El co­che eléc­tri­co cien por cien ga­lle­go da el gran sal­to al mer­ca­do eu­ro­peo

Little Cars en­tra tam­bién en Su­da­mé­ri­ca y tra­ba­ja con el CTAG en un mo­de­lo au­tó­no­mo

La Voz de Galicia (Ourense) - - Economía - M. SÍO DOPESO

Cuan­do la cri­sis arre­cia­ba en pleno 2010 y la gran apues­ta por la elec­tro­mo­vi­li­dad em­pe­za­ba a des­in­flar­se, tres tra­ba­ja­do­res de la au­to­mo­ción que lle­va­ban tiem­po dán­do­le vuel­tas al pro­yec­to de­ci­die­ron lan­zar­se al di­se­ño y pro­duc­ción de vehícu­los cien por cien eléc­tri­cos. Así na­ció Little Cars, el úni­co fa­bri­can­te es­pa­ñol de co­ches de mo­to­ri­za­ción eléc­tri­ca, con el va­lor aña­di­do de que todos los com­po­nen­tes pro­ce­den de pro­vee­do­res ga­lle­gos.

La em­pre­sa, con se­de en Mos (Pon­te­ve­dra) co­men­zó con un pro­to­ti­po y ya tie­ne cua­tro mo­de­los en el mer­ca­do (Little 4, EBox 4, EBox 6 y Pan­ter), en una de­ce­na de ver­sio­nes, que es­tán ca­lan­do en el mer­ca­do eu­ro­peo.

El fa­bri­can­te ga­lle­go so­lo tra­ba­ja so­bre pe­di­do, y su pro­duc­ción has­ta aho­ra se si­túa en una me­dia de cien uni­da­des al año. Pe­ro las bue­nas pers­pec­ti­vas de in­ter­na­cio­na­li­za­ción, jun­to con el nue­vo im­pul­so que los gran­des cons­truc­to­res es­tán dan­do al vehícu­lo eléc­tri­co, apun­tan ya a un cre­ci­mien­to de la de­man­da en los pró­xi­mos años. «He­mos lle­ga­do a Fran­cia, Por­tu­gal, Ita­lia, Di­na­mar­ca y Aus­tria, ade­más de a Cu­ba y a la Re­pú­bli­ca Do­mi­ni­ca­na», afir­ma Ru­bén Blan­co, so­cio fun­da­dor de la com­pa­ñía, jun­to con Jo­sé An­to­nio Mar­tí­nez y Ar­mand Du­puy.

Con y sin car­né

Todos los mo­de­los de co­che de Little Car se en­mar­can en el seg­men­to 4 x 4. «No po­de­mos com­pe­tir con los gran­des fa­bri­can­tes, y he­mos op­tan­do por po­si­cio­nar­nos en el 4x4, pen­sa­do como vehícu­lo de apo­yo al tra- ba­jo», acla­ra el em­pre­sa­rio. Es­to ex­pli­ca que sus prin­ci­pa­les mer­ca­dos en es­tos mo­men­tos sean em­pre­sas, or­ga­ni­za­cio­nes y Ad­mi­nis­tra­cio­nes, más que par­ti­cu­la­res. «En­tre nues­tros clien­tes re­cien­tes es­tá Ur­ba­ser, que uti­li­za los vehícu­los pa­ra la lim­pie­za de pla­yas de Bar­ce­lo­na. Tam­bién estamos fa­bri­can­do pa­ra par­ques na­tu­ra­les, bo­de­gas y pa­ra el mer­ca­do ci­ne­gé­ti­co, al que le in­tere­san nues­tros vehícu­los por­que son si­len­cio­sos», ex­pli­ca Ru­bén Blan­co.

Se­gún el ca­tá­lo­go, es po­si­ble ad­qui­rir uno de es­tos vehícu­los eléc­tri­cos des­de 13.000 eu­ros. Exis­ten ver­sio­nes que no re­quie­ren car­né de con­du­cir y pue­den cir­cu­lar por cual­quier ca­rre­te­ra. Aunque, des­de el pun­to de vis­ta del con­su­mi­dor, qui­zás lo más lla­ma­ti­vo es que se pue­den re­car­gar en cual­quier en­chu­fe con­ven­cio­nal.

