La ley ex­prés pa­ra des­blo­quear el ur­ba­nis­mo de Vi­go, en trá­mi­te

La Voz de Galicia (Ourense) - - Galicia -

El Par­la­men­to ga­lle­go de­ci­dió ayer in­cluir en la agen­da de la pró­xi­ma se­sión ple­na­ria la to­ma en con­si­de­ra­ción del pro­yec­to de Lei de Me­di­das en Ma­te­ria de Pro­xec­tos Pú­bli­cos de Ur­xen­cia ou de Ex­cep­cio­nal In­tere­se o, lo que es lo mis­mo, la nor­ma­ti­va ex­prés con la que el Go­bierno au­tó­no­mo pre­ten­de sub­sa­nar los pro­ble­mas ge­ne­ra­dos con la sus­pen­sión ju­di- cial del plan ur­ba­nís­ti­co de Vi­go. El tex­to se tra­mi­ta­rá por el pro­ce­di­mien­to abre­via­do de lec­tu­ra úni­ca, que li­mi­ta la ca­pa­ci­dad de los gru­pos de en­men­dar­lo y agi­li­za su tra­mi­ta­ción, has­ta el pun­to de que la ley pue­de ser apro­ba­da de for­ma de­fi­ni­ti­va en un mes. El PP y el PSOE ya an­ti­ci­pa­ron su vo­to fa­vo­ra­ble al tex­to, a di­fe­ren­cia de AGE y el BNG. El pleno de Noia de­ci­de hoy si apo­ya la mo­ción de cen­su­ra pa­ra de­rro­car al go­bierno socialista y co­lo­car al fren­te del Concello a un bi­par­ti­to for­ma­do por PP y NOIA. Las ho­ras pre­vias a la se­sión ple­na­ria se vie­ron con­vul­sio­na­das por un cu­le­brón que se ini­ció de for­ma pa­ra­le­la a la pro­pia mo­ción. Ayer se ce­le­bró una co­mi­sión ex­tra­or­di­na­ria con el ob­je­ti­vo de acla­rar las acu­sa­cio­nes con­tra la edi­la del NOIA Ma­ri­sol Vi­llar por la ges­tión de una su­pues­ta ca­ja B en la or­ga­ni­za­ción de un via­je a Be­ni­dorm.

De­cían des­de el equi­po de go­bierno del PSOE que el ob­je­ti­vo de la con­vo­ca­to­ria era dar la opor­tu­ni­dad a la con­ce­ja­la de ex­pli­car­se «e a súa res­pos­ta foi ne­gar­se a com­pa­re­cer e a apor­tar a documentación que con­si­de­ra­ra opor­tu­na». Una de las no­ve­da­des de esa reunión fue un in­for­me ela­bo­ra­do por una trabajadora del Concello que «des­car­ga to­da a res­pon­sa­bi­li­da­de da xes­tión da via­xe a Be­ni­dorm na con­ce­llei­ra Ma­ri­sol Vi­llar» y que con­fir­ma que es­ta «uti­li­zou os re­cur­sos hu­ma­nos e ma­te­riais da ad­mi­nis­tra­ción pa­ra a or­ga­ni­za­ción» de esa ac­ti­vi­dad.

En vis­ta de es­ta si­tua­ción, y an­te la fal­ta de ex­pli­ca­cio­nes por par­te de la edi­la —que has­ta ha­ce unas se­ma­nas for­ma­ba par­te del eje­cu­ti­vo lo­cal— y la exis­ten­cia de cer­ti­fi­ca­cio­nes en las que cons­ta que no hay in­gre­sos del su­pues­to via­je, se acor­dó tras­la­dar el asun­to a la Fis­ca­lía pa­ra que ini­cie una in­ves­ti­ga­ción una vez que «ve­mos que Ma­ri­sol Vi­llar ac­tuou á mar­xe do con­trol da con­ta­bi­li­da­de mu­ni­ci­pal».

Su­per­vi­sión

La res­pues­ta al úl­ti­mo mo­vi­mien­to del eje­cu­ti­vo noiés que, pre­vi­si­ble­men­te, hoy de­ja­rá el man­do del Concello no con­tri­bu­yó ni mu­cho me­nos a apa­ci­guar los áni­mos. Des­de el PP, fu­tu­ro so­cio de go­bierno del NOIA de Vi­llar si pros­pe­ra la mo­ción de cen­su­ra, San­tia­go Frei­re acla­ró que, si asu­me la al­cal­día en la jornada de hoy, in­ten­ta­rá «que se es­cla­re­za tan­to es­ta si­tua­ción co­ma ou­tras ac­ti­vi­da­des desen­vol­vi­das por dis­tin­tos de­par­ta­men­tos mu­ni­ci­pais. O ló­xi­co se­rá su­per­vi­sar cal­que­ra ini­cia­ti­va pro­mo­vi­da po­lo Concello nas que pui­de­ran dar­se prác­ti­cas si­mi­la­res».

B. C.

Se­ve­rino Re­gue­ra, ayer, tras pres­tar de­cla­ra­ción.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.