Es­pa­ña as­pi­ra a ser prin­ci­pal pro­vee­dor de la UE tras la crisis de los hue­vos tó­xi­cos

Bél­gi­ca acu­só a los ho­lan­de­ses de ocul­tar la con­ta­mi­na­ción des­de no­viem­bre

La Voz de Galicia (Ourense) - - Sociedad - CARMO LÓPEZ

Bél­gi­ca y Ho­lan­da no de­jan de pa­sar­se la pe­lo­ta so­bre la responsabilidad de un es­cán­da­lo ali­men­ta­rio que po­dría aca­rrear gra­ves pér­di­das al sec­tor aví­co­la de los paí­ses afec­ta­dos. Ayer, el mi­nis­tro bel­ga de Agri­cul­tu­ra, De­nis Du­car­me, acu­só a los Paí­ses Ba­jos de ha­ber ocul­ta­do la con­ta­mi­na­ción de los hue­vos des­de no­viem­bre, pe­ro el Go­bierno del prin­ci­pal ex­por­ta­dor eu­ro­peo de ese pro­duc­to lo nie­ga. «Has­ta el mo­men­to», Es­pa­ña ha que­da­do al mar­gen, co­mo reite­ró ayer el Mi­nis­te­rio de Sa­ni­dad. La sal­va que es el ter­cer país de la Unión con ma­yor nú­me­ro de ga­lli­nas po­ne­do­ras, un fac­tor que ha­ce que no ten­ga que im­por­tar pro­duc­to del ex­te­rior. Es más, la pro­pia Es­pa­ña en­vía hue­vos a Ho­lan­da. Y aho­ra po­dría re­le­var a ese país co­mo pri­mer pro­vee­dor de Europa. Los Paí­ses Ba­jos son aho­ra los que es­tán a la ca­be­za, por de­lan­te de Po­lo­nia, don­de tam­bién es­tán ana­li­zan­do aho­ra par­ti­das. Es­pa­ña es­tá en ter­cer lu­gar. Por eso, co­mo apun­ta la di­rec­to­ra de la Aso­cia­ción Es­pa­ño­la de Pro­duc­to­res de Hue­vo (Aseprhu), Ma­ría del Mar Fernández, «aun­que to­da­vía no he­mos eva­lua­do có­mo nos afec­ta el asun­to, Es­pa­ña pue­de aca­bar aga­rran­do par­te del mercado ex­te­rior ho­lan­dés».

No han te­ni­do tan­ta suer­te es­ta­dos co­mo Aus­tria, Bél­gi­ca, Sui­za, Ale­ma­nia, Di­na­mar­ca, Fran­cia, Reino Uni­do, Ir­lan­da Ita­lia, Ho­lan­da, Po­lo­nia, Ru­ma­nía y Sue­cia, don­de las au­to­ri­da­des sa­ni­ta­rias es­tán re­vi­san­do las par­ti­das lle­ga­das de Ale­ma­nia, Ho­lan­da y Bél­gi­ca. De mo­men­to, han de­tec­ta­do re­me­sas con fi­pro­nil en esos tres paí­ses, jun­to con Fran­cia.

«No es un pro­ble­ma bel­ga. Es eu­ro­peo. No es fá­cil li­diar con la fal­ta de coope­ra­ción de un país ve­cino pa­ra com­par­tir sus in­for­ma­cio­nes, y es­to crea un ele­men­to de ten­sión», afir­mó Du­car­me, co­mo re­co­ge Efe, du­ran­te un de­ba­te ex­tra­or­di­na­rio en la co­mi­sión de Economía del Par­la­men­to fe­de­ral. Ade­más, aña­de Europa Press, di­jo que las au­to­ri­da­des de los Paí­ses Ba­jos tu­vie­ron co­no­ci­mien­to de la exis­ten­cia del in­sec­ti­ci­da fi­pro­nil en hue­vos con­ta­mi­na­dos en no­viem­bre del 2016 y no lo co­mu­ni­ca­ron.

