Sue­cia re­cu­pe­ra la mi­li

El ex­pan­sio­nis­mo de Ru­sia en el Bál­ti­co y las du­das so­bre el fu­tu­ro de la OTAN obli­gan a lla­mar a fi­las a 4.000 jó­ve­nes

La Voz de Galicia (Pontevedra) - - Internacional - FRAN­CIS­CO ESPIÑEIRA

Pri­me­ro fue un ex­tra­ño sub­ma­rino per­di­do en­tre las pe­que­ñas is­las del ar­chi­pié­la­go si­tua­do fren­te a Es­to­col­mo. Lue­go lle­gó el turno de las in­cur­sio­nes aé­reas no au­to­ri­za­das de avio­nes de combate de úl­ti­ma ge­ne­ra­ción. Pe­ro Sue­cia pa­re­ce de­ci­di­da a no to­le­rar más in­tro­mi­sio­nes de su ve­cino más ex­pan­sio­nis­ta, Ru­sia, país con el que com­par­te una es­cue­ta fron­te­ra de 614 ki­ló­me­tros al nor­te, jun­to al mar Bál­ti­co. Por ello, ha de­ci­di­do re­cu­pe­rar el ser­vi­cio mi­li­tar obli­ga­to­rio pa­ra sus jó­ve­nes, con el fin de com­ple­tar la do­ta­ción de sus tro­pas pro­fe­sio­na­les.

Así lo con­fir­ma­ron fuen­tes gu­ber­na­men­ta­les al Fi­nan­cial Ti­mes,

que ase­gu­ra­ron que lla­ma­rán a fi­las a par­tir del 2018 a unos cua­tro mil jó­ve­nes ca­da año. La prin­ci­pal no­ve­dad es que la for­ma­ción mi­li­tar se im­par­ti­rá por igual a hom­bres y mu­je­res, al­go que no ocu­rría an­tes de la de­ro­ga­ción del ser­vi­cio por un Go­bierno de cen­tro­de­re­cha en el año 2010. Ofi­cial­men­te, la mi­li ha­bía que­da­do en sus­pen­so co­mo me­di­da de fo­men­to de la igual­dad, aun­que es­ta pos­tu­ra fue re­cha­za­da des­de el primer mo­men­to por los so­cial­de­mó­cra­tas, que tam­bién han ex­pre­sa­do su preo­cu­pa­ción por la in­cer­ti­dum­bre que ro­dea el fu­tu­ro de la OTAN tras las ame­na­zas de Do­nald Trump de re­cor­tar la apor­ta­ción de Es­ta­dos Uni­dos a la Alian­za Atlán­ti­ca, prin­ci­pal so­por­te de­fen­si­vo de los paí­ses oc­ci­den­ta­les has­ta la fe­cha.

La me­di­da im­pli­ca que 13.000 Sol­da­dos sue­cos en un ac­to ins­ti­tu­cio­nal en Es­to­col­mo.

jó­ve­nes na­ci­dos en 1999 se­rán lla­ma­dos el pró­xi­mo 1 de julio y, des­pués de rea­li­zar las prue­bas con­ve­nien­tes, 4.000 de­be­rán em­pe­zar el 1 de enero la for­ma­ción mi­li­tar obli­ga­to­ria, de on­ce me­ses de du­ra­ción. El Mi­nis­te­rio de De­fen­sa es­ti­ma que so­lo 1.500 de las 4.000 pla­zas a cu­brir co­rres­pon­de­rán a re­clu­tas, ya que las res­tan­tes las ocu­pa­rán per­so­nas alis­ta­das vo­lun­ta­ria­men­te.

«He­mos te­ni­do pro­ble­mas pa­ra en­con­trar per­so­nal pa­ra las uni­da­des mi­li­ta­res de for­ma vo­lun­ta­ria y hay que po­ner­le re­me­dio. Por eso es ne­ce­sa­rio reac­ti­var el ser­vi­cio mi­li­tar», de­cla­ró el mi­nis­tro de De­fen­sa, el so­cial­de­mó­cra­ta Pe­ter Hultq­vist. El Ejér­ci­to sue­co tie­ne unos 6.600 sol­da­dos pro­fe­sio­na­les en ac­ti­vo a tiem­po com­ple­to y unos 10.000 a tiem­po par­cial, mil me­nos de los que pre­ten­de te­ner, mien­tras que los re­ser­vis­tas son sie­te mil de los diez mil que el plan de au­to­pro­tec­ción del país pre­vé. La si­tua­ción se agra­va­ría a par­tir del 2023, pues un in­for­me de De­fen­sa ci­fra el dé­fi­cit de miem­bros de las fuer­zas ar­ma­das en unos ocho mil.

F. BENSCH REUTERS

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.