El es­cán­da­lo de los hue­vos con­ta­mi­na­dos to­ca a cua­tro paí­ses más

La Voz de Galicia (Ourense) - - Sociedad -

La in­ves­ti­ga­ción es­tá abier­ta, mien­tras el es­cán­da­lo cre­ce como una bo­la de nie­ve. Más allá de las fron­te­ras de Ho­lan­da, que se plan­tea sa­cri­fi­car a mi­llo­nes de ga­lli­nas, Ale­ma­nia y Bél­gi­ca, tam­bién han de­tec­ta­do hue­vos con­ta­mi­na­dos en Reino Uni­do y Fran­cia, mien­tras que en Sui­za y Sue­cia se ana­li­za la po­si­ble pre­sen­cia del in­sec­ti­ci­da fi­pro­nil, que ori­gi­nó la aler­ta ali­men­ta­ria. Ade­más, los mi­nis­tros bel­gas de Agri­cul­tu­ra y de Sa­ni­dad, De­nis Du­car­me y Mag­gie De Block, res­pec­ti­va­men­te, de­be­rán com­pa­re­cer ma­ña­na an­te la co­mi­sión de Eco­no­mía y Agri­cul­tu­ra del Par­la­men­to pa­ra dar ex­pli­ca­cio­nes so­bre el ca­so. Aun­que la Agen­cia Federal Bel­ga pa­ra la Se­gu­ri­dad de la Ca­de­na Ali­men­ta­ria (Afs­ca) de­tec­tó en ju­nio un pro­ble­ma re­la­cio­na­do con la pre­sen­cia del in­sec­ti­ci­da, no aler­tó a los paí­ses del en­torno has­ta el 20 de ju­lio.

Usó pa­ra ello una aler­ta eu­ro­pea y jus­ti­fi­có el re­tra­so en la no­ti­fi­ca­ción ale­gan­do que ha­bía que res­pe­tar el se­cre­to de ins­truc­ción. Pe­ro la ex­cu­sa no ha con­ven­ci­do al mi­nis­tro de Agri­cul­tu­ra, De­nis Du­car­ne, que re­ci­bió una re­cla­ma­ción de su ho­mó­lo­go ale­mán. «Eso no es un ar­gu­men­to. Pri­me­ro es­tá la se­gu­ri­dad del con­su­mi­dor y el prin­ci­pio de pre­cau­ción», di­jo. Aho­ra pro­me­te trans­pa­ren­cia.

De he­cho, las au­to­ri­da­des bel­gas fueron tan dis­cre­tas que el es­cán­da­lo no sal­tó has­ta el 3 de agos­to, cuan­do Ho­lan­da y Ale­ma­nia die­ron la voz de alar­ma al qui­tar del mer­ca­do múl­ti­ples par­ti­das de hue­vos su­pues­ta­men­te con­ta­mi­na­dos. Tan­to las au­to- ri­da­des bel­gas como ho­lan­de­sas han abier­to in­ves­ti­ga­cio­nes pe­na­les so­bre el uso frau­du­len­to del in­sec­ti­ci­da, por lo que la com­pa­ñía ho­lan­de­sa de de­sin­fec­ción de gran­jas Chic­ke­nF­riend y su pro­vee­dor bel­ga Poultry-Vi­sión es­tán aho­ra en el pun­to de mi­ra. En Ale­ma­nia, la fis­ca­lía de Ol­dem­bur­go in­ves­ti­ga va­rias gran­jas.

Pe­ro el pro­ble­ma no so­lo afec­ta a esos tres paí­ses, los pri­me­ros en dar la alar­ma en Eu­ro­pa. Ha sal­ta­do tam­bién a Fran­cia y Reino Uni­do, paí­ses que com­pra­ron hue­vos a Ale­ma­nia y Ho­lan- da. Sue­cia y Sui­za, que son im­por­ta­do­res, ana­li­zan sus par­ti­das.

Ho­lan­da ha sa­cri­fi­ca­do ya unas 300.000 ga­lli­nas que lle­ga­ban a la edad to­pe pa­ra la pues­ta, que es­tá en­tre los 18 y los 24 me­ses. De ahí que es­tu­vie­ran fue­ra del cir­cui­to pa­ra la trans­for­ma­ción ali­men­ta­ria es­ti­pu­la­do por la or­ga­ni­za­ción agrí­co­la ho­lan­de­sa LTO. Por eso no du­dan en des­ha­cer­se de ellas pe­se a la pro­tes­ta de oe­ne­gés de ayu­da ani­mal. Pe­ro las muertes pre­ven­ti­vas po­drían au­men­tar y lle­var­se por de­lan­te a mi­llo­nes de ga­lli­nas. De he­cho, los pro­duc­to­res han pe­di­do un plan de ayu­das, una vez que las au­to­ri­da­des acla­ren res­pon­sa­bi­li­da­des.

Ho­lan­da co­mien­za a no­tar la es­ca­sez de hue­vos de­bi­do a la clau­su­ra tem­po­ral de gran­jas. De mo­men­to, los bel­gas han de­tec­ta­do un ni­vel ba­jo de in­sec­ti­ci­da.

P. V. W. AFP

Ima­gen de un la­bo­ra­to­rio ale­mán ana­li­zan­do hue­vos.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.