces en me­ji­llas y na­riz, ojos bri­llan­tes, pu­pi­las di­la­ta­das, ha­li­to­sis al­cohó­li­ca no­to­ria a dis­tan­cia y deam­bu­la­ción ti­tu­bean­te, se­gún el de­ta­lle del in­for­me de la Guar­dia Ci­vil, que la jue­za in­cor­po­ra a la re­la­ción de he­chos pro­ba­dos.

La al­ta ta­sa de al­coho­le­mia que pre­sen­ta­ba el acu­sa­do si­túa la con­duc­ción en un ni­vel de «al­ta­men­te pe­li­gro­sa», se­gún las es­ti­ma­cio­nes que ha­ce la DGT. En una pu­bli­ca­ción ofi­cial de Trá­fi­co se ha­ce re­fe­ren­cia a que, a par­tir de 1,50 gra­mos por li­tro de ai­re es­pe­ra­do ca­be es­pe­rar como efec­tos del al­cohol «gra­ves pro­ble­mas per­cep­ti­vos y de aten­ción, gra­ves al­te­ra­cio­nes de con­trol y la coor­di­na­ción mo­to­ra, to­ma de de­ci­sio­nes gra­ve­men­te afec­ta­da y com­por­ta­mien­to ti­tu­bean­te, im­pul­si­vo e im­pre­de­ci­ble», se­gún ese de­ta­lle.

La condena, de 1.500 eu­ros de mul­ta, con dos años y seis me­ses de pri­va­ción del de­re­cho a con­du­cir, aña­de la pér­di­da de vi­gen­cia del per­mi­so de con­duc­ción. La jun­ta di­rec­ti­va del Ate­neo ha acor­da­do nom­brar so­cios de ho­nor de la en­ti­dad cul­tu­ral al gru­po Los Sua­ves. La de­ci­sión de re­co­no­cer a los com­po­nen­tes de la for­ma­ción se adop­tó en ba­se a su «di­la­ta­da tra­xec­to­ria mu­si­cal e por ser em­bai­xa­do­res cul­tu­rais de Ou­ren­se le­van­do con or­gu­llo o no­me da ci­da­de por to­do o mundo». Des­de la so­cie­dad cul­tu­ral se re­cuer­da que os­ten­tan el tí­tu­lo de hi­jos pre­di­lec­tos y me­da­lla de oro de la ciu­dad. Los es­ta­tu­tos del Ate­neo con­tem­plan la po­si­bi­li­dad de nom­brar so­cios de hon­ra «a aque­las per­soas fí­si­cas que, per­ten­cen­do ou non á aso­cia­ción, me­re­zan es­ta dis­tin­ción po­la súa al­ta ca­te­go­ría in­te­lec­tual e cul­tu­ral ou por pres­tar axu­das ao Ate­neo».

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.