In­for­me

«La AFSCA ha re­ci­bi­do de ma­ne­ra no ofi­cial in­for­ma­cio­nes in­ter­nas de un in­for­me que la agen­cia ho­lan­de­sa trans­mi­tió a su mi­nis­tro que cons­ta­ta la pre­sen­cia de fi­pro­nil en hue­vos ho­lan­de­ses des­de el fin de no­viem­bre del 2016», afir­mó. Por ello, ha pe­di­do a su ho­mó­lo­go ho­lan­dés, Mar­tijn Van Dam, que ex­pli­que es­ta fal­ta de in­for­ma­ción. «Cuan­do un país co­mo Paí­ses Ba­jos, uno de los más gran­des ex­por­ta­do­res de hue­vos, no trans­mi­te es­ta in­for­ma­ción su­po­ne un ver­da­de­ro pro­ble­ma», aña­dió el mi­nis­tro bel­ga.

Ho­lan­da no tar­dó en res­pon­der por me­dio del ins­pec­tor ge­ne­ral ho­lan­dés Rob van Lint. «No ha­bía in­di­ca­cio­nes de la pre­sen­cia de fi­pro­nil en los hue­vos ni de un po­ten­cial pe­li­gro pa­ra la sa­lud», de­cla­ró a la ca­de­na RTL. Se­gún ex­pli­có, la NVWA re­ci­bió in­for­ma­ción so­bre la uti­li­za­ción de es­te in­sec­ti­ci­da en es­ta­blos, pe­ro no de que es­tu­vie­ra pre­sen­te en los hue­vos.

Pe­ro eso no bas­ta pa­ra que Bél­gi­ca con­ti­núe echan­do ba­lo­nes fue­ra. La cre­di­bi­li­dad de la Afsca es­tá en te­la de jui­cio des­pués de que un con­tra­pe­ri­ta­je re­ve­la­ra que la pre­sen­cia de fi­pro­nil so­bre­pa­sa­ba el te­cho de «ries­go» pa­ra el con­su­mo en una de las mues­tras.

Des­pués de de­cir que los hue­vos de los su­per­mer­ca­dos bel­gas eran to­tal­men­te se­gu­ros, la Afsca anun­ció, a raíz de esa nueva ana­lí­ti­ca, la re­ti­ra­da de diez re­fe­ren­cias, que ha re­co­men­da­do a los con­su­mi­do­res no in­ge­rir y de­vol­ver a los co­mer­cios de origen. En los paí­ses afec­ta­dos se han re­ti­ra­do de­ce­nas de mi­llo­nes.

Más allá de los hue­vos

Par­la­men­ta­rios co­mo el lí­der de Eco­lo, Jean-Marc No­llet, mos­tra­ron su preo­cu­pa­ción por el al­can­ce que es­te es­cán­da­lo pue­da tener más allá de los hue­vos y las gran­jas aví­co­las. De he­cho, du­ran­te el de­ba­te pre­sen­tó un do­cu­men­to que re­fle­ja la im­por­ta­ción de 3.000 li­tros de es­te pes­ti­ci­da, en ma­yo del 2016, pro­ve­nien­tes de la em­pre­sa ru­ma­na SC Far­ma­vet y con des­tino a una so­cie­dad bel­ga. «La par­te es­con­di­da del ice­berg pue­de ser po­ten­cial­men­te más gran­de», afir­mó el dipu­tado, quien pi­dió al Go­bierno que pre­ci­sa­ra «des­de cuándo ha ha­bi­do hue­vos con­ta­mi­na­dos en Bél­gi­ca». Du­car­me, por su par­te, pre­sen­tó un in­for­me de­ta­lla­do de la Afsca sin dar nom­bres de em­pre­sas im­pli­ca­das, que pre­su­po­ne que el in­sec­ti­ci­da de­tec­ta­do en los hue­vos bel­gas pro­ve­nía de Ho­lan­da, mien­tras que en un prin­ci­pio se apun­ta­ba a que es­te ha­bía si­do ven­di­do a Ho­lan­da por una com­pa­ñía bel­ga, Poultry Vi­sion, ubi­ca­da en la pro­vin­cia de Am­be­res. Por su par­te, la Co­mi­sión Eu­ro­pea en­fa­ti­zó ayer que los Es­ta­dos miem­bros son los res­pon­sa­bles «prin­ci­pa­les» de lle­var a ca­bo las in­ves­ti­ga­cio­nes ne­ce­sa­rias pa­ra es­cla­re­cer las cau­sas del es­cán­da­lo y de to­mar las «me­di­das ade­cua­das». «La Co­mi­sión ha to­ma­do y es­tá to­man­do las me­di­das ne­ce­sa­rias», ase­gu­ró el por­ta­voz del Eje­cu­ti­vo co­mu­ni­ta­rio.

MABEL RO­DRÍ­GUEZ

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.