El Dé­por en­cuen­tra un fi­lón a ba­lón pa­ra­do pa­ra el der­bi

Mar­ca de es­tra­te­gia el 46% de sus go­les, mien­tras el Cel­ta es el que más en­ca­ja

La Voz de Galicia (Pontevedra) - - Deportes - PE­DRO BARREIROS

Si el fút­bol fue­se una cien­cia exac­ta, el ca­mino del Dé­por pa­ra ga­nar el der­bi en Ria­zor ya es­ta­ría es­cri­to. El Cel­ta ha con­ce­di­do na­da me­nos que 13 go­les a ba­lón pa­ra­do, mien­tras su eterno ri­val, al que se en­fren­ta­rá pa­sa­do ma­ña­na (18.30 ho­ras, beIN LaLi­ga), mar­ca de es­tra­te­gia ca­si la mi­tad de sus tan­tos. La dis­tan­cia en­tre la vir­tud co­ru­ñe­sa y el de­fec­to ce­les­te se re­ve­la tan pro­nun­cia­da que pa­re­ce di­fí­cil que no pue­da afec­tar al en­cuen­tro más es­pe­ra­do de la tem­po­ra­da en Ga­li­cia.

El po­der de­por­ti­vis­ta se ha acen­tua­do en las úl­ti­mas se­ma­nas, es­pe­cial­men­te des­de la lle­ga­da al ban­qui­llo de Pe­pe Mel, quien en una en­tre­vis­ta en On­da Ce­ro des­pués de la vic­to­ria con­tra el Barcelona re­co­no­cía que ha tra­ba­ja­do las ju­ga­das de es­tra­te­gia des­de que lle­gó. «No te­nía­mos mu­cho tiem­po pa­ra en­tre­nar, en­tre re­cu­pe­ra­ción y tal la ver­dad es que si al­go po­día­mos tra­ba­jar era es­tra­te­gia, que no tie­ne des­gas­te fí­si­co, y ya nos sa­lió con­tra el Atlé­ti­co de Ma­drid (se re­fie­re al pa­ra­dón de Oblak al re­ma­te de Mos­que­ra con 1-0 en el mar­ca­dor), ga­na­mos en Gi­jón así (el me­dio­cen­tro co­ru­ñés mar­có de ca­be­za en un sa­que de es­qui­na) y hoy (por el pa­sa­do do­min­go) he­mos vuel­to a ga­nar así (Jo­se­lu re­ma­tó a que­ma­rro­pa tras un sa­que de es­qui­na pa­ra abrir el mar­ca­dor y Ber­gan­ti­ños ca­be­ceó el se­gun­do), en­ton­ces cuan­do no tie­nes tiem­po pa­ra tra­ba­jar... pe­ro creo que la es­tra­te­gia te da y te qui­ta mu­chas co­sas», aña­dió el téc­ni­co.

En el ca­so blan­quia­zul, des­de lue­go le ha brin­da­do ya un buen pu­ña­do de pun­tos y tam­bién le abrió el ca­mino has­ta los oc­ta­vos de fi­nal de Co­pa. De los 37 go­les mar­ca­dos por el Dé­por en com­pe­ti­ción ofi­cial (31 en Li­ga y 6 en el tor­neo del k. o.), na­da me­nos que 17 tu­vie­ron su ori­gen en una fal­ta la­te­ral, un cór­ner o bien fue­ron ano­ta­dos des­de el pun­to de pe­nal­ti. Son ca­si el 46 % de to­das sus dia­nas. Tal re­sul­ta la in­fluen­cia de las ju­ga­das a ba­lón pa­ra­do en los éxi­tos del equi­po co­ru­ñés, que aque­llas han pro­ta­go­ni­za­do las ale­grías des­de el pri­mer gol de la tem­po­ra­da, el de Mos­que­ra al Ei­bar en el se­gun­do pa­lo, has­ta el úl­ti­mo lo­gra­do por aho­ra, el ci­ta­do de Álex Ber­gan­ti­ños con­tra el Barcelona.

Es­te lle­gó de ca­be­za, es de­cir, del mis­mo mo­do que cin­co de los on­ce úl­ti­mos tan­tos de­por­ti­vis­tas. Otra vez ca­si la mi­tad. De los más re­cien­tes a los me­nos, se­rían: Ber­gan­ti­ños (Ba­rça), Mos­que­ra (Spor­ting), Bor­ges (Es­pan­yol), Ba­bel y An­do­ne (am­bos al Osa­su­na). Hay que sub­ra­yar el da­to de que to­dos es­tos fue­ron obra de dis­tin­tos fut­bo­lis­tas, por lo que los lan­ces a ba­lón pa­ra­do se re­ve­lan co­mo un plan co­mún Cin­co fut­bo­lis­tas di­fe­ren­tes mar­ca­ron los cin­co úl­ti­mos go­les de ca­be­za del Dé­por.

Go­les de ca­be­za

De los úl­ti­mos on­ce que ha mar­ca­do el Deportivo

Go­les de es­tra­te­gia

El Dé­por fes­te­jó 13 en Li­ga, el 46 % de los que ha ano­ta­do

de ata­que y no la es­pe­cia­li­dad de un de­ter­mi­na­do ju­ga­dor. Es de­cir, no hay un Cris­tiano o un Adu­riz (aquel con 46 es el ju­ga­dor en ac­ti­vo con más go­les de ca­be­za en Li­ga y so­lo es­te aguan­ta su rit­mo con 45) en el equi­po que aho­ra en­tre­na Mel, sino va­rios ca­pa­ces de sa­car pro­ve­cho al acier­to de los lan­za­do­res. Por re­fe­rir­se a los más re­cien­tes, Ço­lak sir­vió tres de es­tos cin­co tan­tos, mien­tras

Go­les re­ci­bi­dos por el Cel­ta a ba­lón pa­ra­do

Los mis­mos que el co­lis­ta Osa­su­na

Fa­yçal y Car­les Gil die­ron las asis­ten­cias en los otros dos. En tér­mi­nos glo­ba­les, de la zur­da del tur­co sa­lie­ron seis cen­tros de­ci­si­vos a ba­lón pa­ra­do, mien­tras la dies­tra del in­ter­na­cio­nal ma­rro­quí par­ti­ci­pó en otra me­dia do­ce­na.

Con el der­bi ya co­mo úni­co pen­sa­mien­to en los dos ban­dos que se en­fren­ta­rán pa­sa­do ma­ña­na en Ria­zor, el Cel­ta se ha re­ve­la­do

has­ta aho­ra co­mo un ad­ver­sa­rio pro­pi­cio a la ho­ra de en­ca­jar go­les a ba­lón pa­ra­do. No en vano, es el peor de la Li­ga en es­ta fa­ce­ta, con tre­ce go­les re­ci­bi­dos. Se si­túa así co­mo el equi­po que más tan­tos lle­va su­fri­dos en ac­cio­nes de es­tra­te­gia, igua­la­do con el Osa­su­na, co­lis­ta de la ca­te­go­ría.

Pa­de­ció el úl­ti­mo de es­tos lan­ces el pa­sa­do do­min­go. Sol­da­do dio el triun­fo al Vi­lla­rreal en Ba­laí­dos des­pués de una ju­ga­da na­ci­da de la es­tra­te­gia de un sa­que de es­qui­na. Mu­sac­chio ca­be­ceó y el ba­lón tro­pe­zó en el ros­tro del de­lan­te­ro pa­ra aca­bar en el fon­do de la red. Por­que en el fút­bol los ca­mi­nos del gol nun­ca es­tán es­cri­tos.

GON­ZA­LO BARRAL

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.