Los presidentes so­cia­lis­tas de las dipu­tacio­nes ga­lle­gas pre­fie­ren mo­der­ni­zar­las y no su­pri­mir­las

Los en­tes pro­vin­cia­les es­pa­ño­les gas­tan ca­da día 61 mi­llo­nes

La Voz de Galicia (Ourense) - - A Fondo - M. As­cón, R. Pi­ta, J. Fuen­tes, C. Ca­sa­res, E. G. Souto y C. Punzón

La dipu­tacio­nes pro­vin­cia­les de to­da Es­pa­ña se gas­tan ca­da día 61 mi­llo­nes de eu­ros en su fun­cio­na­mien­to y ac­ti­vi­dad. En el ca­so de Ga­li­cia, esa cuen­ta es de 1,3 mi­llo­nes, de­di­can­do un 27 % de sus fon­dos a pa­gar al per­so­nal que tra­ba­ja en sus plan­ti­llas.

El tra­zo grue­so de las cuen­tas de los or­ga­nis­mos pro­vin­cia­les es lo que más em­pu­ja a los de­fen­so­res de su su­pre­sión a con­clu­sio­nes como las pac­ta­das ayer en­tre PSOE y Ciu­da­da­nos, pe­ro los presidentes de las dipu­tacio­nes ga­lle­gas, in­clu­so los so­cia­lis­tas, no pien­san exac­ta­men­te igual que lo que de­fi­ne su se­cre­ta­rio ge­ne­ral, Pe­dro Sán­chez, en su com­pro­mi­so con Al­bert Ri­ve­ra.

El co­ru­ñés Valentín Gon­zá­lez For­mo­so, la pon­te­ve­dre­sa Carmela Sil­va y el lu­cen­se Darío Cam­pos coin­ci­den en de­fen­der la per­vi­ven­cia de los or­ga- nis­mos que pre­si­den, aunque los tres acep­tan que hay que so­me­ter­los a una gran trans­for­ma­ción.

«As depu­tacións te­ñen que ser re­for­ma­das e so­me­ti­das a un pro­ce­so de resty­ling im­por­tan­te», ase­ve­ró ayer el pre­si­den­te de la de A Co­ru­ña, Valentín Gon­zá­lez For­mo­so, quien en to­do ca­so pre­vino de so­me­ter a los en­tes pro­vin­cia­les a «sim­ples arrou­ta­das po­pu­lis­tas». «Si á re­for­ma das depu­tacións, e se te­ñen que su­pri­mir­se, que se su­pri­man, pe­ro sem­pre que me­re­za a pe­na e se ga­ran­tan as pres­ta­cións de ser­vi­zos que se fan aos con­ce­llos, que que­da­rían or­fos se non hai un subs­ti­tu­to de­sa ins­ti­tu­ción», cla­mó abrien­do la puer­ta a una nue­va ins­ti­tu­ción que to­me su re­le­vo.

Si­mi­lar pos­tu­ra es la que de­fien­de la pre­si­den­ta en Pon­te­ve­dra, Carmela Sil­va, pa­ra quien «no hay que te­ner mie­do a afron- tar el de­ba­te so­bre las dipu­tacio­nes», aunque apun­tó que de­be ha­cer­se den­tro de una «re­for­ma pro­fun­da de la or­ga­ni­za­ción mu­ni­ci­pal y su fi­nan­cia­ción». Si des­apa­re­cie­sen, como di­jo su ho­mó­lo­go co­ru­ñés, «se lla­me como se lla­me» se­ría, a su en­ten­der, ne­ce­sa­rio crear otro or­ga­nis­mo que atien­da las ca­ren­cias en or­ga­ni­za­ción, in­fra­es­truc­tu­ras, ser­vi­cios, em­pleo, etc., que tie­nen los mu­ni­ci­pios más pe­que­ños. Carmela Sil­va, en to­do ca­so, no de­jó pa­sar la opor­tu­ni­dad de re­mar­car la di­fe­ren­cia en­tre su ges­tión y la «clien­te­lis­ta» que atri­bu­ye a su pre­de­ce­sor, Ra­fael Lou­zán (PP).

El pre­si­den­te de la Dipu­tación de Lu­go, el tam­bién socialista Darío Cam­pos, ase­gu­ra que «o PSOE sem­pre de­fen­deu en Lu­go a ne­ce­si­da­de de re­for­mar pro­fun­da­men­te es­tas ins­ti­tu­cións e re­de­fi­nir con cla­ri­da­de as súas

27,4 %

Ga­li­cia 27,0 %

Es­pa­ña 12,5 % com­pe­ten­cias pa­ra evi­tar du­pli­ci­da­des». La de­fen­sa de los pe­que­ños mu­ni­ci­pios y de la asis­ten­cia y ser­vi­cios que los ayun­ta­mien­tos no son ca­pa­ces de pres­tar, es­pe­cial­men­te de ca­rác­ter so­cial, jus­ti­fi­can pa­ra Cam­pos la exis­ten­cia de las dipu­tacio­nes, so­bre las que en to­do ca­so sí acep­ta que se de­ben re­for­mar.

«Es pu­ro tea­tro y un en­ga­ño, pues ocul­tan que no dis­po­nen de la ma­yo­ría cua­li­fi­ca­da exi­gi­da pa­ra la re­for­ma cons­ti­tu­cio­nal pro­ce­den­te», ter­cia so­bre el pac­to de PSOE y Ciu­da­da­nos Jo­sé Ma­nuel Bal­tar, el úni­co pre­si­den­te de dipu­tación del PP en Ga­li­cia. El ou­ren­sano re­cha­za que la su- pre­sión de los or­ga­nis­mos pro­vin­cia­les ge­ne­ren aho­rro, pues los ser­vi­cios se­gui­rán sien­do re­que­ri­dos por los ayun­ta­mien­tos.

El mis­mo re­cha­zo a la des­apa­ri­ción de los ac­tua­les en­tes pro­vin­cia­les fue for­mu­la­do ayer por Abel Ca­ba­lle­ro, pre­si­den­te de los al­cal­des es­pa­ño­les, quien ha­ce cin­co años en cam­bio pe­día una ley que las su­pri­mie­se pa­ra aho­rrar. Aho­ra, «asu­mien­do mi po­si­ción mi­no­ri­ta­ria en el PSOE» al res­pec­to, abo­ga so­lo por «mo­der­ni­zar­las».

In­for­ma­ción ela­bo­ra­da por

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.