El pac­to PSOE-Ciu­da­da­nos «en­quis­ta» el problema ca­ta­lán, di­ce Puig­de­mont

La Voz de Galicia (Ourense) - - España - C. R.

Al pre­si­den­te de la Ge­ne­ra­li­tat, Car­les Puig­de­mont, no le gus­ta el acuer­do de go­bierno en­tre el PSOE y Ciu­da­da­nos por­que cree que «no so­lo no re­suel­ve, sino que con­tri­bu­ye a en­quis­tar al­gu­nos de los pro­ble­mas que Es­pa­ña tie­ne en es­tos mo­men­tos y, en par­ti­cu­lar, su re­la­ción con Ca­ta­lu­ña». Am­bos par­ti­dos plas­ma­ron en el do­cu­men­to pac­ta­do su com­pro­mi­so a opo­ner­se a «to­do in­ten­to de con­vo­car un re­fe­ren­do con el ob­je­ti­vo de im­pul­sar la au­to­de­ter­mi­na­ción de cual­quier te­rri­to­rio de Es­pa­ña». El in­de­pen­den­tis­mo con­si­de­ra, en con­se­cuen­cia, que el pac­to de Pe­dro Sán­chez y Al­bert Ri­ve­ra es re­gre­si­vo en tér­mi­nos de des­cen­tra­li­za­ción au­to­nó­mi­ca, y es ma­lo pa­ra Ca­ta­lu­ña por­que tie­ne como cen­tro de gra­ve­dad que los ca­ta­la­nes no pue­dan usar las ur­nas pa­ra de­ci­dir su fu­tu­ro en una con­sul­ta.

Aun así, Puig­de­mont pi­dió a los so­cia­lis­tas ma­yor con­cre­ción en su pro­pues­ta de re­for­ma fe­de­ral de la Cons­ti­tu­ción, aunque al mis­mo tiem­po se mos­tró es­cép­ti­co so­bre su al­can­ce. «Lo lle­va­mos es­cu­chan­do al me­nos du­ran­te 25 años, y so­lo he­mos asis­ti­do a anun­cios; cuan­do el PSOE ha es­ta­do en el Go­bierno no ha fe­de­ra­do na­da, y aho­ra quie­ren que crea­mos que van en se­rio», di­jo. Esa ma­yor con­cre­ción so­bre el al­can­ce de la re­for­ma fe­de­ral pa­ra bus­car un nue­vo en­ca­je de Ca­ta­lu­ña den­tro de Es­pa­ña po­dría lle­gar en el de­ba­te de in­ves­ti­du­ra de la semana que vie­ne, se­gún anun­ció el lí­der del PSC, Mi­quel Ice­ta.

Sin apo­yo so­cial su­fi­cien­te

Pa­ra el je­fe del Eje­cu­ti­vo ca­ta­lán, la úni­ca pro­pues­ta que per­mi­ti­ría apar­car en es­tos mo­men­tos el ca­mino ha­cia la in­de­pen­den­cia se­ría la ce­le­bra­ción de un re­fe­ren­do a la es­co­ce­sa, el gran ob­je­ti­vo del se­ce­sio­nis­mo, que re­co­no­ce ya en pú­bli­co que aún no tie­ne el apo­yo so­cial ne­ce­sa­rio pa­ra de­cla­rar la in­de­pen­den­cia. El in­de­pen­den­tis­mo es­tá en una eta­pa de acu­mu­la­ción de fuer­zas pa­ra tra­tar de for­zar la ce­le­bra­ción de una con­sul­ta en ju­nio del año pró­xi­mo tras la apro­ba­ción de las tres le­yes de rup­tu­ra. Pe­ro por si aca­so, Pui­ged­mont tam­po­co cie­rra otras puer­tas. «No hay —di­jo— otra sa­li­da que no pa­se por el diá­lo­go, y en­ten­der al otro».

Mien­tras no ha­ya una ofer­ta so­bre la me­sa, el pre­si­den­te ca­ta­lán in­sis­tió en que el in­de­pen­den­tis­mo man­ten­drá el ca­mino ha­cia la se­ce­sión. Hoja de ru­ta que, en con­tra de lo que di­ce el pro­gra­ma de Junts pel Sí, ya no in­clu­ye la pro­cla­ma­ción de in­de­pen­den­cia en los pró­xi­mos 16 me­ses y que pa­sa por la ce­le­bra­ción de unas elec­cio­nes cons­ti­tu­yen­tes den­tro de año y me­dio y un re­fe­ren­do so­bre la Cons­ti­tu­ción ca­ta­la­na, y so­lo des­pués ha­bría una de­cla­ra­ción efec­ti­va de la in­de­pen­den­cia.

Una hoja de ru­ta que el pro­pio pre­si­den­te de la Ge­ne­ra­li­tat re­co­no­ció que es de «di­fí­cil» rea­li­za­ción, «dis­cu­ti­ble» des­de el pun­to de vis­ta ju­rí­di­co y que ten­drá mu­chos «obs­tácu­los» po­lí­ti­cos y le­ga­les.

QUIQUE GAR­CÍA EFE

Puig­de­mont ad­mi­te que no tie­ne el apo­yo so­cial ne­ce­sa­rio pa­ra de­cla­rar la in­de­pen­den­cia.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.