Re­car­ga en ca­sa

«En mo­do len­to, en el en­chu­fe de ca­sa, el 80 % de la car­ga se com­ple­ta en 6 ho­ras. La au­to­no­mía de­pen­de del ti­po de ba­te­ría. Si es de gel, en­tre 60 y 70 ki­ló­me­tros; si es de li­tio, has­ta 150 ki­ló­me­tros», de­ta­lla Ru­bén Blan­co.

El fa­bri­can­te ga­lle­go tra­ba­ja en pro­yec­tos de nue­vos mo­de­los. «Vamos re­no­van­do la ga­ma en fun­ción de lo que pi­de el mer­ca­do», ex­pli­ca el em­pre­sa­rio.

El pro­ce­so de fa­bri­ca­ción de Little Cars se rea­li­za ín­te­gra­men­te la plan­ta de Mos. Pe­ro ade­más de en­sam­blar com­po­nen­tes cien por cien ga­lle­gos, tam­bién la in­ves­ti­ga­ción y el desa­rro­llo tec­no­ló­gi­co que in­cor­po­ran es to­tal­men­te lo­cal.

Por ejem­plo, el di­se­ño del Pan­ter 4, el más aven­tu­re­ro de sus mo­de­los, ha si­do idea­do y fra­gua­do por al­gu­nos de los me­jo­res 420 pro­fe­sio­na­les del Cen­tro Tec­no­ló­gi­co de Au­to­mo­ción de Ga­li­cia (CTAG). En es­te cen­tro po­rri­ñés tra­ba­jan ya en el pro­to­ti­po de un nue­vo mo­de­lo que se­ría el pri­mer eléc­tri­co au­tó­no­mo del mer­ca­do del que Ru­bén Blan­co no quie­re dar mu­chos de­ta­lles. «Se­rá un 4 x 4 que in­cor­po­ra­rá elec­tró­ni­ca muy avan­za­da», afir­ma. La Xun­ta am­plia­rá en bre­ve a 30.000 eu­ros el lí­mi­te pa­ra que los con­tri­bu­yen­tes pue­dan so­li­ci­tar el apla­za­mien­to o frac­cio­na­mien­to de un im­pues­to sin te­ner que pre­sen­tar ga­ran­tías en la Axen­cia Tri­bu­ta­ria de Ga­li­cia, con in­de­pen­den­cia de que se en­cuen­tre en pe­río­do vo­lun­ta­rio de pa­go o eje­cu­ti­vo. Lo ha­rá a tra­vés de una or­den que apro­ba­rá es­te mis­mo mes, se­gún avan­zó Fa­cen­da.

En la ac­tua­li­dad, la Ad­mi­nis­tra­ción so­li­ci­ta un aval pa­ra aque­llas deu­das su­pe­rio­res a los 18.000 eu­ros.

Es­ta mo­di­fi­ca­ción, apun­tan des­de el de­par­ta­men­to que di­ri­ge Va­le­riano Mar­tí­nez, be­ne­fi­cia­rá a los con­tri­bu­yen­tes ga­lle­gos, que ten­drán más fa­ci­li­da­des pa­ra cum­plir con sus obli­ga­cio­nes tri­bu­ta­rias, al tiem­po que do­ta­rá de ma­yor agi­li­dad la ges­tión de es­tas so­li­ci­tu­des.

El cam­bio afec­ta­rá a to­das las so­li­ci­tu­des de apla­za­mien­tos o frac­cio­na­mien­to de pa­go de deu­das ges­tio­na­das por la Axen­cia Tri­bu­ta­ria de Ga­li­cia. Es­to in­clu­ye los tri­bu­tos pro­pios, las ta­sas y todos los in­gre­sos de de­re­cho pú­bli­co no tri­bu­ta­rios: mul­tas, san­cio­nes o re­in­te­gro de sub­ven­cio­nes. Mien­tras, la Ad­mi­nis­tra­ción cen­tral tra­mi­ta un cam­bio si­mi­lar pa­ra los tri­bu­tos ce­di­dos.

Va­rias ver­sio­nes del mo­de­lo Little 4, fa­bri­ca­do en la plan­ta de Little Cars de Mos (Pon­te­ve­dra).

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.