Más de cien ban­que­ros es­tán pro­ce­sa­dos por des­ma­nes que cos­ta­ron 4.000 mi­llo­nes

An­ti­co­rrup­ción in­ves­ti­ga cua­tro ope­ra­cio­nes en las ca­jas ga­lle­gas tras des­car­tar otras nue­ve sos­pe­cho­sas

La Voz de Galicia (Pontevedra) - - A Fondo - RU­BÉN SANTAMARTA

Des­de los al­tos di­rec­ti­vos de una pe­que­ña ca­ja ca­ta­la­na, la de Pe­ne­dés, has­ta un go­ber­na­dor del Ban­co de Es­pa­ña, al­go más un cen­te­nar de ban­que­ros, con­se­je­ros o al­tos car­gos de en­ti­da­des fi­nan­cie­ras han pa­sa­do des­de el 2014 por la Au­dien­cia Na­cio­nal pa­ra dar cuen­ta de sus des­ma­nes —por ac­ción u omi­sión— du­ran­te los años que ter­mi­na­ron por pre­ci­pi­tar la gran cri­sis ban­ca­ria de es­te país. Fue­ron ope­ra­cio­nes de cré­di­to muy cues­tio­na­bles, con po­cas ga­ran­tías o sin los in­for­mes co­rres­pon­dien­tes, sin ex­pli­ca­cio­nes al con­se­jo, o so­bre­suel­dos cuan­do la en­ti­dad en cues­tión es­ta­ba en el alam­bre (co­mo las ca­jas ga­lle­gas o Ban­kia).

Esas ope­ra­cio­nes cues­tio­na­bles su­pe­ran los 4.000 mi­llo­nes de eu­ros, se­gún la re­co­pi­la­ción de da­tos que han ido ofre­cien­do la Au­dien­cia Na­cio­nal y el FROB, el fon­do pú­bli­co de res­ca­te que ha re­mi­ti­do a la Fis­ca­lía An­ti­co­rrup­ción ca­sos de Ca­ja Ma­drid, Caixa Ga­li­cia, Cai­xa­no­va, Caixa Ca­ta­lun­ya, Sa Nos­tra, Ban­ca­ja, Ca­ja Gra­na­da... Y otras an­te­rio­res de CCM o la CAM. Un go­teo cons­tan­te, has­ta ayer mis­mo.

La ma­la pra­xis ban­ca­ria, se­gún el in­for­me del Tri­bu­nal de Cuen­tas, ha cos­ta­do a Es­pa­ña bas­tan­te más que esos 4.000 mi­llo­nes: su­man unos 120.000 en­tre ava­les del Es­ta­do, ga­ran­tías an­te que­bran­tos fu­tu­ros en en­ti­da­des su- bas­ta­das, y la pro­pia in­yec­ción de fon­dos de la UE.

Apa­ren­te­men­te, la res­pues­ta ju­di­cial ha si­do de mu­cho rui­do y po­cas nue­ces. De to­dos esos di­rec­ti­vos pro­ce­sa­dos, ese cen­te­nar lar­go, so­lo cin­co, to­dos vin­cu­la­dos a Cai­xa­no­va (con Ga­yo­so y Pe­go al fren­te), han ter­mi­na­do en pri­sión. Pa­ra el la con­de­na ha si­do a dos o me­nos años de pri­sión; o sim­ple­men­te una san­ción. Pe­nas de las lla­ma­das de Te­le­dia­rio. Ca­so de Her­nán­dez Mol­tó, el pre­si­den­te de la pri­me­ra ca­ja in­ter­ve­ni­da, la de Cas­ti­lla-La Man­cha. Si­mi­lar pa­ra las black de Ca­ja Ma­drid, don­de 65 di­rec­ti­vos, en­tre ellos Ble­sa y Ra­to, tu­vie­ron cas­ti­gos ca­si sim­bó­li­cos.

Pe­ro en esa re­la­ción del cen­te­nar lar­go de pro­ce­sa­dos no es­tán to­dos los que fue­ron. Va a cre­cer. Aún que­dan por pa­sar, y ser juz­ga­dos, quie­nes en­ca­be­za­ron la CAM, un agu­je­ro ne­gro en el sis­te­ma ban­ca­rio. Y qui­zá nue­vos di­rec­ti­vos de las ca­jas ga­lle­gas. Por­que, se­gún ex­pli­can fuen­tes ju­di­cia­les, hay cua­tro pro­ce­sos ju­di­cia­li­za­dos tras de­nun­cias del FROB, dos de Caixa Ga­li­cia y otras dos de Cai­xa­no­va. Al­guno pue­de ter­mi­nar en la Au­dien­cia Na­cio­nal si An­ti­co­rrup­ción ve ma­te­ria pa­ra ello tras me­ses de in­ves­ti­ga­ción. Es­tán ahí las mi­llo­na­rias pér­di­das de As­troc o una in­ver­sión in­mo­bi­lia­ria en Ri­vas-Va­cia­ma­drid. Otras in­ves­ti­ga­cio­nes, to­das vin­cu­la­das al la­dri­llo, han ter­mi­na­do en el ca­jón; otras nue­ve ope­ra­cio­nes cues­tio­na­bles o se han ar­chi­va­do por fal­ta de prue­bas o han pres­cri­to di­rec­ta­men­te, se­gún las fuen­tes. En­tre el 2014 y el 2015, el FROB re­mi­tió a la Fis­ca­lía 13 in­ver­sio­nes que pro­vo­ca­ron un que­bran­to de 988 mi­llo­nes en una en­ti­dad cu­ya rees­truc­tu­ra­ción cos­tó más de 9.100.

Se­rra pre­si­dió una ca­ja que ne­ce­si­tó 15.500 mi­llo­nes en ayu­das.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.