El ex­lí­der mi­ne­ro de UGT nie­ga ha­ber­se apro­pia­do de 400.000 eu­ros del sin­di­ca­to

La Voz de Galicia (Pontevedra) - - España - PI­LAR CAM­PO

Ca­tor­ce me­ses ha tar­da­do el ex­lí­der sin­di­cal mi­ne­ro y uno de los hom­bres fuer­tes del so­cia­lis­mo as­tu­riano, Jo­sé Án­gel Fer­nán­dez Vi­lla, en com­pa­re­cer an­te la ma­gis­tra­da Si­mo­net Que­lle, ti­tu­lar del juz­ga­do de ins­truc­ción nú­me­ro 2 de Ovie­do pa­ra ofre­cer su ver­sión sobre las irre­gu­la­ri­da­des de­tec­ta­das en las cuen­tas del SO­MA-FIA-UGT, la or­ga­ni­za­ción que ges­tio­nó con mano de hie­rro du­ran­te dé­ca­das y que aho­ra le pi­de cuen­tas por una apro­pia­ción in­de­bi­da que es­ti­man en 400.000 eu­ros.

Su abo­ga­da, Ana Gar­cía Bo­to, in­ter­pu­so has­ta on­ce re­cur­sos des­de el ini­cio de la ins­truc­ción de la cau­sa am­pa­rán­do­se en su de­li­ca­do es­ta­do de sa­lud con el fin de evi­tar su de­cla­ra­ción. La si­tua­ción lle­gó a com­pli­car­se has­ta tal ex­tre­mo que la ma­gis­tra­da ame­na­zó con su de­ten- ción si no ha­cía ac­to de pre­sen­cia. No hi­zo fal­ta. A la ho­ra fi­ja­da, un de­ma­cra­do y ren­quean­te Vi­lla com­pa­re­ció, asis­ti­do en­tre su mu­jer y su le­tra­da.

Du­ran­te al­go más de se­sen­ta mi­nu­tos, el ex­lí­der sin­di­cal con­tes­tó úni­ca­men­te a las pre­gun­tas for­mu­la­das por su de­fen­sa. Vi­lla, con un vi­gor que con­tras­ta con su apa­ren­te fra­gi­li­dad fí­si­ca, no acep­tó nin­guno de los he­chos que se le impu­tan. Tam­po­co re­co­no­ció co­mo su­yas las fir­mas que se le mos­tra­ron, tan­to en che­ques no­mi­na­ti­vos co­mo en trans­fe­ren­cias ban­ca­rias, unos do­cu­men­tos don­de su­pues­ta­men­te se au­to­ri­za­ban gas­tos pa­ra pu­ros y co­lo­nias que el ex­sin­di­ca­lis­ta atri­bu­yó «a los re­ga­los a las au­to­ri­da­des» con las que tra­ta­ba en su ca­li­dad de má­xi­mo res­pon­sa­ble del sin­di­ca­to mi­ne­ro. Asi­mis­mo ve­nían re­fle­ja­dos gas­tos en con­cep­to de flo­res que Vi­lla jus­ti­fi­có en «la tra­di­ción sin­di­cal».

J. L. C. EFE

Fer­nán­dez Vi­lla, acom­pa­ña­do de su fa­mi­lia, lle­ga al juz­ga­do.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.