«Soy una mu­jer sa­tis­fe­cha»

La Voz de Galicia (Ourense) - - El Tiempo - JORGE CA­SA­NO­VA

que el cie­lo es­tá lleno de estrellas.

—¿Me­jor en la po­lí­ti­ca o en la vi­da pro­fe­sio­nal?

—Yo no me he per­di­do na­da en la vi­da por­que me he pa­sa­do la ma­yor par­te fue­ra de la po­lí­ti­ca. Tra­ba­jé des­de los 14 años. Cuan­do aca­bé la ca­rre­ra de Pe­da­go­gía en­se­gui­da en­con­tré em­pleo. Yo pien­so que la po­lí­ti­ca es el úni­co ins­tru­men­to pa­ra cam­biar la vi­da de la gen­te. He­mos cam­bia­do Vi­go en so­lo diez años. So­mos más van­guar­dis­tas, más mo­der­nos... Soy una mu­jer sa­tis­fe­cha.

—Tiem­pos con­vul­sos en su par­ti­do... ¿No le ten­tó pre­sen­tar­se pa­ra li­de­rar­lo?

—Es­ta­mos en un mun­do com­ple­jo, con mu­chos cam­bios y muy rá­pi­dos. Y el PSOE se pa­re­ce a la so­cie­dad en la que vi­vi­mos. Pe­ro creo que las co­sas se irán reor­de­nan­do. Yo ya di­je que no me iba a de­di­car más a la po­lí­ti­ca or­gá­ni­ca. Han ga­na­do otros y de­be­mos dar un pa­so atrás pa­ra que los que ga­na­ron pue­dan desa­rro­llar su pro­yec­to. Pe­ro sí me da al­go de pe­na que no ha­ya nin­gu­na mu­jer pos­tu­lán­do­se pa­ra di­ri­gir el par­ti­do en Galicia. Qui­zás aún ha­ya al­gu­na que dé el pa­so.

—Cam­bio de ter­cio. ¿Se ha enamo­ra­do mu­chas ve­ces?

—No. Yo soy po­co enamo­ra­di­za. Fí­je­se que co­no­cí a la per­so­na con la que lle­vo vi­vien­do más de 30 años cuan­do te­nía 17, y me ca­sé con 18.

—Te­nien­do un hi­jo fut­bo­lis­ta de éli­te no me di­rá eso de que no le gus­ta el fút­bol.

—Pues la ver­dad es que no me gus­ta­ba na­da. Y eso que mi pa­dre me lle­va­ba a ver al Cel­ta. Lue­go lo de­jé, pe­ro me he te­ni­do que po­ner al día. Ya sé lo que es un fue­ra de jue­go y acier­to bas­tan­te, la ver­dad. Tam­bién en­tien­do de es­tra­te­gia, tác­ti­ca, mo­vi­mien­tos... Hay mu­cha ma­te­má­ti­ca en el fút­bol.

—¿Se le da bien la co­ci­na?

—Fa­tal. Ni me gus­ta ni se me da bien. Pa­ra eso ten­go un ma­ri­do que co­ci­na mu­cho y bien.

—Cuan­do tie­ne tiem­po, ¿en qué le gus­ta em­plear­lo?

—Es­cu­char mú­si­ca, leer, pa­sear... tam­bién el ci­ne. Me gus­tan las co­sas tran­qui­las, es­tar con mi fa­mi­lia, con mi ma­dre... Y me apa­sio­na via­jar.

—¿Qué le qui­ta el sue­ño?

—Yo duer­mo muy bien. Eso sí, ne­ce­si­to ocho ho­ras de sue­ño pa­ra po­der ren­dir. Ma­dru­go mu­cho, me le­van­to a las seis y me­dia, así que me acues­to a una ho­ra pru­den­te.

—¿Ha­ce de­por­te?

—Po­co. Hay dos mo­men­tos al año en los que me lo plan­teo: al inicio del ve­rano y al fi­nal del año. Pe­ro lue­go no lo ha­go.

—¿Usa las re­des so­cia­les?

—Mu­cho. Me apa­sio­nan. Son un ins­tru­men­to de co­mu­ni­ca­ción. Mu­chí­si­ma gen­te se in­for­ma por ahí y, ade­más, me lo pa­so muy bien.

—¿Y en cuál se sien­te más a gus­to?

—En Twit­ter.

—¿Ha pro­ba­do Snap­chat?

—¿Snap­chat? No. ¿Te­ne­mos que me­ter­nos en Snap­chat? [Di­ri­ge la pre­gun­ta a su je­fa de ga­bi­ne­te, que nie­ga con la ca­be­za]. Pues no.

—Una can­ción.

—Le voy a de­cir la que usé pa­ra mi to­ma de po­se­sión co­mo pre­si­den­ta de la Diputación: Los tiem­pos es­tán cam­bian­do, de Bob Dy­lan.

—¿Qué es lo más im­por­tan­te en la vi­da?

—La fa­mi­lia y los ami­gos.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.