El Cel­ta de­ja el pa­se pa­ra Ru­sia

Mel me­di­ta ir con to­do an­te al Ba­rça, cons­cien­te de que tie­ne va­rios ju­ga­do­res al bor­de de la san­ción y fí­si­ca­men­te al lí­mi­te pa­ra re­ci­bir al Cel­ta una se­ma­na des­pués

La Voz de Galicia (Pontevedra) - - Portada - ALE­XAN­DRE CEN­TENO A CO­RU­ÑA / LA VOZ

El co­ra­zón le di­ce que nin­gún par­ti­do es­tá per­di­do de an­te­mano, pe­ro la ca­be­za le ad­vier­te de que hay que mi­rar el ca­len­da­rio con frial­dad y tra­tar de apos­tar lo más se­gu­ro po­si­ble. Pe­pe Mel des­ho­ja es­tos días la mar­ga­ri­ta so­bre si ha­cer ca­so del ca­lor del pri­me­ro o de la frial­dad de la se­gun­da.

La cer­ca­nía del par­ti­do del Bar­ce­lo­na con res­pec­to al del Cel­ta, la acu­mu­la­ción de en­cuen­tros en un es­pa­cio muy re­du­ci­do de tiem­po y lo car­ga­dos de tar­je­tas que es­tán sus ju­ga­do­res han si­tua­do al en­tre­na­dor ma­dri­le­ño an­te una en­cru­ci­ja­da: sa­lir con to­do fren­te al Ba­rça o re­ser­var fut­bo­lis­tas pa­ra afron­tar el der­bi, teó­ri­ca­men­te, en me­jo­res con­di­cio­nes. Es­tos días irá vien­do el es­ta­do fí­si­co de sus ju­ga­do­res pa­ra to­mar de­ci­sio­nes.

El pa­sa­do miér­co­les, a la con­clu­sión del due­lo con­tra el Be­tis, ade­lan­ta­ba que «no va­mos a des­de­ñar nin­gún pun­to con­tra na­die». Y sub­ra­ya­ba que «las co­sas vie­nen cuan­do vie­nen y aun­que al­guno pue­da es­tar pen­san­do si me he en­te­ra­do de que ju­ga­mos con­tra el Ba­rça, sí que me he en­te­ra­do». Es­tas ma­ni­fes­ta­cio­nes las rea­li­za­ba an­te la po­si­bi­li­dad de dar por per­di­do el par­ti­do de an­te­mano y cen­trar­se en el Cel­ta.

Re­la­ja­ción azul­gra­na

El es­fuer­zo rea­li­za­do por el Ba­rça pa­ra su­pe­rar al PSG el pa­sa­do miér­co­les, el po­si­ble es­ta­do de re­la­ja­ción con el que pue­da afron­tar el due­lo fren­te al Dé­por y la

do­sis ex­tra de mo­ti­va­ción que tie­nen los blan­quia­zu­les le ha­cen de­can­tar­se por bus­car la sor­pre­sa es­te domingo y tra­tar de tu­tear al actual cam­peón de Li­ga.

Pe­ro es cons­cien­te de que hay fac­to­res in­flu­yen­tes en con­tra. El equipo, de ini­cio, ya se en­cuen­tra bas­tan­te mer­ma­do. Cuen­ta con las ba­jas por le­sión de Sid­nei —hoy se le rea­li­za­rán prue­bas mé­di­cas pa­ra diag­nos­ti­car el al­can­ce de sus molestias en la in­gle iz­quier­da, pe­ro es se­gu­ro que no lle­ga a tiem­po — y de Guil­her­me —to­da­vía tam­bién en pro­ce­so de readap­ta­ción—, a las que se unen las de Mos­que­ra y An­do­ne, san­cio­na­dos. Y a eso hay que su­mar el es­ta­do de va­rios fut­bo­lis­tas. Aun­que co­gió un equipo a un al­to ni­vel fí­si­co, la acu­mu­la­ción

de mi­nu­tos (han dispu­tado 270 en so­lo sie­te días) es­tá pa­san­do fac­tu­ra a sus ju­ga­do­res. Ade­más, el ni­vel de exi­gen­cia que les es­tá po­nien­do es su­ma­men­te ele­va­do, lo que to­da­vía su­po­ne un des­gas­te mayor. Es­to pue­de pro­vo­car que, se­gún el gra­do de re­cu­pe­ra­ción que ex­pe­ri­men­ten los ju­ga­do­res es­tos días, pue­da re­ser­var al­gu­nos de los que más mi­nu­tos acu­mu­lan.

La ban­da iz­quier­da

Por si eso fue­ra po­co, con­tra el Be­tis no hu­bo tar­je­tas ama­ri­llas for­za­das y, ac­tual­men­te, el equipo se en­cuen­tra con cin­co fut­bo­lis­tas ali­nea­bles a una de cum­plir san­ción. Se tra­ta de Lui­sin­ho, Guil­her­me, Fer­nan­do Na­va­rro, Cel­so Bor­ges y Car­les Gil. Si se die­ra la cir­cuns­tan­cias de que al­guno fue­ra amo­nes­ta­do an­te el Ba­rça, se per­de­ría el der­bi. Por es­te mo­ti­vo, es to­tal­men­te des­car­ta­ble que va­yan a com­par­tir ban­da los dos la­te­ra­les iz­quier­dos, e in­clu­so es pro­ba­ble que el que no jue­gue no en­tre ni en la con­vo­ca­to­ria pa­ra es­tar al cien por cien una se­ma­na des­pués.

De es­ta ma­ne­ra, me­di­ta es­tos días el téc­ni­co blan­quia­zul so­bre la con­ve­nien­cia de apos­tar­lo to­do al der­bi —ha vi­vi­do mu­chos Be­tis-Se­vi­lla y sa­be el sig­ni­fi­ca­do que pa­ra la afi­ción tie­ne un due­lo de ri­va­li­dad— o bus­car una ha­za­ña fren­te al Ba­rça que car­ga­ría aún más de mo­ral a un plan­tel ve­ni­do arri­ba des­de su lle­ga­da. ¿La ca­be­za o el co­ra­zón? Di­fí­cil de­ci­sión.

X. C. G.

Los ju­ga­do­res ce­le­bran el pri­me­ro de los go­les al Krasnodar.

GONZALO BA­RRAL

Mel da ins­truc­cio­nes a sus ju­ga­do­res du­ran­te el en­tre­na­mien­to de ayer.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.