La ofer­ta se ex­tien­de a los «des­pa­chos mo­du­la­res con ga­ra­jes» pa­ra aten­der las ne­ce­si­da­des de los pro­fe­sio­na­les

La Voz de Galicia (Ourense) - - Ourensecal - P. S. SANTI M. AMIL

La en­tra­da en ser­vi­cio del edi­fi­cio ju­di­cial, con el mo­vi­mien­to de per­so­nas que ca­da día acu­den a al­gu­na de sus de­pen­den­cias, ya sean fun­cio­na­rios, pro­fe­sio­na­les o usua­rios, tie­ne consecuencias. Tam­bién eco­nó­mi­cas. Una vez fi­na­li­za­das las obras del cen­tro de sa­lud, que se cons­tru­ye jus­to al la­do, se­rá aún ma­yor. Hay quien ya ha vis­to el ne­go­cio y quien per­ma­ne­ce a la es­pe­ra, pe­ro la di­na­mi­za­ción de la zo­na es más que evi­den­te, con nue­vas ofer­tas, otras que se afian­zan y al­gu­nas que aso­man como pers­pec­ti­va e im­pre­vi­si­ble éxi­to.

Y si en el en­torno del pa­la­cio de jus­ti­cia de Con­cep­ción Are­nal, es­pe­cial­men­te en­tre la ave­ni­da de La Ha­ba­na, las ca­lles Concello y Pro­gre­so, son mu­chos los des­pa­chos de abo­ga­dos afian­za­dos du­ran­te mu­chos años, en el nue­vo edi­fi­cio es un ne­go­cio en cier­nes. Al año de la inau­gu­ra­ción, aún no son muy vi­si­bles las pla­cas en por­ta­les que anun­cian un des­pa­cho de abo­ga­dos.

De todos mo­dos, por si aca­so al­guien lo quie­re te­ner fá­cil, al otro la­do de la ca­lle, en la ex­pla­na­da que con­du­ce a la puer­ta prin­ci­pal ya es­tá el clá­si­co se al­qui­la per­so­na­li­za­do «pa­ra des­pa­chos mo­du­la­res con ga­ra­jes». Más cer­ca, im­po­si­ble.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.