In­sis­ten en pe­dir cua­tro años de cár­cel por una agre­sión en un par­ti­do de fút­bol

El acu­sa­do sos­tu­vo que no le dio «un gol­pe in­ten­cio­na­do» a la víc­ti­ma y es­ta ase­gu­ró que re­ci­bió «un pu­ñe­ta­zo por la es­pal­da»

La Voz de Galicia (Pontevedra) - - Portada - LÓ­PEZ PENIDE

El ár­bi­tro ex­pul­só aque­lla tar­de al hoy de­nun­cian­te: «So­lo vi que agre­dió al de­fen­sa»

«Sal­ta­mos, dispu­tamos un ba­lón, caí­mos al sue­lo, pe­ro en nin­gún mo­men­to le di un gol­pe in­ten­cio­na­do». Ia­go D. S., quien en mar­zo del 2015 mi­li­ta­ba en el San Mar­tín CF de Vi­la­xoán, ase­gu­ró ayer en la Au­dien­cia de Pon­te­ve­dra que no agre­dió a un de­lan­te­ro ri­val del Fi­guei­ri­do CF par­tién­do­le un dien­te y cau­san­do da­ños en otro. En su lu­gar, man­tu­vo que la po­si­ble le­sión se pro­du­jo en un lan­ce «for­tui­to co­mo hay mil en los par­ti­dos».

Aña­dió que, fren­te a lo que man­tie­nen la Fis­ca­lía y la acu­sa­ción, él fue el agre­di­do: «Me dio un pu­ñe­ta­zo en la ca­ra, me dio una pa­ta­da y me ti­ra al sue­lo».

En su com­pa­re­cen­cia, des­ta­có dos cues­tio­nes. Por un la­do, que aque­lla tar­de el ex­pul­sa­do fue el hoy de­nun­cian­te y, por otro, que nun­ca se le abrió un ex­pe­dien­te por par­te de la fe­de­ra­ción por es­tos he­chos. Su re­la­to fue con­fir­ma­do por dos an­ti­guos com­pa­ñe­ros en el San Mar­tín, así co­mo por un ex­pre­si­den­te de es­te club de Vi­la­gar­cía que es­ta­ba ob­ser­van­do el en­cuen­tro des­de las gra­das del cam­po de Vi­la­xoán.

Igual nú­me­ro de tes­ti­gos pre­sen­tó la víc­ti­ma. Ó. M. D. re­co­no­ció que, an­tes de la su­pues­ta agre­sión, reali­zó una fal­ta so­bre el de­fen­sa, al que le es­pe­tó: «Ha­bía que re­ven­tar­te». El acu­sa­do le ha­bría res­pon­di­do con un «a ver quién re­vien­ta pri­me­ro».

Ins­tan­tes des­pués, y cuan­do el ba­lón pre­su­mi­ble­men­te se en­con­tra­ba en el cam­po del Fi­guei­ri­do, el pon­te­ve­drés apun­tó que fue cuan­do re­ci­bió «un pu­ñe­ta­zo por la es­pal­da». «Me que­dé co­mo me­dio no­quea­do», aña­dió, al tiem­po que no du­dó en con­fe­sar que reac­cio­nó con vio­len­cia. Así, re­la­tó que, na­da más le­van­tar­se del sue­lo, se di­ri­gió ha­cia don­de se en­con­tra­ba Ia­go D. S. y le pro­pi­nó una pa­ta­da.

En es­te pun­to, las de­cla­ra­cio­nes de unos y otros di­fie­ren. Y es que el acu­sa­do y sus tes­ti­gos se­ña­la­ron que tam­bién se pro­du­jo un pu­ñe­ta­zo, ex­tre­mo que fue ra­ti­fi­ca­do por el ár­bi­tro del par­ti­do. «So­lo vi que agre­dió al de­fen­sa», ex­pu­so pa­ra ex­pli­car los mo­ti­vos que le lle­va­ron a mos­trar una tar­je­ta ro­ja al de­nun­cian­te.

Tras pre­ci­sar que es­te úl­ti­mo le co­men­tó con pos­te­rio­ri­dad que le ha­bían ro­to los dien­tes, el co­le­gia­do in­sis­tió en que no ob­ser­vó si fue agre­di­do o sim­ple­men­te las le­sio­nes se pro­du­je­ron du­ran­te la dispu­ta del es­fé­ri­co.

Tras es­cu­char am­bas ver­sio­nes de lo ocu­rri­do la tar­de del 1 de mar­zo del 2015, el fis­cal op­tó por man­te­ner su so­li­ci­tud ini­cial de cua­tro años de pri­sión por un de­li­to de le­sio­nes. La acu­sa­ción par­ti­cu­lar tam­po­co va­rió su pe­ti­ción de con­de­na, mien­tras que la de­fen­sa ins­tó a la li­bre ab­so­lu­ción de su clien­te.

CAPOTILLO

El acu­sa­do com­pa­re­ció ayer en la Au­dien­cia de Pon­te­ve­dra.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.