San­ción de tres mil eu­ros a un ve­cino de Poio por no lim­piar una fin­ca de A Caei­ra

El Con­ce­llo de Poio cons­ta­tó que los es­pe­cí­me­nes in­va­dían la vía pú­bli­ca y exis­tía ries­go de que se pro­du­je­se un in­cen­dio

La Voz de Galicia (Pontevedra) - - Portada - LÓPEZ PE­NI­DE

El Con­ce­llo de Poio, a ins­tan­cia de la con­ce­ja­lía de Me­dio Am­bien­te, aca­ba de san­cio­nar con tres mil eu­ros al due­ño de una fin­ca de Boa Vis­ta, en A Caei­ra, que hi­zo ca­so omi­so a los su­ce­si­vos re­que­ri­mien­tos de que lim­pia­se las aca­cias y ma­le­za que pro­li­fe­ra­ban en es­ta par­ce­la. El go­bierno lo­cal ve­ri­fi­có que los es­pe­cí­me­nes ve­ge­ta­les no so­lo in­va­dían ya la vía pú­bli­ca, sino que es­ta­ban avan­zan­do ha­cia pro­pie­da­des par­ti­cu­la­res ve­ci­nas.

Ade­más, se re­mar­có que pre­sen­ta­ba «un al­to ris­co de in­cen­dio ao ver­se amea­za­das as vi­ven­das co­lin­dan­tes nes­ta zo­na re­si­den­cial». A es­te res­pec­to, des­de el Con­ce­llo de Poio de­ja­ron cla­ro que es la prác­ti­ca ha­bi­tual en to­das aque­llas si­tua­cio­nes en las que, por un la­do, los due­ños de los te­rre­nos in­cum­plen de for­ma reite­ra­da los re­que­ri­mien­tos mu­ni­ci­pa­les y, por otro, la si­tua­ción de­ri­ve «nun pe­ri­go in­mi­nen­te con­tra as vi­ven­das ou os bens pri­va­dos».

Lo cier­to es que, por ter­mino me­dio, ca­da año el Con­ce­llo de Poio tra­mi­ta unas tres­cien­tas de­nun­cias ad­mi­nis­tra­ti­vas por man­te­ner des­cui­das las fin­cas. Se tra­ta de con­duc­tas que su­po­nen una in­frac­ción a la nor­ma­ti­va de lim­pie­za y or­na­to de las par­ce­las y, co­mo tal, se re­co­ge en la re­for­ma­da Lei do So­lo de Ga­li­cia. En es­te pun­to, se­ña­la­ron que lo ha­bi­tual es que se tra­te de fin­cas que es­tán en desuso, de tal mo­do que la ma­le­za pro­li­fe­ra a gran velocidad lle­gan­do a in­va­dir pro­pie­da­des cer­ca­nas.

No se­ría es­te el ca­so con­cre­to de la par­ce­la de Boa­vis­ta. En es­te su­pues­to, se ha apli­ca­do la Lei de Mon­tes del 2012 que mo­di­fi­ca al­gu­nos ar­tícu­los de la Lei de In­cen­dios del 2007. En es­tos su­pues­tos, el fo­co se po­ne en la pre­sen­cia de ar­bo­la­do pró­xi­mo a vi­vien­das ha­bi­ta­das.

El con­ce­jal de Me­dio Am­bien­te, el na­cio­na­lis­ta Xo­sé An­xo Lo­dei­ro, re­co­no­ció ayer que «moi­tos

dos ex­pe­dien­tes san­cio­na­do­res ini­cia­dos non se po­den tra­mi­tar de­bi­do a im­po­si­bi­li­da­de de iden­ti­fi­car ao pro­pie­ta­rio». Y es que, es has­ta cier­to pun­to co­mún que el ti­tu­lar de los mis­mos sea des­co­no­ci­do o que los da­tos que lo iden­ti­fi­can no sean ya vá­li­dos.

En el ca­so de que se lo­gre lo­ca­li­zar al due­ño, el pro­ce­di­mien­to es­ta­ble­ce, ini­cial­men­te, un pla­zo pa­ra que pro­ce­da a la ta­la y lim­pie­za del ar­bo­la­do. «Na maior par­te dos ca­sos os pro­pie­ta­rios an­te o re­qui­ri­men­to do Con­ce­llo pro­ce­den coa lim­pe­za ou cor­ta»,

re­mar­có Lo­dei­ro, lo que de­ter­mi­na el ar­chi­vo del ex­pe­dien­te.

En el ca­so con­tra­rio, la le­gis­la­ción po­si­bi­li­ta que los ayun­ta­mien­tos pue­dan pro­ce­der a la eje­cu­ción for­zo­sa me­dian­te la im­po­si­ción de mul­tas coer­ci­ti­vas de en­tre mil y diez mil eu­ros. A es­te res­pec­to, el edil de Me­dio Am­bien­te de Poio re­cor­dó la obli­ga­to­rie­dad de man­te­ner las par­ce­las sa­nea­das, así co­mo, en el ca­so de ar­bo­la­do, man­te­ner «un­ha fran­xa de se­gu­ri­da­de res­pec­to das vi­ven­das ou os nú­cleos po­boa­dos».

CON­CE­LLO DE POIO

La fin­ca en cues­tión se ubi­ca en Boa­vis­ta.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.