El Sum­mer Camp del Co­le­gio Bri­tish Ro­yal School ha re­sul­ta­do to­do un éxi­to

Me­to­do­lo­gía y pro­fe­so­ra­do Bri­tá­ni­co crean en Co­ru­ña una nue­va ten­den­cia edu­ca­ti­va

La Voz de Galicia (Ourense) - - Remitido -

To­do cu­bier­to. Las pla­zas del cam­pa­men­to de ve­rano del Bri­tish Ro­yal School ya es­tán ago­ta­das. La ofer­ta pro­pues­ta por el cen­tro es­co­lar ha en­can­tan­do a las fa­mi­lias que, en muy po­co tiem­po, cu­brie­ron el cu­po dis­po­ni­ble. Sus hi­jos po­drán dis­fru­tar de una de las ex­pe­rien­cias más in­tere­san­tes del ve­rano. Una in­mer­sión to­tal en in­glés, acom­pa­ña­da de to­do ti­po de jue­gos y actividades pa­ra que apren­dan, se lo pa­sen bien y vi­van unas se­ma­nas es­pec­ta­cu­la­res.

Hay al­go que lo di­fe­ren­cia de la ma­yo­ría de la ofer­ta dis­po­ni­ble. To­do el cam­pa­men­to se im­par­te en in­glés. El idio­ma bri­tá­ni­co no se tra­ta aquí co­mo un ta­ller ais­la­do den­tro de un lis­ta­do de actividades. Al con­tra­rio, pro­fe­so­ras de in­glés di­ri­gen to­do el día los jue­gos y actividades en su len­gua. De to­dos mo­dos, siem­pre hay una pro­fe­so­ra de apo­yo por si sur­ge al­gún ca­so en el que fue­ra ne­ce­sa­rio el cas­te­llano.

En­tre las actividades tie­ne pre­sen­cia la ro­bó­ti­ca y la pro­gra­ma­ción, dis­ci­pli­nas po­co usua­les pe­ro de gran pro­yec­ción en el fu­tu­ro del ni­ño.

Tam­bién hay pis­ci­na, siem­pre cli­ma­ti­za­da. Ade­más se han di­se­ña­do mó­du­los es­pe­cí­fi­cos de pin­tu­ra de de­dos y pin­cel, psi­co­mo­tri­ci­dad y gim­na­sia, bai­le, mú­si­ca, cuen­to y co­no­ci­mien­to del mun­do.

El ho­ra­rio del cam­pa­men­to es de 9.00 a 14.00 ho­ras e in­clu­ye ser­vi­cio de co­mi­da. Cuen­ta con un ser­vi­cio de transporte que re­co­ge a los ni­ños en di­fe­ren­tes pun­tos del cen­tro de la ciu­dad. Es­te bus pa­sa­rá al­re­de­dor de las 8.30 ho­ras. Pe­ro, ade­más, en los ca­sos en los que los pa­dres lo ne­ce­si­ten se po­ne en fun­cio­na­mien­to un ser­vi­cio de ma­dru­ga­do­res in­clu­yen­do desa­yuno.

La sa­li­da está pro­gra­ma­da a las 14.00 ho­ras. Pe­ro tam­bién exis­te la op­ción de per­ma­ne­cer en el cen­tro has­ta las 16.30 ho­ras. Co­mo siem­pre, lo que se bus­ca es el equi­li­bro en­tre la for­ma­ción de los ni­ños y las obli­ga­cio­nes la­bo­ra­les de sus pa­dres. Por eso, en es­te año se ha lan­za­do es­ta ex­pe­rien­cia. El éxi­to ha si­do tal que se man­ten­drá en el fu­tu­ro. Está cla­ro que los pa­dres de­man­da­ban al­go co­mo lo que Bri­tish Ro­yal School pro­po­ne.

Alum­nos y alum­nas del Co­le­gio Bri­tish Ro­yal School, cui­dan­do de su huer­to

Los alum­nos ba­jo la su­per­vi­sión de sus pro­fe­so­res dis­fru­tan­do de su pis­ci­na cli­ma­ti­za­da

Dis­fru­tan­do de las ins­ta­la­cio­nes de­por­ti­vas de fút­bol, ba­lon­ces­to y atle­tis­mo con uno de sus mo­ni­to­res

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.