Geert Wil­ders nun­ca pier­de

La Voz de Galicia (Pontevedra) - - Internacional -

«Pa­se lo que pa­se, el ge­nio no vol­ve­rá a la bo­te­lla». Ya lo ad­vir­tió Geert Wil­ders an­tes de co­no­cer los re­sul­ta­dos que han co­lo­ca­do a su par­ti­do PVV en se­gun­da po­si­ción. Al ex­tre­mis­ta is­la­mó­fo­bo no le preo­cu­pa que Rut­te se ha­ya im­pues­to con un mar­gen más am­plio de lo que pro­nos­ti­ca­ban los son­deos. Pri­me­ro o se­gun­do, él siem­pre ga­na. Lo ha he­cho mar­can­do la agen­da al res­to de par­ti­dos, a los que ha con­ta­gia­do, con me­nor ra­di­ca­li­dad, la re­tó­ri­ca an­ti in­mi­gra­ción, se­ña de iden­ti­dad del PVV.

Des­de el VVD de Rut­te has­ta los so­cial­de­mó­cra­tas del Pv­dA han te­ñi­do sus dis­cur­sos de esa to­xi­ci­dad que des­pren­de el pre­cur­sor de la nue­va de­re­cha eu­ro­pea. Mien­tras los par­ti­dos eu­ro­peís­tas to­da­vía pa­la­dean el triun­fo en for­ma de por­cen­ta­jes y es­ca­ños, Wil­ders ce­le­bra su pro­pia vic­to­ria, la de ha­ber im­preg­na­do a la po­lí­ti­ca ho­lan­de­sa con sus ideas. El lí­der del PVV se pre­pa­ra pa­ra ma­nio­brar des­de la som­bra de la oposición a la que que­da­rá re­le­ga­do en es­ta le­gis­la­tu­ra.

Su men­sa­je, si­mi­lar al de Le Pen, tras­cien­de las fron­te­ras na­cio­na­les. En Ale­ma­nia, la can­ci­ller An­ge­la Mer­kel, se vio obli­ga­da a en­du­re­cer su po­lí­ti­ca mi­gra­to­ria en vis­ta del rá­pi­do as­cen­so de los po­pu­lis­tas del AfD. El pri­mer mi­nis­tro es­lo­va­co, el so­cial­de­mó­cra­ta Robert Fi­co, se su­mó tam­bién a la ini­cia­ti­va de sus ve­ci­nos cen­troeu­ro­peos pa­ra no aco­ger re­fu­gia­dos mu­sul­ma­nes pa­ra sa­car ré­di­to elec­to­ral y Bruselas no du­dó en se­llar un po­lé­mi­co acuer­do con Tur­quía pa­ra im­pe­dir la lle­ga­da de más mi­gran­tes. La UE lo­gra por el mo­men­to man­te­ner a ra­ya a los ex­tre­mis­tas, pe­ro es­tos no per­de­rán nun­ca mien­tras el res­to de fuer­zas si­gan ab­sor­bien­do sus dis­cur­sos.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.